Alberto Fernández y su salud: cómo afecta la recuperación sugerida por médicos a la agenda presidencial

Tras la gastritis erosiva sufrida en Indonesia, el mandatario suspendió varios compromisos. Cómo afecta el parate del Presidente en su cronograma
Por Daniel Scarímbolo
24/11/2022 - 16,35hs
Alberto Fernández y su salud: cómo afecta la recuperación sugerida por médicos a la agenda presidencial

Reposo y un retorno paulatino a sus actividades laborales es la prescripción médica al presidente Alberto Fernández, tras sufrir la semana pasada en la 17° Cumbre de Líderes del G20 en Indonesia una gastritis erosiva con signos de sangrado, que lo obligó a cancelar varias actividades, como la que tenía prevista este miércoles en Corrientes en la reunión de gobernadores del Norte Grande.

Alberto Fernández y su salud: ¿la recuperación afecta su agenda?

"El Presidente está bien, ya trabajando", dijo un funcionario con despacho en Casa Rosada, y adelantó que "seguirá con los controles" médicos.

El mandatario tenía previsto asistir este miércoles a la 15° Asamblea de gobernadores del Norte Grande, en la ciudad de Corrientes capital, pero por prescripción médica suspendió el viaje. Si bien se trataba de un vuelo de apenas una hora y media, los médicos le recomendaron no realizar el trayecto.

Fernández fue reemplazado para encabezar ese encuentro en la capital correntina por el jefe de Gabinete Juan Manzur, quien ya había conducido la última reunión de ese bloque, que nuclea a 10 provincias de noreste y noroeste argentino, el 14 de octubre pasado en la ciudad de Santiago del Estero.

De la misma manera, tampoco asistirá este jueves a México, adonde había sido invitado por su par de ese país Andrés Manuel López Obrador, para tratar la integración de América para la cooperación económica con respeto a la soberanía de cada nación.

"No va estar el presidente electo Lula, ni el presidente Alberto Fernández de Argentina, pero esta es la casa de los dos, somos muy buenos amigos, y más adelante, seguramente, van a visitarnos", confirmó el propio López Obrador, en el marco también de la cancelación de la Cumbre de la Alianza del Pacífico -el bloque comercial conformado por México, Chile, Colombia y Perú-, que se iba a realizar esta semana, debido a la negativa del Congreso incaico de permitir la asistencia del mandatario Pedro Castillo.

Alberto Fernández volvió a la actividad tras un fin de semana de reposo en Olivos.
Alberto Fernández volvió a la actividad tras un fin de semana de reposo en Olivos.

Alberto Fernández: un retorno moderado a las actividades

El jefe de Estado retomó las actividades este martes, luego de un prolongado reposo el fin de semana largo en la Quinta de Olivos, tras su diagnóstico de gastritis erosiva.

Fernández se había dirigido a media mañana a su despacho de Casa Rosada, donde recibió primero al jefe de Gabinete Juan Manzur, con quien analizó el balance de la gira; y después al ministro de Seguridad, Aníbal Fernández, por temas de gestión; para finalmente rubricar en el Salón de las Mujeres Argentinas del Bicentenario de Casa de Gobierno el acuerdo por el aumento del mínimo, vital y móvil, acompañado en este caso por el citado Manzur y los ministros de Economía, Sergio Massa; y de Trabajo, Kelly Olmos.

Este miércoles repitió la rutina, tras llegar a Casa Rosada cerca del mediodía, para almorzar con el Secretario de Relaciones con la Sociedad Civil y Desarrollo Comunitario de la Jefatura de Gabinete Fernando "Chino" Navarro y secretario de la Economía Social del Ministerio de Desarrollo Social, Emilio Pérsico; mantener luego reuniones con el vicejefe de Gabinete, Juan Manuel Olmos, primero; y con el canciller Santiago Cafiero y la secretaria de Relaciones Económicas Internacionales Cecilia Todesca, después; y cerrar con un encuentro con intendentes del conurbano bonaerense.

El problema que lo obligó a modificar su agenda

Para entender el contexto de la salud del jefe de Estado hay que retrotraerse al martes 16, cuando Fernández llegó a la sede de la Cumbre, se saludó con el mandatario del país anfitrión, Joko Widodo, luego habló con su par español Pedro Sánchez y ya no pudo disertar en la I Sesión Plenaria, sobre Seguridad Alimentaria y Energética, ni en la II Sesión Plenaria, sobre Salud, en donde era uno de los exponentes.

Fue el propio Sánchez el que lo notó "ido", balbuceante, y el jefe de Estado dijo sentirse mareado. Fue asistido por parte de la comitiva argentina, entre ellos el doctor Manuel Estigarribia, de la Unidad Médica Presidencial, quien atendió al mandatario en "consulta permanente".

Por precaución, Fernández fue trasladado en ambulancia al Sanglah General Hospital de Bali, donde también se había dispuesto un espacio para los asistentes del G20. Allí se sumó el ministro de salud de Indonesia, Budi Gunadi Sadikin.

El Presidente sufrió un problema de salud en pleno G20, lo que lo obligó a modificar su agenda.
El Presidente sufrió un problema de salud en pleno G20, lo que lo obligó a modificar su agenda.

Tras recibir suero y ser sometido a un primer análisis de sangre, el primer parte médico, a las 11.16 hora local -0.16 de la Argentina- notificó que Fernández padeció un episodio de hipotensión y mareos.

Se recomendó hacer una endoscopía, que arrojó como diagnóstico una gastritis erosiva con signos de sangrado, según el segundo parte médico de las 15.26 de Indonesia (4.26 de la madrugada argentina).

Un segundo análisis de sangre dio como resultado una mejora en los hematocritos -el porcentaje de glóbulos rojos- y se decidió retornar con cuidado algunas actividades, como la reunión bilateral que mantuvo ese día con su par chino Xi Jinping y al siguiente con la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Kristalina Georgieva.

La gastritis erosiva fue producida por estrés y había empeorado por la ingesta diaria de anticoagulantes que toma el Presidente, debido a una afección pulmonar que sufrió en 2019.

Ya de retorno en el país, en el último chequeo médico, el sábado pasado, Fernández se sometió a otra endoscopía, que no arrojó lesiones con sangrado activo, y allí mismo se le indicó reposo y retomar en forma paulatina sus actividades laborales, según reportó la Unidad Médica Presidencial.