Más artículos
"Guerra" del agua: Alberto deberá laudar sobre una megaobra que recibe millones aunque no hay oferentes

"Guerra" del agua: Alberto deberá laudar sobre una megaobra que recibe millones aunque no hay oferentes

"Guerra" del agua: Alberto deberá laudar sobre una megaobra que recibe millones aunque no hay oferentes
La Pampa, Neuquén, Río Negro y Buenos Aires votaron en contra del interés de Mendoza para activar un emprendimiento que levanta controversias. Los detalles
Por Patricio Eleisegui
30.06.2020 11.20hs Negocios

La batalla interprovincial en torno a la construcción de una megaobra hidroeléctrica que repercutirá en toda la cuenca del río Colorado sigue sumando cruces. Y ahora es el mismo presidente Alberto Fernández quien deberá definir cómo se sigue. El viernes pasado, los gobiernos de La Pampa, Neuquén, Río Negro y Buenos Aires votaron en contra del interés de Mendoza de seguir promoviendo la represa de Portezuelo del Viento.

Y exigieron la concreción de un nuevo estudio de impacto ambiental. Rodolfo Suárez, gobernador cuyano, contraatacó con un recurso potente aunque categórico: pidió que se active el mecanismo del Laudo Presidencial.

De esa forma, el mandatario provincial apunta prolongar la indefinición mientras aguarda por la una apertura de sobres licitatorios que se llevará a cabo el 3 de julio.

Esta fecha surge como un nuevo intento de Mendoza por encender el interés de las constructoras para intervenir en el emprendimiento. Hasta ahora, la considerada "obra del siglo" en ese territorio venía ostentando una falta total de oferentes y nada indica que la tendencia se revertirá en esos primeros días de julio.

Como expuso iProfesional, en abril pasado Suárez recibió más de 16 millones de dólares del Estado Nacional para motorizar la central en cuestión. Y durante el mes de julio debería hacerse con otros 18,5 millones en la misma moneda.

En tanto el laudo presidencial debe resolverse en un lapso cercano al mes, el mandatario mendocino jugó la carta de la intervención de Fernández cómo vía de abrochar una nueva llegada de fondos. Esto último, ante la posibilidad de que el Presidente se pronuncie a favor del bloque de provincias y el proyecto entre nuevamente en etapa de revisión ambiental y virtual congelamiento.

El proyecto en cuestión comprende la instalación de una central hidroeléctrica a construir sobre el Río Grande, en el departamento cuyano de Malargüe. La iniciativa es resistida por La Pampa, Río Negro y Neuquén en tanto le otorgará a Mendoza el dominio estratégico de toda la cuenta del río Colorado.

"El río es de todas las provincias, no sólo de Mendoza. No puede ser que toda la definición de lo que viene quede en poder del gobierno de Suárez. No hay un estudio ambiental firme que nos garantice que no habrá afectación del río Colorado. Entendemos la necesidad de generar energía, pero no puede ser a costa de sacrificar un recurso clave para todos nuestros territorios", dijeron a iProfesional fuentes ligadas a la gobernación de La Pampa.

"El mayor temor es a que el río se seque por efecto de esta obra. Mendoza está apurada en generar licitaciones pero hasta tanto no estemos de acuerdo las 5 provincias, el proyecto seguirá en suspenso aunque eso le genere malestar a Suárez. Estamos discutiendo en torno al futuro de un recurso estratégico", añadió.

El desarrollo de la central de Portezuelo del Viento demandará una inversión superior a los 1.000 millones de dólares.
El desarrollo de la central de Portezuelo del Viento demandará una inversión superior a los 1.000 millones de dólares.

Falta de oferentes

Otro aspecto que agiganta la polémica en torno a Portezuelo del Viento refiere a la falta de oferentes para desarrollar la obra. En mayo, este dato fue confirmado por Dalmiro Barbeito, coordinador de la Mesa Portezuelo del Viento del clúster energético mendocino.

El empresario señaló que nadie compró pliegos para participar de la construcción, y expuso que la preocupación crece entre las pequeñas y medianas empresas locales. Las pyme pensaban asegurarse un negocio jugoso por al menos dos años a partir del proyecto.

"El Gobierno debería ver qué está pasando y por qué no hay oferentes. Sin oferentes no podemos ofrecer nuestro servicio", declaró en ese momento.

Para luego añadir: "Entiendo que el gobierno quiera licitar esta obra porque es un proyecto que políticamente es muy importante que lo encaren. Pero pedimos que se postergue porque en las situaciones actuales es difícil que se pueda licitar con los oferentes que el pliego decía que tenía que tener en el artículo 1".

Barbeito recordó que ya en la primera apertura de sobres establecida para el 17 de febrero Mendoza tuvo que postergar el evento y trasladarlo a junio porque no se había vendido un solo pliego.

"Algo está pasando que no se han conformado consorcios y no hay oferentes. El Gobierno debería considerar esta situación. Nosotros en el clúster podemos involucrarnos como contratistas y subcontratistas nominados, pero necesitamos que se vendan los pliegos para poder ofrecer nuestros servicios", expresó en dichos radiales.

En torno al gobierno cuyano reconocieron a iProfesional que la ausencia de candidatos pondría en tela de juicio la transparencia al proceso en tanto la obra podría quedar directamente en manos de IMPSA. Desde la compañía fundada por la familia Pescarmona ya avisaron que les interesa quedarse con la provisión de las turbinas que requerirá el complejo.

El emprendimiento comprende el desarrollo de un embalse de casi 200 metros de altura por 500 de largo sobre el Río Grande.
El emprendimiento comprende el desarrollo de un embalse de casi 200 metros de altura por 500 de largo sobre el Río Grande.

Aspectos de la obra

Portezuelo del Viento es una central hidroeléctrica pensada en la década de los '50 que pasó al olvido tras el derrocamiento de Juan Domingo Perón. A fines de los '60, una serie de obras de riego desarrolladas en el sur de Mendoza devolvió el interés por el proyecto.

Pasaron casi 40 años hasta que se retomó la idea de abrir una licitación. Pero distintos tironeos entre los gobernadores en tiempos del kirchnerismo derivó en una parálisis que recién ahora podría verse superada.

El emprendimiento comprende el desarrollo de un embalse de casi 200 metros de altura por 500 de largo sobre el Río Grande, el cual estará dotado con una potencia instalada de 210 megavatios. La obra contempla la modificación de una parte de la traza de la ruta nacional 145 y la instalación de una línea de alta tensión con llegada a Malargüe.

La central generará alrededor de 890 gigawatts de energía al año, cantidad suficiente para abastecer a unos 130.000 hogares. Se estima que el desarrollo total de la megaobra demandaría trabajos sostenidos por un lapso de al menos cinco años.

Desde el gobierno cuyano indicaron a este medio que sólo el plan Portezuelo del Viento generará 3.500 empleos directos y alrededor de 7.500 indirectos.

Especialistas consultados indicaron que Portezuelo del Viento operará como la segunda instalación para la regulación de caudales en esa región de la Argentina. En el área ya se encuentra en funcionamiento Casa de Piedra, proyecto que "toca" las jurisdicciones de La Pampa y Río Negro.

De activarse, la construcción de la represa generará que la localidad de Las Loicas quede bajo el agua, por lo que sería relocalizada en algún punto al sur del futuro lago.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ
Negocios en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído
Más sobre Negocios