Semillas de lino: ¿cuáles son sus propiedades y cómo incluirlas en la dieta?

Las semillas de lino, al igual que otras como las de chía o girasol, se pueden incluir en las preparaciones y sumar nutrientes a la alimentación
Por iProfesional
21/08/2020 - 12,09hs
Semillas de lino: ¿cuáles son sus propiedades y cómo incluirlas en la dieta?

La comida natural es una tendencia. Cada vez se ven más locales que venden productos más naturales, con menor cantidad de conservantes y con ingredientes novedosos. En ese contexto, las semillas, al igual que los frutos secos y una larga lista de alimentos, han cobrado protagonismo. Las semillas de lino son una de las variedades de semillas que se pueden hallar en el mercado y que pueden contribuir a diversificar y balancear la alimentación

A las semillas de lino, tal como sucede con otras variedades, se les atribuyen una gran cantidad de beneficios y propiedades. De hecho, se ha dicho que son mágicas, que son un super alimento y que ayudan a adelgazar, entre otros mitos. 

Si bien son, efectivamente, mitos, es cierto que el consumo de semillas de lino y de otras variedades puede contribuir a llevar una alimentación más variada y más saludable. 

La semillas de lino también tienen historia

El cultivo de semillas de lino es uno de los más tradicionales del mundo. De acuerdo a algunas fuentes, las semillas de lino comenzaron a cultivarse en el antiguo Egipto y en China hace más de 7.000 años, tanto para aprovechar las semillas como para utilizar como planta textil.

Además, el rey Carlomagno en el siglo VIII creía firmemente en los beneficios de las semillas de lino. Una versión dice que a tal punto creía en sus propiedades que exigía a sus súbditos leales comer las semillas de lino e hizo aprobar leyes para asegurarse de esto. 

Las semillas de lino se cultivan desde hace más de 7 mil años
Las semillas de lino se cultivan desde hace más de 7 mil años

Propiedades de las semillas de lino

El rey Carlomagno estaba en lo cierto. A las semillas de lino se les atribuyen una gran cantidad de propiedades y se considera que su consumo es beneficioso para la salud. De la misma manera, los especialistas señalan que ingerir otras semillas también puede tener un impacto positivo en el organismo. Dentro de este grupo se pueden encontrar las semillas de girasol, de chía, de sésamo, de amapola, entre otras. 

Las semillas de lino tienen propiedades diuréticas y su consumo podría ayudar a combatir el estreñimiento. El consumo de semillas de lino tiene impacto en el cuerpo a corto plazo, que deriva del alto contenido de fibra. El consumo de fibra, en semillas de lino o en cualquier otro alimento, es positivo para el funcionamiento del organismo, pero puntualmente para el funcionamiento del intestino. 

Las semillas de lino son grandes fuentes de los tipos de vitaminas B, C y E.

Es importante recordar que las vitaminas del grupo B proporcionan vitalidad y energía al organismo, que es absolutamente necesaria para mantener el cuerpo saludable. Otra de sus propiedades que tienen las vitaminas, que se encuentran en las semillas de lino, de este grupo es favorecer el correcto funcionamiento del cerebro y el sistema nervioso, que sobre todo en tiempos de aislamiento puede encontrarse sobreexigido. 

La vitamina C es otro de los nutrientes esenciales para el buen funcionamiento del organismo y se puede encontrar en las semillas de lino. Este tpo de vitamina tiene efectos antioxidantes y contribuye a fortalecer el sistema inmunitario.

Por último, en las semillas de lino se encuentra la vitamina del grupo E. Se podría definir como un antioxidante que protege el tejido corporal del daño causado por los radicales libres -sustancias que se generan en el organismo y resultan tóxicas-. Es importante en la formación de glóbulos rojos y ayuda al cuerpo a utilizar la vitamina K.

Además, cabe mencionar que las semillas de lino son el alimento vegetal con mayor cantidad de ácidos grasos omega 3. De acuerdo a estudios realizados recientemente, las semillas de lino han demostrado una elevada eficacia antiinflamatoria y reductora del colesterol, por lo que se podrían constituir como aliadas para la salud cardíaca y circulatoria. 

Estudios sobre semillas de lino

De hecho, en la web de la Mayo Clinic -una de las entidades de salud más prestigiosas de Estados Unidos y del mundo-, explican que las investigaciones sobre el uso de las semillas de lino y del aceite de lino para afecciones específicas han alcanzado una serie de resultados y permiten decir que el consumo de semillas de lino es beneficioso para la salud. 

De las semillas de lino también se puede obtener aceite de lino
De las semillas de lino se puede obtener aceite de lino

En relación a las enfermedades cardíacas, la entidad señala que hay algunos estudios que sugieren que el ácido alfa linolénico, que está presente tanto en las semillas de lino como en su aceite, podría beneficiar a las personas con estas condiciones. Las primeras investigaciones también sugieren que las semillas de lino podrían ayudar a bajar los niveles altos de presión arterial, algo que influye directamente en la aparición y en la evolución negativa de las enfermedades cardíacas, al igual que de otros trastornos. 

En relación a los niveles de colesterol, hay varios estudios que demuestran que ingerir semillas de lino todos los días puede reducir los niveles del colesterol total y del colesterol de lipoproteínas de baja densidad (LDL, o popularmente llamado malo). Esta es una propiedad que también se le atribuye a las semillas y al aceite de chía. Sin embargo, es importante tener en cuenta que no todas las investigaciones tuvieron resultados positivos.

Sobre la diabetes, los estudios señalan que usar semillas de lino en las preparaciones podría reducir el nivel de azúcar en sangre en personas con diabetes tipo 2. Sin embargo, no se ha comprobado que el aceite de lino tenga el mismo efecto.

Por último, desde la Mayo Clinic indican que también se ha estudiado el efecto de las semillas de lino en los síntomas menopáusicos. En este sentido, los resultados han sido variados con respecto al uso de las semillas de lino para el tratamiento de los síntomas menopáusicos, es decir, no son del todo concluyentes. Es por eso que no se puede decir que el uso de semillas de lino sea útil para tratar o mejorar los síntomas que aparecen con la menopausia en muchas mujeres.

Las semillas de lino también tiene contraindicaciones

Sí, comer semillas de lino tiene propiedades y ciertos efectos positivos en el organismo, aunque siempre hay un pero. Desde la Mayo Clinic también advierten que las semillas de lino podrían tener algunos efectos adversos, que es importante conocer para poder evitar o actuar en caso de que aparezcan. 

Cuando se consumen según las cantidades recomendadas, el uso de las semillas de lino y del aceite de lino es, por lo general, seguro. Sin embargo, cuando se consumen en grandes cantidades y con muy poca agua, las semillas de lino pueden provocar estos síntomas:

  • Hinchazón
  • Gases
  • Diarrea

Es por eso que se brindan una serie de recomendaciones para la población general y para ciertos grupos específicos, que podrían resultar más afectados por el consumo de semillas de lino. 

  • Evitar cosumir semillas de lino y aceite de lino durante el embarazo
  • En algunos casos, las semillas de lino y el aceite de lino pueden provocar una reacción alérgica, por lo que los alérgicos deben estar atentos a esta posibilidad
  • Se recomienda no ingerir semillas de lino crudas o no maduras
  • Debido a que el aceite de lino podría disminuir la coagulación de la sangre, el consejo es dejar de usarlo dos semanas antes de someterse a una cirugía, en caso de que sea programada, obviamente

Las semillas de lino tienen, además, una serie de interacciones con otros medicamentos. Es por eso que se recomienda tener en cuenta estas interacciones al momento de empezar a incoporar semillas de lino en la alimentación diaria. Este punto es importante, dado que así se protege la salud y se previenen una serie de efectos adversos que podrían aparecer.

Las semillas de lino reduciría los niveles de presión arterial
Las semillas de lino reduciría los niveles de presión arterial

Algunas de las posibles interacciones son las siguientes:

Anticoagulantes y medicamentos antiagregantes plaquetarios, hierbas y suplementos: se trata de fármacos, hierbas y suplementos que reducen la capacidad de coagulación de la sangre. Tal como se mencionó, el aceite de lino también podría disminuir la coagulación de la sangre, por lo que tomar ambas sustancias al mismo tiempo podría exponer al cuerpo a una muy baja capacidad de coagulación de la sangre, lo cual podría ser peligroso en ciertos casos.

Medicamentos para la presión arterial, hierbas y suplementos: el aceite de lino podría reducir los niveles de presión arterial, algo que en principio sería positivo. Ahora bien, si se combina con fármacos, hierbas o suplementos que reducen la presión arterial podría disminuir demasiado este valor y provocar algunas alteraciones en la salud de la persona.

Medicamentos para la diabetes: las semillas de lino podrían ayudar a disminuir el nivel de azúcar en sangre. Una vez más, esta característica en principio sería positiva, pero no en todos los casos. Su consumo junto con medicamentos para la diabetes, hierbas o suplementos con potencial hipoglucémico podría bajar demasiado el nivel de glucemia y producir alteraciones en la salud y en el bienestar de la persona.

Estrógenos: las semillas de lino podrían tener un efecto antiestrógeno, lo cual implica que su consumo podría disminuir los efectos de los anticonceptivos orales y de las terapias de reemplazo de estrógeno. 

Medicamentos orales: consumir semillas de lino podría disminuir la absorción de los medicamentos administrados por vía oral. 

En cualquiera de los casos mencionados, es de suma importancia que la persona concurra al médico antes de hacer algún tipo de cambio en su alimentación, sobre todo si quiere incorporar aceite o semillas de lino. Aún cuando el paciente no consuma los medicamentos mencionados anteriormente, los cambios en la dieta siempre deberían estar acompañados de una consulta con un especialista. 

Consejos para incluir las semillas de lino en la dieta

Al igual que cualquier otra semilla, las semillas de lino se pueden incluir en la alimentación de manera muy sencilla y en casi cualquier preparación. La inclusión de semillas de lino en la dieta, entonces, queda a gusto de cada persona, que podrá elegir en cuál receta la incorpora y comienza a incluir todas sus propiedades en la alimentación

Antes de saber cómo incorporar las semillas de lino en la alimentación, es importante destacar que muchos especialistas de la nutrición aconsejan consumir las semillas de lino molidas en lugar de enteras. ¿Por qué? Eso sería así porque las semillas se lino trituradas serían más fáciles de digerir y el organismo podría absorber la mayor cantidad de nutrientes posible. Al ser semillas pequeñas y sólidas, si se consumen enteras, podrían atravesar el organismo sin haberse digerido y podría suceder que el cuerpo no absorba de manera completa todos los nutrientes.

Además de las semillas de lino, también se consumen otras variedades de semillas
Además de las semillas de lino, también se consumen otras variedades de semillas

Las semillas de lino se pueden agregar a un tazón de lecho o yogurt con cereales o frutas que se puede tomar en el desayuno o en la merienda. Agregarle semillas de lino u otro tipo de semillas contribuye a sumar nutrientes al plato o a la colación y, además ayuda a que la persona sienta mayor saciedad cuando termina de comer. Esto ayudará a que quien lo consume no sienta hambre al poco tiempo de haber desayunado o merendado. 

Las semillas de lino se pueden incorporar a los condimentos que se utilizan en cualquier otra preparación, como un sándwich o una ensalada por ejemplo. Para hacerlo se pueden mezclar con mayonesa, mostaza, salsa caesar o el adherezo que más le guste a cada persona. 

Otra de las maneras de consumir semillas de lino es agregarlas a las masas o panificados que se hacen en casa. El pan, las galletitas, las masas para tartas y empanadas, los budines, las masas para pastas como sorrentinos o ravioles, son preparaciones ideales para agregar semillas de lino, entre otras semillas que existen, y empezar a incorporarlas a la dieta. Cabe mencionar que actualmente existen varias marcas que comercializan productos envasados de estas características, es decir, con semillas de lino ya incorporadas. De este modo, aquellos que no disfrutan de la cocina también tienen una alternativa para ingerir semillas de lino en este tipo de preparaciones. 

Además de las maneras ya mencionadas, las semillas de lino se pueden agregar en ensaladas o tostadas para darle textura y darle al cuerpo los nutrientes que poseen. Una vez más, cada persona puede consumir las semillas de lino como prefiera y de la manera que más le guste.