Más artículos
Vacuna contra el Covid-19: Putin también mira a la Argentina y una provincia ya se ofrece para fabricar la opción rusa

Vacuna contra el Covid-19: Putin también mira a la Argentina y una provincia ya se ofrece para fabricar la opción rusa

Vacuna contra el Covid-19: Putin también mira a la Argentina y una provincia ya se ofrece para fabricar la opción rusa
A la par de los anuncios de Alberto Fernández, un gobernador reconoció que activó gestiones con la embajada rusa. La propuesta del mandatario
Por Patricio Eleisegui
13.08.2020 11.17hs Negocios

La fabricación y abastecimiento de la vacuna contra el Covid-19 parece haber elegido, también, a esta parte del mundo como otro espacio para el desarrollo de una batalla vinculada más a la hegemonía política que a la urgencia sanitaria. Ocurre que, casi a la par del anuncio del acuerdo con AstraZeneca y la Fundación Slim concretado por Alberto Fernández durante la tarde del miércoles, la "opción rusa" ganó grosor a partir del movimiento de uno de los territorios emblema de la producción tecnológica en el país.

La provincia de Tierra del Fuego, a través de una misiva del gobernador Gustavo Melella enviada al embajador Dmitry Feoktistov, oficializó su intención de alcanzar un acuerdo con Rusia para el desarrollo en ese distrito de la vacuna "Sputnik 5".

"... queremos transmitir nuestro especial interés y predisposición para trabajar de manera cooperativa en las siguientes instancias proyectadas para Sputnik V, especialmente en lo que refiere a producción y distribución, así como la posterior adquisición de dicha vacuna", se lee en un tramo de la carta, a la que accedió iProfesional.

"... la Provincia pone a vuestra disposición todo lo que pudiera requerir esta propuesta, desde sus recursos humanos calificados hasta aquellos vinculados a la infraestructura necesaria para concretar un acuerdo de colaboración como este. Particularmente queremos poner a su disposición nuestro Laboratorio del Fin del Mundo, el mismo es de propiedad del Estado Provincial, y sobre el cuál adjuntamos a esta nota un detalle pormenorizado de sus capacidades", expone el texto en otro apartado.

La decisión de Tierra del Fuego de procurar un acuerdo con la nación que gobierna Vladimir Putin fue confirmada también durante la segunda parte del miércoles por el mismo Melella, quien a través de su espacio en la red social Twitter reconoció el diálogo con capitales rusos.

"Desde el Gobierno de la Provincia nos hemos comunicado con el Fondo Ruso de Inversión Directa (RDIF), con el Grupo ChemRar y con la Embajada de la Federación Rusa en Argentina para manifestar nuestro interés por ser parte del programa de producción y promoción de su vacuna contra el coronavirus denominada 'Gam-COVID-Vak' bajo el nombre Sputnik-5", publicó el mandatario provincia.

"Creemos que la colaboración entre países es fundamental para la erradicación de esta pandemia. Esta vacuna presentada por Rusia es de un esquema de doble inyección que permitirá la formación de una inmunidad a largo plazo, algo altamente esperado por todos y todas los ciudadanos", agregó.

La misiva enviada por el gobernador de Tierra del Fuego.
La misiva enviada por el gobernador de Tierra del Fuego.

Según pudo saber iProfesional, el nexo entre Melella y embajada en cuestión tomó cuerpo a partir de la gestión de representantes fueguinos de Unión PRO con pasado en labores diplomáticas con Rusia. Desde el área de Salud de Tierra del Fuego también hubo confirmación de que la Provincia comenzó a evaluar sus posibilidad técnicas con el fin de constatar si puede haber desarrollo local de "Sputnik 5".

La alternativa rusa

La vacuna rusa, desarrollada por el Centro de Investigación Epidemiológica y Microbiología Nikolai Gamaleya, en vínculo con el ministerio ruso de Defensa, estaría en fase 1, según la base de datos de la OMS. Sin embargo, el fondo soberano ruso implicado sostuvo que el producto ingresó en fase 3 de ensayos clínicos a partir del miércoles.

Según las autoridades médicas rusas, profesores y personalidades médicas empezarán a ser vacunados a partir de agosto, antes de empezar a administrarla el 1 de enero de 2021 a la población.

El ministerio de Salud ruso asegura que su opción permite "generar una inmunidad prolongada", de hasta "dos años". El problema es que los datos sobre los que reposan estas afirmaciones no han sido dados a conocer a la comunidad científica internacional.

La vacuna rusa encendió las críticas de la OMS.
La vacuna rusa encendió las críticas de la OMS.

"Esta declaración es prematura ya que no sabemos si esta vacuna (o cualquier otra) va a proteger contra la Covid-19" ni "cuál será la duración de la inmunidad. En realidad, la distancia con las primeras inmunizaciones en el hombre solo es de unos meses/semanas", advirtió esta semana la viróloga francesa Marie-Paule Kieny, antigua directora general adjunta de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Luego de que Rusia difundiera que ya tiene la vacuna contra el coronavirus, la OMS expuso críticas al anuncio alegando que la homologación de esta alternativa sanitaria exige procedimientos "rigurosos", entre ellos el examen y la evaluación de datos de seguridad y eficacia requeridos en ensayos clínicos. Como ya se dijo, los científicos del país que gobierno Putin activaron esta última instancia recién a mediados de esta semana.

Temas relacionados