Más artículos

20 de los mejores nuevos vinos tintos del 2020 para despedir el año

20 de los mejores nuevos vinos tintos del 2020 para despedir el año
En esta producción te presentamos 20 de las mejores etiquetas que se lanzaron durante este año marcado a fuego por la pandemia. Descubrilos
Por Juan Diego Wasilevsky
24.12.2020 13.31hs Vinos & Bodegas

Año histórico, por lo desafiante, por lo diferente, por lo duro que fue en muchos aspectos. Y, para el mundo del vino, trajo aparejados muchos cambios. Tal como reseñábamos en esta nota, algunos de esos cambios estuvieron vinculados con el hecho de que el vino volvió a recobrar protagonismo en la mesa diaria. 

Ante la imposibilidad de viajar, los pocos incentivos para poner plata en un 0Km o en otros bienes durables e, incluso, por las restricciones cambiarias, las familias argentinas destinaron en este 2020 una mayor proporción de su presupuesto en sobrellevar este momento complejo. Y muchos lo hacen premiándose con una buena comida, o con un buen vino.

El acumulado de los primeros nueve meses de despachos al mercado interno creció 8,3% según datos del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV). Con estas cifras, el vino despachado hasta septiembre viene superando en más de 54 millones de litros al mismo periodo de 2019.

"La cuarentena repercutió muy fuerte en el canal de hotelería, restaurantes y empresas de catering, pero se compensó con un mayor consumo en el hogar", afirmó en diálogo con iProfesional Alberto Arizu, presidente de bodega Luigi Bosca

"Todo esto repercutió en que haya crecido mucho la comercialización de vinos de gamas más altas. De hecho, fue un gran año para los vinos más caros, los de colección y las etiquetas más exclusivas. Esto se empezó a notar a partir de julio y agosto. Y si hay algo para destacar es que, de todas las bebidas, la que estuvo más cerca de los consumidores fue el vino. Es más: se reforzó el vínculo entre el consumidor y el vino", agregó.

En este contexto, se produjeron otros hechos clave, como que ganó terreno el ecommerce; al tiempo que las bodegas lanzaron muchos de sus productos a través de nuevas aplicaciones, como Zoom. 

Todo esto permitió que la industria encontrara una "nueva normalidad", lo que posibilitó que el nivel de lanzamientos y novedades estuviese en línea con el de años anteriores. En otras palabras: las bodegas no sacaron el pie del acelerador y hubo marcas nuevas, etiquetas que llegaron para completar el porfolio de una línea de vinos y hasta se lanzaron bodegas. 

En esta producción de iProfesional te presentamos 20 de los mejores nuevos vinos que se presentaron en la Argentina a lo largo de un 2020 sumamente particular: 

Terrazas de los Andes Parcel El Espinillo Malbec 2017 | Terrazas de los Andes

 

Al degustar , una de las primeras reflexiones que pueden venir a la mente es que es un vino desafiante. Básicamente porque a ciegas es probable que no lo relaciones de manera automática con un Malbec. Tiene dos descriptores típicos como la fruta roja y las flores de violetas, pero entra ahí un componente herbal muy importante, sumado a una fruta negra que vuelve la paleta mucho más profunda. Es de esos vinos para dejarlo un largo rato en la copa, oxigenándose, y viendo cómo van cambiando los matices. En boca ataca con intensidad aromática, revelando incluso más su perfil herbáceo. Tiene buen músculo y avance preciso, con taninos de buen agarre y textura, pero el pulso fresco refuerza su estilo híper fluido. Deja un recuerdo largo, muy largo, tanto que queda impreso en el paladar. Un vino con carácter, por qué no hasta un poco salvaje a nivel aromático, pero en boca tan bebible como disfrutable. 

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Es, actualmente, el Malbec más extremo del Valle Uco en cuanto a altura, dado que los viñedos se ubican a unos 1.650 metros de altura. Y el resultado de este nuevo terroir se refleja en la botella. 

Séptima Cabernet Franc 2019 - Bodega Séptima

 

La bodega con base en Agrelo, Luján de Cuyo, presenta un buen exponente, que se luce con una intensa paleta aromática que conjuga fruta negra y roja y un buen colchón especiado. En segundo plano aparece una ráfaga bien fresca que recuerda al eucalipto. Hay un toque de madera, pero apenas se sugiere y no alcanza a tapar la expresividad de la fruta. En boca es jugoso, con taninos muy bien pulidos. Culmina con una buena acidez, que termina ofreciendo un final fresco, pero que no incomodará nunca a los paladares sensibles, de esos que escapan un poco de los vinos demasiado filosos. Muy buen ejemplar y a un precio súper atractivo.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque demuestra que sigue siendo posible acceder a un gran Cabernet Franc a un precio bastante accesible. 

Terrunyo Malbec 2016 | Trivento 

 

Desde Altamira (somos fans de esta zona de Uco, siempre lo decimos), llega el último lanzamiento de la bodega, con la firma del enólogo Germán Di Cesare. Un conocido referente de la vitivinicultura decía que mientras que Gualtallary es como un "volcán", Altamira es como una caricia, y no podemos estár más de acuerdo: en boca entrega un paso preciso, con taninos texturados, de buena firmeza, pero muy, muy amables, gracias también a un perfil graso sutil. Es elegante, fresco, con un equilibrio muy bien logrado. Y en nariz no se queda atrás: entrega notas de fruta roja limpia y brillante, con flores exuberantes y notas de especias dulces en un segundo plano. 

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque es uno de los nuevos Malbec de Altamira más ricos que podés encontrar en el mercado.

Perdriel Vineyard Selection 2015 | Proyecto Perdriel 

 

Se trata del último lanzamiento del proyecto que comanda el reconocido enólogo David Bonomi y que revaloriza un terruño clave como Perdriel. Este blend, que conjuga Malbec, Cabernet Sauvignon y Merlot habla el lenguaje de la alta gama. Tiene algo de espíritu clásico, pero a medida que lo vayas probando vas a corroborar que es un vino actual, no atado a fórmulas. No va a defraudar a quien busque un poco de madurez, de la mano de frutas negras y rojas, y un acompañamiento de la madera, que suma toques de tabaco y cacao. Además, se suman más capas, que van de la pimienta negra, a las hierbas. En boca se muestra voluminoso, de paladar pleno y excelente graso, con taninos que aportan músculo y un pulso dulce. Pero hay que olvidarse de los vinos golosos y remolones: la fruta en el paladar se revela un poco más brillante y crujiente y la energía ácida es la gran protagonista. Sobre esa acidez el vino se apoya y se vuelve soberbiamente fluido. 

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque logra que vuelva a ser noticia un terruño clásico de la vitivinicultura argentina, mostrando qué se está haciendo de nuevo allí. 

Pyros Vineyard Limestone Hill Malbec 2016 | Pyros Wines

 

Seguramente conozcas los vinos de esta bodega, emplazada en el cada vez más elogiado Valle de Pedernal, en San Juan. La bodega, comandada por la enóloga Paula González, viene trabajando mucho en el estudio de los suelos en esa región y son de los proyectos que marcan tendencia en este terroir. Y este Malbec puede considerarse un avance hacia otro nivel que está dando Pyros Wines, que apuesta a vinos cada vez más frescos y puros, pero sin renunciar a la elegancia. Este Malbec es interesante porque aparecen registros no tan clásicos de la variedad, como notas balsámicas, recuerdos a a tomillo y orégano, con sutiles toques especiados y una fruta roja apenas madura y muy profunda. La madera no aparece en un primer plano shockeante y el tiempo en botella va armando ese concepto a veces tan sobreutilizado como es "bouquet". Al paladar presenta buena jugosidad, buen graso, con una acidez que lo impulsa y un centro de boca de aromas muy definidos. Cierra con una textura delicada. Un Malbec que, a diferencia de otros que produjo la bodega cosechas anteriores, se muestra un poco más desprovisto, sin ser austero. 

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Pyros hace años que viene trabajando para llevar el terroir de Pedernal a lo más alto. Y este vino es un paso hacia el siguiente nivel. 

Los Primos Malbec 2019 | Bodegas Bianchi

Esta línea, que logró éxito en mercados internacionales, como Canadá, se está presentando ahora en la Argentina. Está conformada por cinco etiquetas y el objetivo que se trazaron desde la bodega fue poder ofrecer vinos con excelente relación calidad-precio. Y este Malbec logra su cometido: no nos equivocamos al afirmar que es uno de los grandes best value del año. Súper prolijo, de aromas bien definidos, dominados por la fruta roja suvamente madura y toques especiados. En boca tiene una jugosidad agradable, taninos apenas dulces y cuerpo medio. La acidez es sutil y no incomoda, algo que valorarás mucho si preferís vinos no tan filosos. Un vino entendible al instante, que muestra sus cartas en la primera mano, ¡y esas cartas son buenas!

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Muy simple: es uno de los grandes best value del 2020. Con este Malbec, por un precio accesible, te estás llevando un gran producto a casa. Y eso vale mucho. 

Sinergy Vineyard Blend Owen 2018 | Bodega Casarena

La bodega acaba de presentar tres nuevas etiquetas que tienen un objetivo en común: levantar la bandera de Luján de Cuyo, luego de tantos años en que la comunicación estuvo casi monopolizada por el Valle de Uco. Al degustarlo, nos encontramos con un vino sutil. Se nota el predominio del Cabernet Sauvignon de Agrelo, que ratifica que es una de las mejores zonas para esta cepa: hay elegancia, equilibrio. Entrega un dejo a pimentón, pero no pirazinea demasiado, mientras que el Malbec suma su fruta roja brillante. Tiene una linda frescura y acidez, con taninos firmes, ligeramente secantes. Deja un recuerdo en boca durante largo rato a ciruelas. Por su estructura, es un vino perfectamente bebible hoy pero con un enorme futuro si se lo deja unos años en botella.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Un vino que confirma que nadie tiene el monopolio de la frescura en la vitivinicultura. 

2km Arranque Malbec 2019 | Finca Beth

 

Siempre ponderamos los vinos de Altamira, en el Valle de Uco. A las pruebas nos rendimos. Es uno de los terruños con más cohesión que podemos encontrar, donde hay un estilo palpable, definido, con bodegas que parecen tirar en la misma dirección y al mismo ritmo. Esa coherencia se percibe vino tras vino. Ahora, la siempre inquieta bodega Finca Beth, está presentando una nueva etiqueta, que vendría a ser el preludio de lo que es la línea 2Km. con 2Km Arranque se entiende que la bodega, bajo la enología de Matías Michelini, buscó mostrar un Malbec en estado puro, sin interferencias. Y el resultado es un ejemplar con una fruta roja brillante y crujiente que domina la nariz. Aparecen notas florales y algo herbal. Fluye bastante compacto en boca, preciso, con unos taninos de grano fino y una hermosa textura y linda jugosidad. En su centro de boca aparece más de esa fruta brillante, junto con un pulso ácido equilibrado. Debería venir en botella magnum, porque una botella, charla de por medio, puede ser poco. 

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque es un riquísimo Malbec, porque amamos Altamira y porque este proyecto de gente inquieta simplemente nos encanta.

Durigutti Pie de Monte Finca Las Jarillas Malbec 2017 – Bodega Familia Durigutti

 

Los hermanos Héctor y Pablo Durigutti se aliaron con tres pequeños viñateros de diferentes zonas para alumbrar vinos que reflejen el lugar, sin interferencias. Los terruños elegidos fueron Gualtallary y Los Árboles (en Valle de Uco) y Vistalba (en Luján de Cuyo). Este ejemplar que elegimos en Vinos & Bodegas proviene de Gualtallary. Y la realidad es que se luce con una gran pureza de aromas, de la mano de frutas rojas apenas maduras y delicados toques florales. En boca no es el clásico Malbec sexy y goloso. Pero tampoco es mordiente y seco como un látigo. En el balance está su mérito. Es fresco, sus taninos de grano fino dejan mucha textura en su paso, pero no es un vino "extremo" como muchos de los ejemplares modernosos que se hacen en Gualtallary. Por el contrario, es súper amable, para beber y beber.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Nos encantan los vinos honestos. Y en parte, ese atributo está vinculado con la gente que está detrás: los hermanos Héctor y Pablo Durigutti. 

Ekeko 2017 | Miraluna 

 

Desde Cachi, en los Valles Calchaquíes llega este ejemplar que conjuga Malbec y Merlot y que resume, en gran medida, la actualidad de los vinos de alta gama del Norte Argentino. Tiene en su ADN la profundidad irrenunciable que la fruta experimenta en esa zona del país y a esas alturas, a más de 2.600 metros sobre el nivel del mar. Aparecen además, notas de especias y un rastro de hierbas salvajes. Al paladar se presenta largo, con una soberbia frescura y unos taninos firmes pero sin una arista. Tiene la virtud de tener un buen graso, pero no es un vino sucroso. La energía ácida, en tanto, se percibe natural desde el comienzo y avanza en un in crescendo. Con carácter y, a la vez, ultra bebible. Un corte que muestra la nueva normalidad de Salta. 

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Los vinos del Norte Argentino son escenciales para nuestra identidad como país productor. Y este nuevo ejemplar reconfirma que los Valles Calchaquíes son potencia pero también elegancia y sofisticación. 

Virgen Cabernet Sauvignon 2020 | Bodega Domaine Bousquet 

 

La bodega enfocada en un 100% en la producción de vinos orgánicos está ampliando la línea Virgen, que estaba conformada por un blend. Ahora, presentaron un Malbec y este Cabernet Sauvignon. ¿Qué propone? Antes que nada, hay un mix de frutas rojas y negras, entre maduras y crujientes, con toques de pimienta negra y un colchón aromático, que va del tomillo al orégano. En boca ofrece mucha textrua, buen agarre y mucha jugosidad, con un trasfondo apenas dulce, si bien es un vino de espíritu seco. La fruta roja y negra y ese fondo herbal se potencian, con un pulso ácido que le da brío y lo vuelve vital, fresco.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque es uno de los nuevos vinos orgánicos más interesantes del 2020. 

Altaluvia Cabernet Franc 2018 | Proyecto Altaluvia 

 

Se trata de un nuevísimo proyecto de vinos de alta gama, comandado por el reconocido ingeniero agrónomo Martín Kaiser. La línea se compone de cuatro vinos: dos blancos y dos tintos, y uno de ellos es este Cabernet Franc, que no es de los ejemplares ultra pirazínicos. Aquí hay mucha sutileza. Posiblemente encuentres un recuerdo a merkén, con frutas rojas, especias y un fondo herbal palpable. En boca entra con buena amplitud, gratificante textura, de la mano de unos taninos de grano híper fino que resultan hasta delicados. La acidez, bien ensamblada, estira su final, dejando un larguísimo recuerdo. "Proviene de un solo cuartel, donde tenemos suelos muy calcáreos. Jugamos en el filo del balance entre lo fresco y expresivo y lo verde. El Cabernet Franc cosechado verde tiene notas herbales bien marcadas y hay que seguir muy de cerca la evolución de la uva, porque si se pasa del punto de la cosecha, se pierde la frescura", explicó Kaiser.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque este vino, que completa una línea de cuatro vinos (suma un Riesling, un Chardonnay y un Malbec) se propuso mostrar, en alta definición, el terroir de la parte alta de Gualtallary. Y lo logra. 

Demencial Pinot Noir 2019 | Finca Las Moras

 

¿Por qué Demencial? Seguramente porque es un corte atípico para los consumidores argentinos, ya que conjuga Pinot Noir y un toque de Viognier. Además, porque fermentó en cubas de roble y luego una parte pasó a huevos de concreto y otra a barricas de primer y segundo uso. También, porque proviene de una zona en San Juan de la cual se viene hablando hace tiempo y que reúne todas las condiciones para alumbrar vinos de clase mundial. ¿Qué propone? Primero, sorprende por su fruta roja, en altísima definición, con un toque terroso, clásico de la variedad. Además, conjuga especias dulces y café, trazos aportados por su paso por madera. En boca, primero impacta por su gran frescura y su espíritu brioso. Tiene buen peso y volumen, dentro de los cánones de la cepa, con taninos súper amables que aportan una delicada textura final. Pero si algo lo define, es su frescor, que permanece y (punto positivo) nunca jamás incomoda. 

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Un vino súper original, de un terroir del que todavía hay mucho por descubrir y que, además, está buenísimo. ¿Qué más pedir?

Casillero del Diablo Reserva Malbec 2018 | Casillero del Diablo 

 

La mítica marca de vinos de Chile desembarcó en la Argentina. Pero no se trata de un proyecto únicamente comercial, sino que es una ambiciosa apuesta productiva, dado que los vinos Casillero del Diablo por primera vez se estarán elaborando también en Mendoza. Este Malbec de aromas bien profundos conjuga esa clásica fruta roja madura y una madera que suma notas tostadas y dejos a especias dulces. En boca es un vino amplio, con buen músculo y taninos que dejan una buena textura. Su fruta roja perdura un largo tiempo en el paladar, con un plus de que deja un pulso fresco. En ese sentido, es un tinto con carácter y bien actual.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque se trata de una marca global que ahora se produce en el país. Y eso significa más trabajo y valor agregado local. Y la línea de vinos realmente tiene mucho por ofrecer, a un valor atractivo. 

Salentein Reserva Corte de Tintas 2018 | Bodegas Salentein 

 

Se trata de la última apuesta de Bodegas Salentein, de la mano de su enólogo José "Pepe" Galante, que están llevando su clásico blend a otro nivel. Cuando lo sirvas en la copa, este corte de Cabernet Sauvginon, Malbec y Cabernet Franc, seguramente no te resulte nada pirazínico. No esperes pimentón verde ni mentolados intensos. Sí hay mucha fruta roja y negra, con dejos a merkén y una madera que complementa y aporta una sutil pincelada de especias dulces. Es más: si lo dejás 10, 15 o 20 minutos en la copa, mostrará nuevos matices pero la madera nunca se terminará imponiendo. En boca muestra un avance jugoso y preciso, con una acidez que se siente a los costados del paladar, durante todo su recorrida. La fruta se mueve en un punto medio amable entre la frescura y la madurez. Los taninos, en tanto, suman una estructura agradable, cerrando con una sensación de lejano dulzor, propia de la interacción entre taninos, madera y fruta.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Este vino confirma que Salentein pondrá cada vez más el foco en los vinos de corte. Y este, sin dudas, entra dentro de los tres mejores blends tintos del 2020. 

Tatú Cabernet Sauvignon 2019 | Bodega L'Orange

 

Muy original propuesta del creador de vinos Ernesto Catena. ¿Por dónde empezar? ¿Por su botella en formato 375 ml? ¿Su nombre? ¿Que fue fermentado en ánforas? ¿Que es orgánico, natural y no tiene agregado de sulfitos? Todo eso sirve como prólogo de este tinto perfumado, con notas de fruta negra y roja y especias leves. Sutil y delicado. Al paladar mustra un avance largo, muy largo y bien por el centro. Exhibe taninos redondos, con buen graso. Es puro balance y de atractiva textura. El riesgo es que la botella quede chica. En Buenos Aires se consigue en B Fresh, Paint et Vin, Shafe Almacén Saludable, Tiempo de Sabores y Red Wine, entre otros lugares. Precio: $450.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque resume uno de los tantos vinos originales que viene lanzando Ernesto Catena bajo su proyecto Wine is Art. Como siempre, una bocanada de aire fresco en el negocio del vino. 

Textual Innovación Extrema Caladoc 2019 | Bodega Santa Julia 

 

La mítica línea Innovación, de Santa Julia, y Textual, de Zuccardi, pasó a fusionarse en una nueva marca, que ahora utiliza viñedos propios de Vista Flores, en el Valle de Uco. Para quienes no estén tan familiarizados con esta variedad, podés entrar a la página del INTA: ahí vas a poder entender un poco su origen, que resultó de un cruzamiento realizado en 1958, en Francia, entre las uvas Garnacha y Cot (Malbec). Cuando lo lleves a la nariz seguramente te sorprenda su fruta roja en altísima definición y algún destello floral. En boca muestra esa misma fruta explosiva. Posiblemente notes una dualidad: los taninos están marcados y le dan andamiaje, pero no es untuoso: tiene un paso más bien suelto. La acidez es realmente vibrante y le imprime cierta urgencia. Vino con carácter y diferente al registro que asociarías con un Malbec. La fruta roja se va a quedar larguísimo rato en el recuerdo, por lo cual tiene mucho hándicap para tolerar todo tipo de platos, incluso bien condimentados.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque viene a fusionar dos marcas importantes para la historia moderna de la vitivinicultura, marcando el inicio de un nuevo camino. 

Laborum Single Vineyard Nuevos Suelos Malbec 2019 | El Porvenir de Cafayate

Este vino que recién está lanzándose, proviene de Finca Alto Río Seco, en Cafayate, donde se encuentra una primera capa de textura arenosa y luego un perfil mucho más pedregoso, con presencia de carbonato de calcio. Pero, en esta finca hay una enorme diversidad y no se puede hablar de uniformidad. "Quisimos hacer un Malbec totalmente diferente a partir de este suelo, que para nosotros es nuevo en Cafayate. Es parte de la exploración que estamos haciendo", explicó el enólogo Paco Puga. ¿El resultado? Al principio parecerá que hay una agradable fruta roja y nada más. Pero dale tiempo, prestá atención a los detalles; hay mucho más. Se percibe complejidad, con notas de fruta, claro, pero también toques florales y unos dejos herbales bien aromáticos, que van del tomillo a la yerba dulce y que le imprimen una ráfaga de frescura. Esa misma frescura que se convierte en el hilo conductor de este vino, sumando además una textura granulosa y rugosa. Puga habla de tensión y hay mucho de eso. Claramente, un vino diferente al registro clásico de Cafayate.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Porque abre una ventana que muestra qué se está haciendo de nuevo en Cafayate. Una ventana que también muestra el futuro. 

Potrero Reserva Cabernet Franc 2018 | Bodega Vinos del Potrero

 

Se trata del último lanzamiento de esta bodega emplazada en Gualtallary, con enología de Bernardo Bossi Bonilla. Es un buen exponente por lo que propone en boca y en nariz. Arranquemos por su parte aromática: muchas especias, luego frutas maduras rojas y una madera utilizada con conciencia, que aporta una capa no demasiado perceptible. Al fondo, aparece una nota balsámica. En el paladar se muestra sustancioso, con buen graso pero con una generosa frescura. Hacia el final deja una sensación texturada que muchos llaman "tiza". Un vino balanceado, elegante y bebible, para paladares universales.

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Es uno de los nuevos Cabernet Franc más interesantes del año y, además, lo produce una bodega que viene haciendo un trabajo muy consistente, vino a vino. 

Goyenechea Origen 1868 Malbec | Bodega Goyenechea

 

Malbec que, lejos de ser exuberante, muestra algo de cautela. Dale unos minutos en la copa hasta que notes la buena convivencia entre la fruta roja, los toques a hierbas y una barrica que está muy bien integrada. Hay expresivdad, pero también mucha delicadeza. En el paladar premia con un avance largo y fluido. Lejos de los taninos gordos y la sucrosidad, ofrece un pulso seco y cierta austeridad, con una fruta roja que al final se sobrepone a la madera. Un vino donde menos es más. 

¿Por qué es uno de los lanzamientos del año?

Un vino que llega para revalorizar un terroir sumamente importante como es San Rafael, en Mendoza. 

Vinos & Bodegas en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído