CEO activismo en la Argentina: quiénes son los líderes que más se comprometieron con causas sociales

CEO activismo en la Argentina: quiénes son los líderes que más se comprometieron con causas sociales
Con qué asuntos se comprometieron los empresarios más reconocidos de la Argentina y qué otros temas dejaron curiosamente fuera de su agenda
Por Paula Krizanovic
09.02.2021 12.11hs Management

El consultor independiente de comunicación estratégica, Joaquín Rizzo, dio a conocer en los últimos días un estudio sobre "CEO activismo" en la Argentina.

En el mundo este término está asociado a los líderes de empresas multinacionales que usan su voz y visibilidad como empresarios para señalar además problemas sociales, económicos, políticos o medioambientales con los que se identifican.

Está claro que la tendencia en un mundo cada vez más comunicado ya no es la de tener un líder "políticamente correcto" que nunca expresa sus ideas más allá del negocio, o más aún, que es desconocido para el público por permanecer siempre tras bambalinas.

Se trata de un fenómeno que no es nuevo pero que tuvo su auge en Estados Unidos durante la presidencia de Donald Trump, cuando muchos líderes le dieron la espalda al mandatario por salirse del Acuerdo de París, recortar las visas para talentos extranjeros y por sus políticas raciales y policiales. 

El CEO activismo está a la orden del día también tras un año de pandemia de COVID-19 en el cual las personas estuvieron atentas no solo a la colaboración de las empresas con las autoridades en la gestión de la crisis sanitaria, sino también hacia el trato a su staff y público interno. 

¿Fue la pandemia un tema que logró despertar el todavía tímido activismo CEO en la Argentina? "Si bien hubo muchas menciones sobre la pandemia, la mayoría se vinculan con la economía y el impacto en distintos sectores", le dijo a iProfesional Rizzo, tras haber dado a conocer el estudio.

Destacó además que Claudio Belocopitt (de Swiss Medical) y Facundo Manes (neurocientífico y fundador de Fundación INECO) fueron quienes hicieron activismo en relación a la pandemia. "Belocopitt pidió constantemente respetar las normas gubernamentales para evitar el colapso, y Manes se centró más en cómo los vínculos humanos debían mantenerse para no impactar negativamente en la salud mental", aseguró.

Pero en general Rizzo remarca que todas las declaraciones de empresarios sobre la cuarentena fueron vinculadas a la economía y a los sectores específicos en los que se desenvuelven. "Sigue siendo CEO Activismo, porque fueron opiniones sobre hechos puntuales, pero no tan altruista como lo de Manes por ejemplo. El COVID-19 impulsó esta tendencia en relación a las decisiones gubernamentales-económicas, pero hubo mucho interés de por medio", cerró el consultor.

CEO activismo en la Argentina

Rizzo relevó las publicaciones en Twitter y declaraciones a medios de comunicación de más de 100 CEO y gerentes generales del país entre el 1º de noviembre de 2019 y el mismo día en 2020. Solo encontró activismo en las menciones de 36 de estos referentes.

Estas declaraciones se vuelven activismo cuando son personales, de temas quizás ajenos al negocio central de la compañía que estos empresarios representan, y son sobre temáticas que atraviesan el entramado social (racismo, discriminación, leyes, medioambiente, diversidad, violencia de género, cupo femenino, etc.).

Rizzo encontró que 36 de los 100 líderes evaluados realizaban este tipo de declaraciones, aunque prefieren los medios de comunicación antes que las redes sociales personales.

Así arribó a la conclusión de que los siguientes son los CEO de la Argentina que más comunican acerca de su activismo.

Estos fueron los CEO Activistas del año 2020 de acuerdo a sus opiniones en medios y redes sociales
Estos fueron los CEO Activistas del año 2020 de acuerdo a sus opiniones en medios y redes sociales

Las declaraciones del CEO que ocupa el puesto número uno, Antonio Aracre (Syngenta) representan el 23% de las opiniones de activismo relevadas en este estudio.

El análisis independiente muestra que, fuera de los tres primeros puestos, las manifestaciones de los líderes argentinos respecto de temáticas ajenas a su negocio y relevantes para la sociedad fueron más la excepción que la regla. 

De qué hablan (y de qué no) los CEO argentinos

La cuarentena fue la temática que despertó la mayor cantidad de opiniones de CEO activismo en el último año
La cuarentena fue la temática que despertó la mayor cantidad de opiniones de CEO activismo en el último año

En cuanto a las temáticas que ocuparon la agenda del activismo CEO en la Argentina, el consultor identificó tres principales:

  • los impuestos,
  • la cuarentena por el COVID-19
  • la intervención del Estado en Vicentín.

De las notas relevadas en medios de comunicación, Rizzo extrajo que el 25% de las declaraciones de CEO activismo tuvieron que ver con las medidas de aislamiento social, preventivo y obligatorio (en las entrevistas televisivas, este tema ocupó el 39% de las premisas), seguido del 17% que fue sobre los impuestos en la Argentina.

En tercer lugar en las notas periodísticas apareció la deuda argentina, con 15% de las menciones, Vicentín en el 11,3% y el impuesto a la riqueza en menos del 10%. Hubo una sola nota de opinión relacionada a equidad de género. El resto de los temas fueron las regulaciones para el sector TIC, la reforma de la Corte Suprema, la Ley de Teletrabajo, entre otros.

Además, destacó que estos líderes dejaron afuera de la agenda temáticas que atravesaron a la sociedad en su conjunto durante el año estudiado, como la violencia de género, la diversidad, la identidad y la brecha salarial.

En este sentido, al relevar las apariciones en las redes sociales, Rizzo destacó que solo los titulares de Accenture y Syngenta hicieron menciones a la identidad de género.

Consultado al respecto, el experto consideró que la falta de menciones a estos temas que fueron centrales en el entramado social argentino durante el tiempo en el que se realizó el relevamiento tiene que ver con "un distanciamiento de las coyunturas sociales".

"El empresariado argentino está separado de la sociedad y viceversa. Eso se refleja en la mala imagen que tiene la gente de los empresarios. Los líderes están cerrados en los negocios, como pasa en todo el mundo, pero en otros países los gerentes se animan a hablar y en la Argentina no", admitió Rizzo. "Tal vez se deba al miedo a empeorar esa imagen, a que los mensajes y las acciones sean consideradas falsas o interesadas, o porque no les interesa", añadió.

"El activismo impacta de lleno en el público cuando el negocio se basa en la interacción con la gente, y algunas de las empresas más grandes del país se mueven en otro segmento. En vez de convencer al público tienen que convencer a otros stakeholders y no es necesario que hagan activismo, más allá del que es necesario para mantener a la empresa en los estándares de sustentabilidad. La consecuencia es una de las sociedades más anti empresariales del mundo", cerró el consultor.

Management en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído
Más sobre Management