Más artículos
Ni veganos ni vegetarianos: cómo es llevar una dieta flexitariana

Ni veganos ni vegetarianos: cómo es llevar una dieta flexitariana

Ni veganos ni vegetarianos: cómo es llevar una dieta flexitariana
Este nuevo término se utiliza para denominar a un tipo de alimentación que mezcla todo tipo de productos y los distribuye en la dieta
Por iProfesional
09.09.2020 12.35hs Health & Tech

Las dietas veganas y vegetarianas cada vez tienen más adeptos. Son muchas las personas que han elegido y siguen eligiendo estos planes de alimentación, que no solo están relacionados con el cuidado de la salud, sino que además tienen un costado ideológico en relación al uso y disposición de los animales para consumo humano.

La diferencia entre veganismo y vegetarianismo está, básicamente, en la ingesta de productos lácteos y derivados animales -quesos, leche, yogurt, huevos, manteca-. Los veganos no los comen, de hecho tienen alternativas de origen vegetal a todos esos alimentos, pero los vegetarianos sí. Estos últimos solamente han abandonado el consumo de carnes -pollo, pescado, carne vacuna y de cerdo-.

En ambos casos el acuerdo está en el no consumo de carnes. Sin embargo, recientemente apareció un término que podría posicionarse en el medio entre los veganos o vegetarianos y quienes sí consumen carnes.

Se trata de los flexitarianos, que son aquellas personas que consumen todo lo que comen quienes llevan una alimentación vegana pero, además, en cantidades moderadas, comen lácteos, huevos y carnes. Esto significa que ingieren productos como mayonesa vegana, bebidas vegetales, seitán y tofu, que quizá son los artículos veganos más conocidos, pero al mismo tiempo pueden comer un asado o un wok con pollo.

Los flexitarianos consumen, eventualmente, carnes y otros productos de origen animal
Los flexitarianos consumen, eventualmente, carnes y otros productos de origen animal

Si bien comen carne, su ingesta es controlada, es decir que no la incluyen en su dieta como cualquier otra persona que no tiene restricciones en su alimentación. Sin embargo, tampoco se privan consumir este tipo de productos.

Dado que ingieren alimentos de origen animal e incluso comen carnes, no resulta necesario que suplementen ciertas vitaminas, como la B12, que es suplemento por excelencia que los veganos deben tomar.

¿Cómo incluyen la carne?

En general los flexitarianos no tienen un plan estricto que siguen diaria o semanalmente. Lo que hacen es "relajar" sus hábitos de alimentación y consumir carne cuando las opciones son acotadas, como las vacaciones o una salida con amigos.

De esta manera, priorizan la ingesta de platos preparados con alimentos de origen vegetal, pero eventualmente consumen carnes o derivados.

De acuerdo al libro de la autora Dawn Jackson Blatner, titulado "La dieta flexitariana", hay 5 grupos principales de alimentos que componen este tipo de alimentación.

En primer lugar y casi como protagonistas están las frutas y verduras. Son una gran fuente de sustancias antioxidantes, vitaminas y fibra, que potencian el sistema inmune. Según un estudio publicado en el año 1991 en la American Journal of Clinical Nutrition, los individuos que consumen más frutas y verduras a diario consumen aproximadamente un 40% menos de calorías, con lo cual contribuyen a la reducción y mantenimiento de un peso saludable.

Estas personas también se alimentan a base de granos enteros, como el salvado, el germen, el arroz, las pastas integrales, el centeno y el mijo. Contienen fibra, magnesio, vitamina E y fitoesteroles, con efectos comprobados en la prevención de cardiopatías, diabetes, obesidad y cáncer de colon.

Los flexitarianos consumen arroz, entre otros granos enteros
Los flexitarianos consumen arroz, entre otros granos enteros

Los tomates y los hongos también componen su alimentación. Estos productos contienen de forma natural el compuesto glutamato monosódico, responsable del quinto sabor umami, y que también se encuentra naturalmente en carnes rojas y pescado. Consumir este tipo de vegetales recordaría y suplantaría el típico sabor de las mismas.

Los lácteos fermentados también se hallan en su alimentación, dado que son fuente conjunta de calcio y vitamina D. Al mismo tiempo, aportan proteínas, vitamina A, vitamina B12, fósforo y, en el caso del yogur, también bacterias saludables para el intestino.

En general, los flexitarianos no consumen azúcar, por lo cual eligen sustitutos de este producto. Pueden optar por el jarabe de agave, el jarabe de arce y especias dulces naturales como la canela, la vainilla y el clavo.

Lo más leído
Más sobre Health & Tech