Cuántos años faltan para cerrar la brecha de género de acuerdo al Foro Económico Mundial

A escala mundial, la brecha de género se redujo en 0,1 puntos porcentuales desde el año pasado. La desigualdad es mayor en la esfera política y económica
13/06/2024 - 08:11hs
Cuántos años faltan para cerrar la brecha de género de acuerdo al Foro Económico Mundial

El Informe global sobre la brecha de género de 2024 del Foro Económico Mundial, revela que el mundo cerró ya el 68,5 % de la brecha de género. Sin embargo, al ritmo actual se necesitarán otros 134 años –el equivalente a cinco generaciones– para alcanzar la plena paridad entre hombres y mujeres.

A escala mundial, la brecha de género se ha reducido en 0,1 puntos porcentuales desde el año pasado.

Saadia Zahidi, directora general del Foro Económico Mundial, declaró: "A pesar de algunos aspectos positivos, los avances lentos y graduales que pone de relieve el Informe global sobre la brecha de género de este año subrayan la urgente necesidad de renovar el compromiso mundial para alcanzar la paridad de género, especialmente en las esferas económica y política. No podemos esperar hasta 2158 para lograr la paridad. Ha llegado el momento de actuar con decisión."

Brechas de género en el liderazgo

Según el Foro, los altos cargos políticos e industriales siguen siendo en gran medida inaccesibles para las mujeres en todo el mundo.

La representación femenina en la esfera política ha aumentado a nivel federal y local, aunque los puestos de alto nivel siguen siendo en gran medida inaccesibles para las mujeres en todo el mundo.

Con más de 60 elecciones nacionales en 2024 y la mayor población mundial de la historia llamada a acudir a las urnas, esta representación podría mejorar.

Las elecciones serán una oportunidad para reducir la brecha de género en la representación política
Las elecciones serán una oportunidad para reducir la brecha de género en la representación política

Las mujeres también siguen escaseando en los puestos de alto nivel de la industria, como ponen de relieve los datos de LinkedIn: la disminución de la representación a medida que se asciende desde los niveles jerárquicos más bajos hasta los puestos directivos se observa en todos los sectores

Aunque la mitad de las economías incluidas en el Índice global de la brecha de género han realizado progresos, siguen existiendo disparidades significativas. La ligera reducción de la brecha de género global en 2024 se debe a los cambios positivos en el subíndice de participación y oportunidades económicas (+0,6 puntos porcentuales), mientras que el empoderamiento político y la salud y la supervivencia avanzaron levemente y los logros educativos experimentaron un pequeño descenso. 

Progresos notables a nivel regional y nacional

A pesar de las dificultades, el informe destaca algunos aspectos positivos. La paridad en las tasas de participación de las mujeres en la población activa ha repuntado hasta el 65,7 % en todo el mundo, tras alcanzar un mínimo del 62,3 % a raíz de la pandemia.

La región de América Latina y el Caribe alcanzó una puntuación global de paridad de género del 74,2%, así como su puntuación de paridad económica más alta hasta la fecha (65,7%), impulsada por una fuerte paridad en la tasa de participación en la población activa y en las funciones profesionales, y la segunda puntuación regional más alta en el apartado del empoderamiento político (34 %). Este caso de éxito observado en América Latina puede servir de modelo para otras regiones, indicó el Foro en un comunicado.

Varias economías individuales han progresado de manera significativa, y los seis países que más han mejorado han ascendido más de 20 puestos en la clasificación: Ecuador (+34, puesto 16), Sierra Leona (+32, puesto 80), Guatemala (+24, puesto 93), Chipre (+22, puesto 84) y Rumanía y Grecia (+20, puestos 68 y 73, respectivamente).

Paridad de género por países y regiones

Cómo evolucionó la brecha de género por regiones
Cómo evolucionó la brecha de género por regiones

Europa sigue en cabeza, con una puntuación de paridad de género del 75%; además, 7 de los 10 primeros puestos están ocupados por países de esta región. La puntuación total de Europa en materia de paridad ha mejorado en 6,2 puntos porcentuales desde 2006.

Islandia sigue siendo el país con mayor igualdad entre hombres y mujeres; de hecho, ha logrado cerrar el 93,5% de su brecha de género total. Otros países con buenos resultados son Finlandia, Noruega, Suecia, Alemania e Irlanda, todos los cuales han eliminado más del 80% de sus brechas de género. 

América del Norte ocupa el segundo lugar con una puntuación de paridad de género del 74,8%, tras haber mejorado en conjunto 4,3 puntos porcentuales desde 2006. La región obtiene buenos resultados en logros educativos y salud, con un 100% y un 96,9% respectivamente. La participación económica sigue siendo elevada (76,3%), aunque las disparidades en los ingresos percibidos y la infrarrepresentación en puestos directivos han provocado un ligero descenso. 

La región de América Latina y el Caribe ocupa el tercer lugar, con una puntuación del 74,2%. Desde 2006 se han logrado avances significativos, con una mejora total de 8,3 puntos porcentuales, la mayor de todas las regiones.

La región también ha experimentado mejoras alentadoras en la tasa de participación en la población activa, con un alto nivel de representación femenina en puestos profesionales y técnicos, alcanzando la paridad total en el 68% de la región. 

Brechas económicas en STEM e IA

Aunque la paridad en la tasa de participación de las mujeres en la población activa mejoró en 2024, las diferencias regionales siguen siendo significativas. A nivel sectorial, los datos de LinkedIn indican que la representación de las mujeres en la población activa sigue siendo inferior a la de los hombres en casi todos los sectores y economías, y que las mujeres representan el 42% de la mano de obra mundial y ocupa el 31,7 % de los altos cargos.

Iniciativas de educación para que la IA no agrave la brecha de género
Iniciativas de educación para que la IA no agrave la brecha de género

Otros factores, como las brechas de género en las redes profesionales y las responsabilidades asistenciales, frenan el progreso económico de las mujeres. El Banco Mundial calcula que la eliminación de la brecha de género en el empleo y el espíritu empresarial podría aumentar el PIB mundial en más de un 20%.

Un dato positivo es que la concentración de mujeres en el campo de la ingeniería de la IA se ha duplicado con creces desde 2016, lo que indica cierto progreso en este ámbito. Sin embargo, la brecha de género en los campos STEM (Ciencias, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas, por sus siglas en inglés) y el talento en la Inteligencia Artificial (IA) sigue siendo un reto importante.

De acuerdo con los datos de LinkedIn, las mujeres representan el 29 % de los puestos de nivel básico en STEM y solo el 12,2 % de los puestos directivos. La paridad de género en la capacitación en línea, según los datos de Coursera, es actualmente demasiado baja en los cursos de IA y macrodatos.(30 %), programación (31 %) y redes y ciberseguridad (31 %) como para cerrar las brechas existentes en la mano de obra.

Además, una encuesta a trabajadores a gran escala realizada por PwC revela diferencias de género en la percepción de la demanda, teniendo en cuenta las funciones actuales, y las mujeres estiman que en los próximos cinco años las competencias digitales, analíticas y ecológicas serán menos importantes para sus trayectorias profesionales actuales. También existe una brecha de género en las oportunidades percibidas para adquirir las competencias del futuro.

"El lento avance que se había producido en la contratación de mujeres para puestos directivos está empezando a erosionarse tras el máximo alcanzado en 2022. Las mujeres se han visto afectadas de forma desproporcionada por el enfriamiento de la economía mundial, lo que refuerza los problemas sistémicos que frenan a las mujeres en el trabajo", declaró Sue Duke, vicepresidenta de Políticas Públicas Globales y Gráficos Económicos de LinkedIn.

"Estamos llegando a un momento crucial en el que la IA generativa empieza a repercutir en el mercado laboral con un recalibrado de las competencias que más valoran las empresas. Los empresarios deben asegurarse de aplicar la perspectiva de género a su enfoque de la mejora de las cualificaciones para crear el lugar de trabajo del futuro de forma justa y equitativa", añadió.

"Nuestra investigación indica que, si bien el número total de matriculaciones ha aumentado, las disparidades de género en la IA y las competencias digitales se han ampliado", señaló Jeff Maggioncalda, CEO de Coursera. "Es esencial llevar a cabo intervenciones específicas para salvar esta brecha y garantizar un acceso equitativo al aprendizaje de las tecnologías emergentes. La IA generativa desempeñará un papel crucial en este esfuerzo, al posibilitar experiencias de aprendizaje personalizadas y multilingües para satisfacer las diversas necesidades de los alumnos de todo el mundo", dijo.

Temas relacionados