iProfesionaliProfesional

Cuál es una buena opción de financiación para Pymes y con baja tasa de interés que ofrece la Bolsa

Para muchas Pymes, obtener financiación a tasa de interés conveniente es un dilema difícil de resolver, pero existen instrumentos de gran utilidad
10/06/2024 - 16:06hs
Cuál es una buena opción de financiación para Pymes y con baja tasa de interés que ofrece la Bolsa

Lograr un crédito y financiación a tasas de interés accesibles puede ser vital para el funcionamiento de cualquier empresa y en particular para las Pymes. Pero en el mercado de capitales, existen algunos instrumentos que se adecuan a sus necesidades de capital, en especial de corto plazo.  

Uno de ellos es el cheque de pago diferido, que es un instrumento que se emite en una fecha, pero se cobra en una fecha posterior y es utilizado como pago por un bien o servicio.

La principal ventaja que supone esta opción de pago es que permite la transacción de estos documentos en el mercado de capitales, por lo que se convierte en una herramienta muy utilizada para obtener financiación bursátil, en particular para las Pymes.

Desde IOL sostienen que "para el inversor, este tipo de instrumentos es atractivo porque le permite tomar un poco más de riesgo para obtener una tasa fija superior a otros activos". Y agregan: "En tanto que para el emisor logra financiarse a una tasa muy competitiva".

La ventaja para ambas puntas es que pueden obtener una buena tasa para el inversor y el tomador es posible porque el Mercado de Capitales saca al intermediario, por ejemplo un banco.

Los cheques dan al inversor la posibilidad de ganar una diferencia

Cómo funciona esta opción de financiación con menor tasa de interés

Este segmento del mercado bursátil funciona de la siguiente manera: quien tiene cheques a cobrar en un futuro (por un plazo máximo de 360 días) puede adelantar su cobro vendiéndolos en la Bolsa, mientras que quien posee fondos líquidos puede comprar estos cheques a cambio de una determinada tasa de interés. Los cheques de pago diferido cuentan con tres sistemas de negociación, según quien se responsabilice del pago.

  • El sistema patrocinado: una empresa es autorizada por la Bolsa para que los cheques que emitió para financiar sus actividades se negocien en el mercado de capitales.
  • El sistema avalado: las pequeñas y medianas empresas pueden negociar cheques propios o de terceros, a través de una sociedad de garantía recíproca (SGR) autorizada por la Bolsa que garantiza su pago.
  • El sistema de cheques endosados: las sociedades cotizantes de acciones en la Bolsa pueden negociar los cheques de sus clientes en el mercado.

Es importante destacar que al adquirir un cheque patrocinado se asume el riesgo correspondiente a la empresa libradora, con lo cual la tasa implica un riesgo mayor. Ante la eventualidad de incobrabilidad de un cheque, se procede según la Ley de Cheques.

Por su parte, al estar garantizado su pago en caso de dificultad de cobro, los cheques avalados por una SGR se negocian a una tasa considerablemente menor a los patrocinados.

Ventajas del sistema de cheques diferidos para las Pymes

  • Oportunidad de inversión de corto plazo al alcance de pequeños ahorristas, quienes obtienen tasas atractivas para montos de inversión que van de un mínimo de mil pesos en adelante
  • Liquidez tanto del mercado primario como secundario.
  • Mayores niveles de retorno respecto de similares alternativas de inversión.
  • Los cheques pueden estar avalados, lo que produce un riesgo de incobrabilidad acotado.

Ganancias para el inversor y las Pymes

Los cheques dan al inversor la posibilidad de ganar una diferencia que surge de comprar el cheque en el mercado de capitales a un valor menor a su monto y cobrarlo una vez llegado su vencimiento. Esta diferencia es el resultado de la aplicación de una tasa de interés que se descuenta al momento de la venta del cheque en el mercado. El cheque se venderá al mejor postor en una subasta de tasas que tiene lugar dentro del ámbito bursátil.

Estas tasas se calculan en función del período comprendido desde la compra del cheque hasta su vencimiento, momento en que el inversor que adquirió los valores recibe el monto total consignado en el cheque. En cuanto a las tasas de interés vigentes, en la última rueda fueron desde el 28,5% anual a 30 días a un máximo del 49% a 85 días, según informa IOL.

Cabe señalar además que el 16 de mayo de 2024, la Comisión Nacional de Valores emitió la Resolución General Nº 1003/2024 que, entre otras modificaciones, permite que los cheques de pago diferido puedan ser transferidos por sus adquirentes.

Temas relacionados