Más artículos
¿Tenés que ir al supermercado en la cuarentena?: cómo evitar el contagio del coronavirus

¿Tenés que ir al supermercado en la cuarentena?: cómo evitar el contagio del coronavirus

¿Tenés que ir al supermercado en la cuarentena?: cómo evitar el contagio del coronavirus
Durante el aislamiento obligatorio, se permite ir a los comercios a adquirir alimento o artículos de limpieza. Qué precauciones se deben tener en cuenta
Por iProfesional
28.04.2020 19.44hs Actualidad

Ir a comprar al supermercado es una de las salidas que siempre se permitió hacer a los argentinos durante la cuarentena impuesta en forma obligatoria por la pandemia del coronavirus.

Por supuesto que hay que tener una serie de precauciones para concurrir a estos lugares. Te contamos algunos.

En la entrada

En todos los comercios hay lugares que son potencialmente peligrosos para el contagio. El primero de ellos es la puerta. Si bien en la mayoría de los grandes supermercados las puertas son automáticas, en algunos negocios menores, sigue siendo necesario abrirlas con la mano, poniendo la mano en el mismo lugar en que lo ponen muchas personas durante la misma jornada.

Si estas manijas no se desinfectan regularmente, se convierten en posibles fuentes de infección. Son especialmente peligrosas, si están hechas de acero inoxidable o plástico, materiales en los que mejor sobrevive el covid-19.

Por lo tanto, se recomienda abrir las puertas de los comercios con guantes puestos, después de lo cual es aconsejable limpiarlos con un antiséptico.

Carritos y cestas

Los compradores tocan constantemente las manijas de los carritos y los cestos. En algunos lugares,son desinfectados antes del uso de cada cliente, pero no siempre es así. En caso de no serlo, es importante limpiar las asas con una servilleta desinfectante antes de tocarla o utilizar guantes. Siempre que sea posible, se recomienda ir con su propia bolsa y poner los productos allí.

Estanterías

Es posible contagiarse tanto a través de los productos que hayan quedado en los estantes como mediante la tos o estornudo de una persona contagiada, incluso si está al otro lado de una estantería. Para protegerse del coronavirus en esta situación, es necesario no solo mantener una distancia adecuada, sino también usar una mascarilla en lugares públicos. Para protegerse todavía más, es posible utilizar lentes herméticos. Y cuando se vuelve al hogar, hay que higienizar con jabón o productos antisépticos los elementos que se llevan del supermercado.

Caja

Cuando hay que abonar, no se debe acercar a los cajeros, sino que se debe mantener una distancia segura frente a ellos. La forma de pago también puede ayudar a evitar el contagio. Por ejemplo, se estima que el virus puede sobrevivir en el papel. De todas las maneras, después del pago, en necesario limpiarse las manos y la tarjeta o el teléfono (si se utilizó en la transacción) con una servilleta desinfectante.

Temas relacionados