Más artículos

El Bitcoin cayó 7% en apenas 30 minutos y vale un 67% menos que su máximo histórico

El Bitcoin cayó 7% en apenas 30 minutos y vale un 67% menos que su máximo histórico
Los analistas debaten si las cotizaciones de las monedas virtuales volverán a despegar para recuperar el esplendor de antaño o si seguirán cayendo
Por Rubén Ramallo
11.10.2018 14.15hs Finanzas

Quienes ingresaron en las últimas horas a las páginas especializadas en criptomonedas para revisar la evolución de los precios se llevaron una sorpresa, y no del todo agradable, pues la gran mayoría de las cotizaciones tuvieron una importante caída, que en algunos casos incluso rozaron el 14%.

El derrumbe en realidad se produjo en simultáneo en la madrugada de Nueva York, cuando el  Bitcoin, por ejemplo, cayó en 30 minutos de u$s6.600 a u$s $6.250. Es decir que su valor perdió en ese breve lapso 350 dólares. 

Los mercados que registraron los mayores volúmenes de transacciones fueron BitMEX, Bitforex yBitfinex, entre otros, todos ellos con fuerte presencia en el sudeste asiático. Es por esta razón, que muchos expertos han aseverado que el impulso a la baja viene de nuevo por ventas masivas desde Corea del Sur y Japón.

Pero no solo fue el Bitcoin el que se vino abajo, pues con una pérdida del 7%, cayó menos que otros de sus competidores, ya que por ejemplo el Ripple perdió un 14%, BitcoinCash el 13%, Ethereum un 12% y Eos otro 11%.

Como consecuencia de ello, la capitalización de las más de 2.000 monedas existentes cayó de unos u$s217.000 millones a u$s205.000 millones, es decir, que perdió u$s12.000 millones en media hora. 

En vista de que las demás monedas cayeron más que el de Bitcoin, éste volvió a ganar en dominancia del mercado y ahora tiene el 54% de la capitalización del ecosistema.

Aitor Méndez, analista de IG, ha señalado que "tras la baja registrada durante los meses de veranoseptentrional, tanto en capitalización de mercado como en volumen negociado, la actividad no ha logrado recuperarse con contundencia tras el clásico receso estival". 

Ya nada es igual…

Más allá de este ajuste puntual, el mercado de las criptodivisas vive una situación muy distinta a la que evidenció un año atrás y que alcanzó su máximo esplendor a fines de 2017, en particular en lo que hace a su divisa más emblemática: el Bitcoin.

Hoy los analistas debaten si las cotizaciones de las monedas virtuales volverán a despegar para recuperar el esplendor de antaño o si por el contrario, seguirán con su senda bajista, que ya se extiende por más de diez meses.

No escapa a nadie el hecho que después de la gran trepada iniciada en agosto del año pasado, los precios de las monedas virtuales cayeron en forma estrepitosa.

“Muchas criptomonedas han regresado al punto en el que estaban a princiòps de noviembre del año pasado, poco antes del rally de fin del año pasado, cuando hubo inmensas ganancias”, consigna un reciente informe de The New York Times.

La nota agrega que “los mercado de monedas virtuales han atravesado auges y caídas antes, y se han recuperado de nuevo. Pero este desplome podría tener un efecto más duradero debido al enorme número de personas comunes que invirtieron en monedas digitales durante el año pasado y que es probable que asocien las criptomonedas con ruina financiera durante mucho tiempo”.

En efecto, la última cotización del Bitcoin alcanza apenas al 30% del máximo alcanzado a mediados de diciembre pasado, cuando rondó los u$s19.500 por unidad.

Es más, con una cotización de u$s6.250, se ubica en un nivel que es apenas u$s70 superior al mínimo del año que se registró en julio pasado.

Pero el Bitcoin no es la única moneda que evidencia fuertes caídas en sus cotizaciones, ya que otras, como como Eethereum, que es la segunda divisa digital de mayor cotización, tocó su máximo histórico en enero de este año en los u$s1.380, pero en la actualidad solo alcanza los 200.

Según cálculos de Coinmarketcap, las criptodivisas llegaron a tener un valor cercano a los u$s800.000 millones en enero, cifra que se ha visto reducida hasta los u$s205.000 millones actuales.

Buscando los motivos de la baja

Un reciente estudio trata de explicar los motivos que llevaron a esta contracción en los precios y pone en evidencia cuál es el motivo que antecede a los factores que habitualmente se mencionan.

Si bien pueden mencionarse distintas causas como por ejemplo la volatilidad de las cotizaciones, el número cada vez mayor de regulaciones que van aplicando diversos países o los fraudes y ataques cibernéticos que generan enormes pérdidas, el principal motivo es que cada vez hay menos entusiasmo entre los inversores por este tipo de mercado.

Esta sería, entonces, lo que llevó a que el volumen de operaciones haya descendido un 36% durante la primera mitad de este 2018.

El estudio de la firma Juniper Research, que llega a esta conclusión básicamente con respecto al Bitcoin, también se extiende a otras monedas virtuales y lo peor de todo es que además extrae otras conclusiones pesimistas.

En cuanto a lo que puede suceder en los próximos meses, "hay muchas de las métricas en el mundo de las criptomonedas que apuntan a una implosión del mercado", señalan. 

Esta investigación va en la misma línea de otra publicada por académicos de la universidad de Princeton y de Florida, en el que aseguraron que el gobierno de China, país con un rol central en esta industria, debido a que en él se “mina” más de un tercio de las criptomonedas que se ponen en circulación, tiene la capacidad de atacar e destruir  toda la red de Bitcoin, gracias a su control casi completo de la red.

Otro de los datos que hace encender luces de alarmas es la forma en que ha venido evolucionando el volumen de las operaciones. Una investigación de CoinTelegraph concluye que el monto total de las transacciones diarias se ha desplomado desde los u$s3.700 millones hasta los u$s670 millones durante los seis primeros meses. 

A manera de proyección, el mismo trabajo estima que “sobre la base de la actividad durante la primera mitad del tercer trimestre, se producirá una caída adicional cercana al 50% en los valores de transacción en ese trimestre”.

Por lo tanto, creen que el desplome en los valores de transacciones conducirá al mercado a una debacle aún mayor.

No obstante, a favor de las monedas virtuales juega el hecho que llegaron a Wall Street, ya que a principios de agosto, Intercontinental Exchange, el grupo propietario de la bolsa de Nueva York (NYSE), anunció una alianza con la cadena de cafés Starbucks para lanzar una plataforma que permita negociar en el mercado de las criptomonedas.

¿Una corrección natural?

"Es una corrección natural, todas las correcciones históricas han sido así. Todo lo que sube mucho, muy rápido, también baja mucho", asegura Alex Preukschat, coordinador de Blockchain España

Preukschat sostiene que al igual que sucede en el sistema financiero, el afán de querer especular con activos de inversión con la intención de obtener ganancias siempre va a estar presente. 

Esta última afirmación es tomada por UBS, quele pone cifras. Según el banco suizo, la oscilación de las monedas digitales se debe en un 70% a la especulación.

La entidad destaca con todo que el Bitcoin todavía está en lo que define como “infancia” y que es muy difícil determinar aún si satisface la definición de un activo válido y sostenible como medio de pago, al uso de una divisa tradicional, o si bien se trata de una clase alternativa de activo financiero, con los altibajos inherentes a la Bolsa.

Por lo pronto, la esencia de las criptodivisas, como activos desregulados y no vinculados a ningún banco central que se encargue de respaldarlas, están expuestas a cualquier fluctuación de la cotización provocada por la demanda, que en algunas ocasiones es brusca, y una oferta limitada por definición.

Manuel Pingarrón, director de la consultora Simon-Kucher, introduce el concepto de “moda” para referirse a la valoración que se tiene de las criptomonedas.

Y sostiene que su depreciación no quiere decir que se deje de operar con este tipo de monedas, ni que dejen de estar “de moda”. Más allá, el experto dice que es “arriesgado” comparar al Bitcoin con burbujas como la inmobiliaria o la de las puntocom.

“El crecimiento de las monedas virtuales se debe simplemente a una cuestión de oferta y demanda: la oferta es escasa, ya que las criptomonedas están limitadas, mientras que la demanda es alta, por lo tanto, el activo se revaloriza”, explica Pingarrón.

El experto añade que la inversión en divisas virtuales seguirá aumentando en los próximos años, aunque continúen perdiendo valor.

Una de las mayores críticas que reciben las criptodivisas por parte de los analistas es su sistema de seguridad. Un estudio de Barclays mencionaba recientemente que el uso de las monedas digitales está abocado a países en los que los consumidores y las empresas manifiestan una gran desconfianza en las monedas emitidas por sus propios Gobiernos.

“El futuro de las criptomonedas es incierto, pero cada día lo es menos”, manifiesta Pingarrón y recuerda que grandes bancos ya están investigando y trabajando con este tipo de activos.

El futuro revelará si las monedas digitales se convierten en una divisa a la par de las tradicionales o si se trató –en el caso de que ocupen un papel marginal en las finanzas o incluso desaparezcan– de un activo que vivió su momento de esplendor.

Conocé el valor del dólar en Dólar Hoy y seguí la cotización y comportamiento minuto a minuto. CLICK AQUÍ
Temas relacionados
Finanzas en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído