NUEVO DISEÑO
NUEVO DISEÑO

coexistiran dos monedas

Maduro anunció que los precios y los salarios estarán anclados al Petro, la criptomoneda venezolana

Maduro anunció que los precios y los salarios estarán anclados al Petro, la criptomoneda venezolana
El país caribeño tendrá dos monedas nacionales. Algo parecido a lo que ocurre en Cuba en donde conviven el peso convertible y el peso normal
Por Ruben Ramallo
15.08.2018 10.17hs Finanzas

Venezuela se enfrenta a una inflación sin precedentes. En un esfuerzo por controlarla, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ha declarado que Petro, la criptomoneda bolivariana, pasará a ser la segunda moneda oficial del país.

Maduro anunció en un discurso televisivo que la compañía petrolera estatal PDVSA usará el Petro como unidad de cuenta. Además, el gobierno introducirá un nuevo sistema de salarios y un sistema de precios para los bienes y servicios que están anclados en el Petro.

Petro es la primera criptomoneda lanzada desde un gobierno, lo cual es paradójico, ya que las criptomonedas nacieron como divisas no centralizadas.

El 20 de agosto será el día elegido para que la nueva moneda sea cooficial. “El próximo Lunes, Venezuela tendrá una segunda moneda basada en el valor de Petro” fueron las palabras del presidente en televisión.

Según Maduro, la implantación de un nuevo sistema salarial y de precios basado en Petro "supondrá una mejora sustancial en los ingresos de los trabajadores" y ayudará a "reaparecer el precio máximo de venta al público."

El Banco Central (BCV) "comenzará a publicar las cifras oficiales del valor del bolívar soberano según el Petro y el valor del petróleo según las monedas internacionales." 

El gobierno venezolano lanzó la preventa del Petro en febrero, con 82,4 millones de la primera criptomoneda nacional respaldada por petróleo disponible en ese momento.

El país introdujo la moneda en un intento de atraer a los inversores extranjeros y eludir las sanciones de EE.UU. y U.E, así como superar la hiperinflación catastrófica que se prevé que alcance el 1.000.000% en 2018.

Cabe apuntar que en esa fecha también entrará en vigencia una nueva familia de 8 Billetes con denominaciones que van de los 2 hasta los 500 Bolívares y dos monedas de (1 Bolívar y 0,50 céntimos), ahora respaldadas por la criptomoneda Petro.

Este pack sustituirá al cono monetario vigente. Bajo este nuevo esquema, un billete de Bs: 100 mil equivaldrá a 1 Bolívar soberano (BsS). A su vez, 500 Bolívares Soberanos, representarán 50 millones de los de ahora.

“Van a haber nuevas reglas de juego en Venezuela para todo lo que tiene que ver con el proceso de producción, de crecimiento económico, de fijación de precios, el sistema salarial y el sistema de protección social”, expresó con referencia a la reconversión monetaria y cambios económicos que entrarán en vigencias el próximo 20 de agosto.

El Petro, según el gobierno venezolano, será respaldado por el Banco Central de Venezuela. Al parecer, es está estudiando un sistema de salarios basado en la divisa virtual y se están creando guías para saber qué precios poner, en Petro, a bienes y servicios. Por supuesto, todo esto es especulación y desde el gobierno de Venezuela no se han dado detalles reales y concretos.

Según el documento oficial del Petro, la criptomoneda cumple plenamente con la legislación venezolana, aunque la oposición en la Asamblea Nacional afirmó públicamente que la emisión del Petro era ilegal.

Aunque algunas partes del documento carecen de detalles precisos y otras no están respaldadas por argumentos suficientes, hay algunos casos claros de uso económico. Pagar impuestos y otras liquidaciones con organismos estatales sería por lo menos un 10 por ciento más barato con el Petro, que está previsto que se amplíe a otros mercados de pago en el futuro.

El documento oficial dice que el Petro puede ser fácilmente convertido a dólares estadounidenses y otras monedas, lo que ayudará a Venezuela en el comercio de exportación. Aún así, existe la posibilidad de que pueda comprarse con fondos que se recibieron ilegalmente en las bolsas cripto o en forma privada, y luego intercambiarse por petróleo que puede ser "lavado" y documentado para finalmente ser vendido a través de prácticas comerciales honestas en varias jurisdicciones.

La inflación en Venezuela es un problema de grandes dimensiones. El nuevo bolívar (una versión con una nueva estética y un menor valor) ha salido para intentar paliarla, al menos de manera psicológica. 100.000 bolívares tradicionales serán un nuevo bolívar. Se espera que la adopción de esta criptomoneda reduzca la inflación y mejore la situación económica del país.

La adopción de Petro es un hito en la historia financiera mundial, pues es la primera adopción por parte de un estado de una criptomoneda.

Las críticas de los economistas

A pesar de ello, las dudas y el escepticismo son compartidas por muchos, y solo queda ver cómo responde el pueblo y la economía venezolana a la introducción de una criptomoneda como moneda cooficial.

En tal sentido, el diputado a la Asamblea Nacional (AN) y economista, José Guerra, manifestó este martes que si los salarios y precios equivaldrán al valor del petro, según lo anunciado por el primer mandatario nacional, Nicolás Maduro, la economía "se va a dolarizar".

"El petro según lo que dice el Gobierno es equivalente a un barril de petróleo comercial, es decir, una vez que se venda. Si usted va a referenciar los salarios al petro esta diciendo que va a dolarizar la economía, porque todo va a a estar en petro, y el petro vale 63 dólares que es un barril de petróleo. Asimismo, está renunciando a la soberanía monetaria", explicó Guerra.

"Estos sistemas bimonetarios tienen sentido solamente si uno va a sustituir a otro, salvo que se quiera aplicar el sistema cubano que tiene dos unidades monetarias, una para el cubano de a pie, y otra para aquellos que traen dólares", señaló Guerra.

Por último, calificó al petro como no comerciable, dado que "no existe como unidad de cuenta, no es visible y no se puede utilizar".

En tanto, el economista y catedrático Víctor Álvarez consideró que la medida de “anclar el Bolívar Soberano al Petro y activar dos sistemas contables, uno en BsS y el otro en petros, funcionará si y solo si hay un compromiso creíble y verificable de no emitir mas dinero para financiar el déficit de las empresas públicas”.

“Si insisten en cubrir el déficit fiscal con mas emisiones de bolívares sin respaldo, el anclaje al Petro será una mentira y la reconversión monetaria habrá fracasado”, recalcó

Comentó además que “la coexistencia de dos sistemas contables significa que habrá dos listas de precios: una en petros, que se mantendrá mas o menos constante; y otra en BsS, que subirá al ritmo que aumente la emisión de dinero, el dólar paralelo y la escasez”.

En este sentido, explicó que “es como si se fijaran simultáneamente los precios en Unidades Tributarias (petros) y en BsS. La UT se mantiene constante, lo que cambia es su expresión en bolívares. Así se crea la impresión de que los precios en petros no suben, pero en BsS si aumentan”, acotó.

“En consecuencia la gente va a preferir que le paguen en petros y se va a crear una demanda de petros que terminará sustituyendo al BsS una vez que su poder de compra haya quedado disuelto por las emisiones desmesuradas que se seguirán haciendo para cubrir el déficit de Pdvsa, Corpoelec, Metro, etc.”, explicó.

Para el catedrático “son artificios cosméticos para maquillar el rostro de una economía muy enferma que solo sanará si se ejecuta un Programa de Estabilización Económica bien pensado, con las medidas correctas, aplicadas en su secuencia lógica y a un ritmo adecuado”.

"Advirtiendo que el gobierno no ha explicado el tema, lo que se deduce es que es la aplicación de un sistema dual, de cambio. Algo parecido a lo que ocurre en Cuba con el peso convertible y el peso normal", explica a CNET en Español Omar Lugo, director del portal El Estímulo y periodista experto en economía.

"La medida está destinada al fracaso porque dice Maduro que el bolívar soberano está atado al valor del Petro y que esta unidad será respaldada por el barril del petróleo. Pero esto no funciona así", sentencia Lugo.

"Los respaldos suceden por la confianza en el buen manejo de la economía y en tus reservas reales, no en la posibilidad o promesa, por ejemplo, de producir petróleo o explotarlo", agrega.

Más sobre Finanzas