iProfesional

Cómo es la dolarización "ecuatoriana" que propone el economista que Javier Milei sumó a su equipo

El candidato de La Libertad Avanza convocó a Emilio Ocampo, quien generó el plan de dolarización, para delinear cómo se implementaría en Argentina
Por iProfesional
16/08/2023 - 18:40hs
Cómo es la dolarización "ecuatoriana" que propone el economista que Javier Milei sumó a su equipo

Emilio Ocampo es el economísta que generó el plan de dolarización que quiere aplicar Javier Milei, candidato presidencial por La Libertad Avanza, y quien acaba de sumarlo a su equipo económico.

Se trata de un especialista en finanzas y economía, actualmente director del Centro de Estudios de Historia Económica de la Universidad del CEMA (UCEMA) y que integrante del Consejo Académico de la Fundación Libertad y Progreso.

Respecto al plan de dolarización, sostiene que para avanzar con esa medida es necesario eliminar la inflación y estabilizar rápidamente las variables económicas, en un plazo que no supere "abril o mayo de 2025".

En una reciente entrevista radial, dijo que para llevarlo adelante no harían falta reservas en el Banco Central ni préstamo internacional para avanzar, pero sí ahorros argentinos.

"Los argentinos tienen más de u$s200.000 millones guardados. Cuando ese dinero entre en circulación, por ejemplo para pagar impuestos, automáticamente el Estado tendrá divisas disponibles para avanzar con el proceso", afirmó.

De acuerdo con el economista, canjear todos los pesos en circulación y dinero en los bancos al actual tipo de cambio demandaría unos u$s60.000 millones. Para eso, plantea dos etapas: en la primera se canjearía por un valor de u$s30.000 millones por el dinero en poder del público y la otra mitad que está invertida en Leliq pasaría para una segunda etapa, que llevaría alrededor de cuatro años.

Emilio Ocampo es el economista que creo la dolarización que quiere establecer Milei

Por otra parte, en lo que se refiere al reemplazo de las Leliq en poder de los bancos por dólares, sería más complejo y largo ya que ahí estarían involucrados los activos dolarizados tanto del BCRA como de entidades públicas como el Fondo de Garantía de Sustentabilidad de ANSES.

"Como habrá una gran recuperación de la confianza, estos títulos y también acciones se revalorizarán de precio, lo que también será de gran utilidad para el proceso dolarizador", dijo.

Una dolarización paulatina, como en Ecuador

"Nuestro cálculo es que en 16 meses todos los pesos se canjearán por dólares. Será un proceso paulatino, como sucedió en Ecuador que llevó un total de 9 meses", argumentó.

"La experiencia en ese país es que la gente recupera rápidamente la confianza en el sistema. En ese país, a los pocos meses aumentaron 30% los depósitos, aun cuando venían de un período de quiebras de instituciones bancarias", resaltó.

Y agregó que en Ecuador "tardó un poco más porque hubo una devaluación al arrancar el proceso".

Una alternativa con menos probabilidad de fracaso

En un reciente seminario, organizado por la Fundación FIEL, el economista dijo que la dolarización "es la alternativa que tiene menos probabilidad de fracaso". A su criterio, "nuestra adicción al populismo nos llevó a no tener capacidad de tener una moneda estable. Estamos como en 1989: en el fin de una era de desorden económico, por lo cual se necesita una reforma monetaria dura".

Milei llamó a Ocampo para delinear cómo se implementará la dolarización en Argentina

"Una dolarización jugaría el mismo papel de la Convertibilidad en la primera parte de los '90, para acompañar al resto de las reformas estructurales que hay que hacer", añadió.

En ese marco, explicó: "A la dolarización se la compara con un ideal que en la Argentina nunca existió. No la podemos criticar por no hacer cosas que ninguna de las otras alternativas que están en la mesa puede hacer".

"Sucede que ahora no tenemos margen para un fracaso. Venimos de más de una década de estancamiento. Y tener un cambio efímero es terrible: tenemos que tener reglas de política económica que sobrevivan a un Gobierno malo", enfatizó.

A su criterio, la "economía está dolarizada de facto. Pagamos todos los costos pero no tenemos los beneficios. Hablamos nosotros de un cambio de régimen".