Gracias al dólar soja, BCRA compró u$s2.500 millones este mes: tras nuevas trabas a productores, ¿cómo seguirá?

El BCRA mantiene la racha compradora. Este martes embolsó más de u$s300 millones, pero el nuevo cepo al dólar preocupa. ¿Seguirá la liquidación fuerte?
Por Pilar Wolffelt
20/09/2022 - 17,25hs
Gracias al dólar soja, BCRA compró u$s2.500 millones este mes: tras nuevas trabas a productores, ¿cómo seguirá?

El Banco Central de la República Argentina (BCRA) compró este martes unos u$s180 millones más y cumplió así la onceava jornada consecutiva de embolsos en el mercado oficial de cambios, con una acumulación total de u$s2.538 millones de saldo positivo en lo que va del mes.

En esta jornada, se registró un nivel de liquidación de u$s335 millones en el marco del programa que reconoce $200 por dólar a los exportadores de soja. Un buen nivel incluso pese a los problemas que se generaron tras la última normativa del BCRA, que impide la compra de dólares financieros y la operatoria con ciertos instrumentos financieros, como los Cedears, a las empresas beneficiarias de este programa, conocido como dólar soja.

Los analistas venían advirtiendo sobre las preocupaciones que generaba hacia adelante el fin del dólar soja, cuya vigencia termina el 30 de septiembre. Así lo señala Camilo Tiscornia, director de CyT Asesores Económicos, cuando dice que "hasta el momento, el plan de juntar dólares en el corto plazo, que es el objetivo de la medida, viene siendo exitoso". Sin embargo le preocupan dos variables: la primera es que, si lo que se está liquidando son adelantos de exportaciones, qué pasará después es una preocupación, y la segunda es la emisión extra que está teniendo que hacer el BCRA como consecuencia del precio preferencial del dólar para los sojeros. 

Así, explica que le preocupa lo que pueda venir después de que termine el programa. Pero, por ahora, tras la polémica y las idas y vueltas que generó la medida de restricciones para acceder al dólar para los exportadores, el temor es que se vea afectada la evolución de este proceso de incremento en los volúmenes de venta de soja al exterior, considera que "aparece una nueva posible complicación porque quedan diez días del programa y no es una buena señal". 

Tiscornia considera que habrá que ver cómo sigue. Hay que recordar que el Gobierno espera que se liquiden u$s5.000 millones hasta fin de mes y, hasta ahora, se alcanzaron más de u$s3.000 millones. Este martes no se vio una caída en el proceso tras la medida del BCRA en los volúmenes ni tampoco en el movimiento de camiones en el puerto de Rosario. Sin embargo, tal como dice el economista habrá que estar alerta a lo que pase los próximos días.

Dólar soja: la polémica atrás del nuevo cepo

Recordemos que la respuesta de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA) no se hizo esperar y, minutos después de que se publicara la norma, la entidad expresó que "la reciente medida del BCRA dirigida a cooperativas, acopiadores y productores que vendieron soja a los exportadores es restrictiva y limitante del mercado cambiario, además de perjudicial para toda la cadena de la soja".

El ingreso de dólares del campo subió fuertemente tras la aprobación del programa del dólar soja a $200.
El ingreso de dólares del campo subió fuertemente tras la aprobación del programa del dólar soja a $200.

En reacción, el ministro de Agricultura, José Bahillo, salió a aclarar en un tuit " que la resolución del Banco Central no incluye a los productores y las productoras que con tanto esfuerzo vienen acompañando el programa de incremento exportador". Sergio Massa retuiteó el mensaje y, acto seguido, el BCRA sacó una norma aclaratoria que señalaba que "las disposiciones dadas a conocer por la Comunicación "A" 7609 no son de aplicación para las personas humanas".

La norma mencionada fue acompañada de un comunicado del Central en el que recordó a las empresas que vendieron soja en el marco del Programa de Incremento Exportador, y que fueron alcanzadas por la Comunicación "A" 7609, que "conservan los instrumentos que les permiten dejar sus ventas en las cuentas que se ajustan por dólar linked" e insiste en aclarar que la medida restrictiva del lunes "no incluye a los productores que sean personas humanas".

En el medio de toda esta polémica, que echó a correr rumores de amenazas de renuncias en el BCRA y de enemistades entre el presidente de la entidad, Miguel Pesce, y el ministro Massa, el dólar blue saltó $9 en esta jornada y los medios no tardaron en atribuir ese movimiento a la nueva medida.

Efecto blue: ¿saltó por la polémica del cepo sojero?

Sin embargo, lo cierto es que, tal como había anticipado iProfesional, era esperable que esta semana hubiera un reacomodamiento del dólar blue, principalmente porque el dólar soja pone más pesos en la calle y muchos de ellos estaban yendo hacia los financieros, que subieron de precio durante la semana pasada y el dólar blue aún no había reflejado ese salto. Justamente, esa tendencia es la que trataba contrarrestar el BCRA con la nueva normativa que traba el acceso al dólar para las empresas sojeras. 

Otro de los motivos son las nuevas restricciones sobre el dólar ahorro y los financieros que fijó el BCRA para los beneficiarios de los subsidios a la energía y a las que, sin dudas se suman las aplicadas desde este martes para quienes liquiden a precio del dólar soja.

Y, por otro lado, también se suma le evolución que está teniendo el dólar oficial, que aceleró su ritmo de apreciación en los últimos días y cotiza $144,64, cuando hace apenas cinco días rondaba los $142. Eso y el nivel inflacionario registrado en agosto, que fue del 7% e incentiva la búsqueda de refugio por parte de los ahorristas en el dólar, como suele suceder en la Argentina.

Preocupa el futuro del dólar soja.
Preocupa el futuro del dólar soja.

Así, si bien es cierto que los problemas surgidos a través de las restricciones para dolarizar pesos para los sojeros es un factor que agrega ruido al mercado y eso influye en los movimientos de las cotizaciones del blue, lo que más preocupa de esa medida por estas horas es cómo podrá influir en la dinámica de liquidación de la cosecha, que le venía permitiendo al BCRA recuperar las muy golpeadas reservas.

No porque esto sea un duro golpe real para el sector, sino que más que nada puede interpretarlo como un movimiento desleal por parte del Gobierno y tomar acciones "sancionatorias" volviendo a frenar la liquidación.

Temas relacionados