Auriculares con sonido 7.1 para juegos y música: así son los Primus Arcus 250S

Auriculares con sonido 7.1 para juegos y música: así son los Primus Arcus 250S
En el primer contacto, el producto transmite buenas sensaciones: plásticos con diferentes texturas y laterales metálicos brindan calidad y solidez
Por Adrián Mansilla
23.06.2021 18.00hs Tecnología

La dimensión sonora es una parte fundamental del disfrute de los videojuegos, por lo que cada vez más los gamers apuntan cada vez más alto a la hora de elegir auriculares.

Una de las propuestas más interesantes del momento llega de parte de la marca Primus, con su headset Arcus 250S, que se ubica en una gama media-alta en un mercado sumamente competitivo.

Se trata de un producto que ofrece sonido virtual en 7.1 canales y que es compatible con PC y consolas.

Aquí veremos qué lo diferencia y si, en definitiva, resulta una buena inversión.

En el primer contacto, el producto transmite buenas sensaciones: plásticos con diferentes texturas y laterales metálicos brindan una percepción de calidad y solidez.

El diseño es interesante, con una combinación de negro, acero y un peculiar color morado. Además, a tono con la tendencia actual, tiene iluminación en los laterales y en el micrófono.

El cable de audio no es removible, pero viene mallado en tela –color morado–, lo que le brinda gran flexibilidad y, se supone, durabilidad. Integrado en este cable se encuentran un utilísimo control de volumen y un switch para mutear el micrófono. Ambos, muy a mano y cómodos de usar durante una partida de videojuegos.

La otra parte de gran importancia en el Arcus 250S es una placa de sonido USB, que es la que provee los efectos de audio 7.1 virtual. A este dispositivo se conectan el cable de audio del heaset y su conector USB, este último sólo para alimentar la iluminación.

La placa de audio incorpora una segunda salida de auriculares y otro puerto USB multifunción.

La placa de audio USB y el control de volumen integrado en el cable del headset.
La placa de audio USB y el control de volumen integrado en el cable del headset.

En uso

Los auriculares son muy cómodos y las almohadillas que cubren las orejas proveen cierta aislación del ruido exterior, lo que ayuda a la inmersión en los juegos. Pesan más de 330 gramos, pero nunca se sienten como una carga. Además, la vincha se puede extender a gusto (headset apto incluso para usuarios bien cabezones).

Muy cómodo, el Primus Arcus 250S cuenta con iluminación que se alimenta por USB.
Muy cómodo, el Primus Arcus 250S cuenta con iluminación que se alimenta por USB.

El sonido, que proviene de drivers de 50 mm, es excelente. Muy bien equilibrado con una ligera tendencia, se diría agradable, a destacar los graves. De hecho, se nota que estos auriculares son capaces de ir "bien abajo" en el espectro de frecuencias, lo que suma atmósfera en la música e impacto en videojuegos y películas.

Los buenos graves no operan en detrimento del detalle en las frecuencias más altas, que es correcto. Además, hay que destacar el ecualizador de 10 bandas que incluye el software de Primus: es sumamente efectivo para personalizar el sonido. El headset responde con naturalidad –sin dejar de sonar lindo– a esos ajustes.

Para los más técnicos: la placa USB está basada en un chip C-Media, que puede reproducir en 16 bits, con frecuencias de 44,1 KHz (comúnmente llamada "calidad CD") o 48 KHz (DVD). Así, no es capaz de reproducir en "calidad de estudio" (24 bits a 48 KHz y superiores).

Un ecualizador muy efectivo para lograr el sonido perfecto.
Un ecualizador muy efectivo para lograr el sonido perfecto.

En tanto, el micrófono registra la voz de manera muy clara, sin introducir ruidos, lo que es clave para las partidas de juegos online. El software también permite utilizar algunos efectos para modificar la voz. Más allá de la utilidad que puedan tener, funcionan bien.

El sonido envolvente 7.1 es uno de los puntos más interesantes de probar en el Primus Arcus 250S. Se trata de un Surround emulado por software, permite una experiencia de audio 3D en auriculares estéreo (a diferencia de los headsets 7.1 que integran varios micro altavoces para cada oreja).

En los juegos, el sonido envolvente aporta mucho al "estar ahí", pero el efecto varía mucho entre los diferentes títulos. En los que permiten seleccionar la salida de audio y configurarla como 5.1 o 7.1, el Arcus 250S da lo mejor de sí.

Por ejemplo, en el popular War Thunder –donde uno puede controlar tanques o aviones– se puede escuchar claramente cómo se desarrolla una batalla alrededor, de dónde provienen los disparos, dónde hay explosiones. Espectacular.

En otros títulos, como los de carreras, el efecto es más sutil pero ayuda a entender dónde están los rivales en la pista. Mientras que en ciertos juegos no se produce una diferencia apreciable con respecto al estéreo.

Configuración del sonido 7.1 virtual. Puede cambiarse la posicón e intensidad de las distintos parlantes emulados.
Configuración del sonido 7.1 virtual. Puede cambiarse la posicón e intensidad de las distintos parlantes emulados.

Por cierto, el software del Arcus 250S está disponible para instalarse en Windows 10 y versiones anteriores (hasta XP). También debe descargarse del sitio web de Primus el manual del producto.

Conclusiones

Los Primus Arcus 250S transmiten calidad desde que se abre la caja. Y esa percepción continúa cuando se los escucha, que es lo importante.

La placa USB agrega versatilidad, el micrófono garantiza comunicaciones claras y el audio virtual 7.1 es un agregado interesante que puede hacer la diferencia en algunos juegos.

En definitiva, el Arcus 250S es un headset que ofrece muy buen sonido y valiosas características que lo convierten en una atractiva opción.

Características

  • Conexión: 3,5 mm P3 + USB (para luces LED)
  • Cable: 2,1 metros, mallado en textil
  • Drivers: 50 mm
  • Respuesta de frecuencia: 20 Hz – 20 KHz
  • Micrófono: omnidireccional 38 +/- 3 dB
  • Adaptador audio USB: sonido 7.1 virtual
  • Precio: $12.999

Temas relacionados