Más artículos

Caputo, el hombre de confianza de Macri que duró 100 días en el Banco Central

Caputo, el hombre de confianza de Macri que duró 100 días en el Banco Central
Asumió al frente de la entidad rectora el 14 de junio pasado, cuando el dólar había tocado los $28,43. Dejó su cargo con la divisa por encima de los $38
25.09.2018 11.59hs Finanzas

Luis Caputo presentó su renuncia al frente del Banco Central en medio del viaje del Presidente a Estados Unidos y durante el cuarto paro nacional de la CGT contra la gestión de Mauricio Macri.

El paso al costado del hombre de confianza del Presidente tomó por sorpresa al mundo político y económico.

El exministro de Finanzas -desde donde buscaba el reingreso del país a los mercados internacionales para asegurar el financiamiento externo- asumió al frente de la autoridad monetaria el 14 de junio pasado, en reemplazo del desgastado Federico Sturzenegger. Su gestión duró 100 días.

Cuando llegó a la entidad rectora, dólar había tocado los $28,43. Abandonó el cargo con la divisa cotizando por encima de los $38. Tras su paso al costado, en el Banco Nación, la moneda estadounidense se disparaba a los $39,70.

Fue definido por el jefe de Gabinete, Marcos Peña, con una figura futbolera para defender su designación: "Toto Caputo es un orgullo para este país. Era de las 10 o 15 personas más talentosas en el tema de finanzas, estaba recontra hecho. Jugaba la Champions League, no jugaba en Aldosivi y deja todo para venir a jugársela por su país", afirmó.

Gestión

Una de sus primeras grandes resoluciones, cuando encabezaba la secretaría de Finanzas, fue la renegociación de la deuda con los fondos buitre, maniobra que encabezó junto al entonces ministro Alfonso Prat-Gay.

En 2016, los buenos resultados de su gestión llevaron a Macri a convertir la secretaría en ministerio, lo que implicó mayor poder en sus manos.

Con su crecimiento también llegaron las denuncias, como la que lo vinculó a los Paradise Papers.

Diputados del Frente para la Victoria lo denunciaron por "omisión maliciosa, negociaciones incompatibles con el ejercicio de funciones públicas, tráfico de influencias, uso de información privilegiada, incumplimiento de los deberes de funcionario público y lavado de activos".

En abril pasado, se presentó ante la comisión Bicameral de Seguimiento y Control de la Gestión de Contratación y de Pago de la Deuda, en una sesión que terminó en escándalo, luego de que le enviara un papel manuscrito a la diputada Gabriela Cerruti -una de sus principales detractoras- en la que le pidió: “No seas tan mala, mis hijas tienen 11 y 13 años”. La legisladora se paró y comenzó a increparlo, lo que terminó provocando el fin de su ponencia.

La llegada de Caputo al Central buscó llevar tranquilidad a los mercados, habida cuenta de la buena relación de los ahora ex funcionarios, principalmente con los operadores en Wall Street.

Pero la divisa no paró de escalar.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Te puede interesar
Zoom Recomendadas