01.12.2021
DÓLAR
100.25 / 106.25 0.24%
BLUE
197.50 / 200.50 -0.25%

¿Será Elon Musk, el creador de Tesla y SpaceX, el nuevo "Steve Jobs" que necesita Apple?
La empresa ingresó a la industria automotriz a través de la aplicación CarPlay, la plataforma que coloca iOS en los centros de mandos de automóviles
Por César Dergarabedian, enviado especial a Montevideo, Uruguay.
19.11.2015 10.00hs Tecnología

Desde hace un par de años se especula con la posibilidad de que Apple, la empresa más valiosa del mundo por su cotización bursátil, desembarque en el mercado automotriz.

La versión plantea el debate sobre si el actual CEO de la compañía californiana, Tim Cook, será capaz de esa movida de gigantescas proporciones.

Para Ken Segall, el creador junto a Jobs de las campañas de Apple basadas en productos que empezaban con la letra “i”, quien debe llevar adelante esa tarea es Elon Musk, el visionario empresario creador de los autos eléctricos Tesla y de la compañía de viajes espaciales SpaceX.

“Piensa en gran escala, habla de viajes espaciales y autos eléctricos. La gente lo ve como un visionario”, explicó Segall durante una reciente visita a la ciudad uruguaya de Montevideo, en una conferencia de prensa que la que participó iProfesional.

Segall compartió un sueño con el público: que dentro de unos años, Apple compre a Tesla y haga de Musk su CEO.

Así, este empresario controlaría un imperio de increíble tecnología y además podría hacer los viajes espaciales, acotó.

Hace casi 20 años, Segall se ilusionaba con otra adquisición: que Disney comprara a Apple e hiciera de Jobs el CEO de un poderoso imperio del entretenimiento y la tecnología, aunque “eso nunca ocurrió”, lamentó.

Segall, quien fue el orador estrella del Encuentro GX25, organizado por Genexus, la mayor empresa de software de Uruguay, recordó a Jobs como un hombre intenso, pero no todo el tiempo, como se muestra en la película protagonizada por Ashton Kutcher.

Segall trabajó de forma muy cercana a Jobs durante 12 años en Apple y Next, y encabezó el equipo creativo de campañas emblemáticas como “Think different”, además de ser quien "peleó" por ponerle la "i" a toda la gama de productos.

El diseñador se lamentó que esa letra esté desapareciendo, pero entendió que hubo demasiados problemas legales en varios países y que tiene sentido que los productos empiecen a llamarse Apple.

En la conferencia de prensa previa a su intervención, Segall habló sobre cómo fue trabajar con Jobs.

Al respecto, explicó que el cofundador de Apple no dictaba qué hacer, sino que quería ser parte del proceso creativo publicitario para poder opinar.

“La principal diferencia (con otras empresas clientes de Segall) era que Jobs era un CEO y un verdadero apasionado por el marketing. Literalmente era el que daba la información del producto, estaba presente en las reuniones y no dejaba que nadie hiciera de filtro. Considero muy importante que el tomador de decisiones sea parte del proceso con una frecuencia determinada", explicó Segall.

La campaña “Think different” se creó en un momento en que Apple tenía que decir que estaba viva, porque estaba en una situación delicada y se la veía al borde de la quiebra.

“No sabíamos que productos vendrían; tuvimos que creerle a Jobs cuando nos decía que iban a venir cosas grandiosas. Pero lo realmente grandioso fue que cuando llegaron los productos le dieron vida al eslogan ‘Think different’. No se parecían a nada que alguien hubiera visto antes”, recordó.

Segall escribió el libro “Increíblemente simple” para compartir una de las claves del éxito de Apple: el convencimiento de Jobs en el poder de la simplicidad.

El publicista consideró que muchos de estos principios pueden ser aplicados a otras compañías, fundamentalmente el del sentido común, en el que Jobs era "extremadamente bueno".

"Cuando desarrollábamos para Next o Apple una regla importante era si se estaba diciendo algo importante, claro, que se entendiera en forma rápida y que si alguien lo recordaría. La filosofía de Apple es tener pocas cosas, pero que la gente sepa bien para qué sirven", afirmó Segall (en la foto de la derecha, con Jobs detrás, en su conferencia en Montevideo).

¿El próximo Jobs?“La persona para mí que aparece es Elon Musk. Una forma de mirarlo es que él habla de cosas que están a otra escala, de transporte, automóviles eléctricos, viajes espaciales. La gente lo ve como un visionario y él está colaborando para eso”, señaló el publicista.

“Tengo un sueño para compartir al respecto: que en unos años Apple compre Tesla y haga a Elon Musk director ejecutivo de la nueva empresa. Entonces, con Musk controlando este imperio con tecnología sorprendente más los autos y además, en separado incluir los viajes espaciales”, vaticinó.

“Creo que resulta fácil criticar a Apple diciendo que Cook no es visionario y que tiene gente visionaria trabajando con él, pero con Elon Musk dirigiendo Apple, esta percepción desaparecería”, estimó.

“Ya están documentadas las reuniones entre Musk y Cook, sobre todo por lo del Apple Car, y hay gente que me asegura que están en pláticas para una posible compra y sumar al creador de Tesla y Space X al directorio de Apple. Eso realmente le daría un giro interesante a la compañía”, afirmó.

“Hay evoluciones en la empresa. Apple siempre se ha distinguido por crear o mejorar productos que atienden las necesidades actuales de la gente. Por ejemplo, muchos lo criticaban por salir tarde con un reloj inteligente, pero se tardaron porque la plataforma de pago Apple Pay no quedaba lista, y se querían diferenciar con ello. Hoy es un éxito. Hoy ven una iPad grande con un stylus, y lo califican de copiar”, sostuvo.

“Puede ser, pero el producto es mejor, y yo que soy creativo y he probado varios productos, te puedo decir que la experiencia es mejor. Ahora, imagina un auto eléctrico mejorado, o un avión al espacio con plataforma de la firma, suena interesante, ¿no?”, desafió.

Acerca de los rumores sobre los trabajos que adelanta Apple en la creación de un automóvil, respondió: “Cuando escuché por primera vez sobre este proyecto, pensé que no podía ser. Pero ahora parece haber evidencia de que el producto podría llegar en cinco años. Apple entrará cada vez más en la Internet de las cosas”.

Paños fríosPero a principios de octubre, Musk se burló de Apple: “Han contratado a gente que hemos despedido. Estamos bromeando cuando  llamamos a Apple como el ‘cementerio de Tesla’”, dijo al diario alemán Handelsblatt.

Cuando se le preguntó si toma a la empresa californiana en serio como un competidor en el mercado automotriz, respondió, riendo: “¿Alguna vez tomó un vistazo al reloj de Apple?”

“Es bueno que Apple se esté moviendo en esta dirección. Pero los coches son muy complejos en comparación con los teléfonos o ‘smartwatches’. No se puede ir a un proveedor como Foxconn y decir: '. Edifícame un coche'”, afirmó.

“Pero para Apple, el coche es la siguiente cosa lógica para finalmente ofrecer una innovación significativa. Un nuevo lápiz o una iPad más grande por sí solo no eran lo suficientemente relevante”, reconoció Musk.

AntecedentesApple ingresó a la industria automotriz a través de la aplicación CarPlay, la plataforma que coloca iOS en los centros de mandos de automóviles como los de BMW, Audi, Honda, Ford, Toyota y Jaguar, entre otros.

Pero este año, medios como los diarios Financial Times y Wall Street Journal, señalaron que la empresa cocreada por Jobs trabaja en un proyecto más ambicioso: su propio automóvil.

La empresa californiana reclutó expertos y directivos de grandes automotrices, si bien no oficializó aún este proyecto, del cual se conocen pocos datos, que son los siguientes.

* Nombre: la compañía no dio a conocer el nombre del modelo pero las fuentes de The Wall Street Journal apuntan que el coche se llamará “Titán”.

* Eléctrico: Apple promueve las energías renovables y aquellos métodos que contaminen menos al ambiente. Un punto en común con Tesla, de Musk. Cook anunció que la compañía invertirá 850 millones de dólares en una construcción de una planta solar, para dar energía a sus sedes en California.

* Modelo: según las fuentes de WSJ, el coche no será un deportivo sino que se tratará de un monovolumen. De todas formas, señalan que el modelo podría cambiar, ya que todo está en fase de diseño.

* Personal: ambos medios concordaron que Apple reclutó  a cientos de expertos y pesos pesados de la industria automotriz. Por ejemplo, Steve Zadesky, ex ingeniero de Ford, quien ayudó en la creación del iPod, lideraría esta división. Johann Jungwirth, ex jefe de I+ D en Mercedes-Benz, contratado por Apple en septiembre de 2014, también estaría involucrado en este proyecto.

* Autónomo: “Se trata de un juego de software. Todo es sobre la conducción autónoma", dijo una fuente a la agencia Reuters.

* Empleados: Musk dijo que tiene en su plantilla a 150 ex trabajadores de Apple, pero que la empresa de Cook trató de llevarse a los suyos con subas salariales de un 60% o con bonos de 250.000 dólares para empezar a trabajar en Apple.

Jobs llegó a declarar al New York Times que “de tener más energía” le hubiese gustado “tomar” Detroit, una ciudad clave para la industria automotriz, “con un auto Apple”.

Mickey Drexler, miembro de la junta de directivos de Apple, también declaró el año pasado que si Jobs hubiese vivido, habría fabricado un coche, ya que implicaba muchos retos de diseño.

¿Qué es lo próximo?Bajo el lema “What's next?”, desde Genexus se planteó que el futuro es un lugar imprevisible, pero hay cosas que se pueden vislumbrar, como la incursión automotriz de Apple.

En el ámbito de la tecnología es claro que la nube informática, que ya está consolidada a nivel global, a muy corto plazo va a ser imprescindible.

Breogán Gonda, presidente del directorio de GeneXus, destacó: “Me dedico a investigar el futuro, para anticiparme a él. A veces se le acierta, a veces no. Pero sea cual sea el futuro tecnológico, aparezca la tecnología que aparezca, nosotros vamos a conseguir describir bien su comportamiento y tratar a esa nueva tecnología de una forma óptima con GeneXus, porque creemos en describir en vez de programar “.

Para el CEO de la firma, Nicolás Jodal, el futuro es un término medio entre la utopía y la distopía: “Tiendo a pensar que las cosas van a estar mejor pero que también van a surgir nuevos problemas. Seguramente habrá oportunidades para la Comunidad GeneXus en el área de sensores, visualización y análisis de datos; y en el hecho de que es cada vez más difícil hacer aplicaciones, sobre todo 'mobile', lo cual nos coloca en una ventaja grandiosa debido a las características de nuestro software de desarrollo”.

Temas relacionados
Tecnología en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído