Cómo es la innovadora técnica que está detrás de la vacuna de Pfizer

Cómo es la innovadora técnica que está detrás de la vacuna de Pfizer
La farmacéutica Pfizer desarrolló, junto al laboratorio BioNTech, una de las vacunas contra el Covid-19 que se encuentra actualmente en fase 3 de estudio
Por iProfesional
09.11.2020 16.16hs Health & Tech

La carrera por encontrar una vacuna contra el Covid-19 comenzó desde el primer día en que el coronavirus apareció en el mundo. Laboratorios, farmacéuticas y científicos de todo el planeta comenzaron a investigar este área con el objetivo de llegar a un resultado en el menor tiempo posible. 

Una de ellas fue Pfizer, que se unió al laboratorio BioNTech, y juntos desarrollaron una vacuna que actualmente se encuentra en fase 3 de investigación y que ya ha sido probada en 43.500 voluntarios de diversos países. 

Este lunes, la gigante estadounidense anunció que su vacuna es eficaz en un 90%, algo que la posiciona muy bien de cara al futuro cercano. No obstante, todavía faltan los resultados precisos de la fase 3, que estarán a finales de noviembre, y todos los procesos de aprobación necesarios. 

El camino es largo y todavía falta, pero la meta ya no está tan lejos como lo estaba en febrero o marzo.

¿Qué tecnología está detrás de la vacuna de Pfizer?

La vacuna es una de las más avanzadas hasta el momento, pero su técnica es inédita, es decir que no se había usado hasta el día de hoy. 

Cabe mencionar que el objetivo de las vacunas es el mismo. Todas las inmunizaciones apuntan a generar una respuesta inmunológica que permita reconocer el virus, elevar los niveles de anticuerpos contra él, y pueda finalmente neutralizarlo si llegara a tomar contacto con el cuerpo. 

Pero la diferencia está en otro lado. 

La vacuna de Pfizer se desarrolló junto a BioNTech
La vacuna de Pfizer se desarrolló junto a BioNTech
 

Las vacunas convencionales se suelen hacer a partir de virus inactivos (como polio o la gripe), atenuados (sarampión, fiebre amarilla) o simplemente proteínas llamadas antígenos (hepatitis B).

Por su parte, el desarrollo de Pfizer contra el coronavirus se basa en una nueva tecnología llamada ARN mensajero.

A través del uso de esta técnica se inyectan en el cuerpo hebras de instrucciones genéticas a las que se denomina ARN mensajero. Esto significa que lo que se aplica en el cuerpo es una molécula que le indica a las células qué deben hacer. Cada célula actúa como una pequeña fábrica de proteínas de acuerdo a las "indicaciones" genéticas contenidas en su núcleo.

De esta manera, el ARN mensajero de la vacuna se inyecta en el cuerpo y toma el control de esta maquinaria. Así, logra provocar una respesta del cuerpo que comienza a fabricar un antígeno específico del coronavirus: la "espícula" del coronavirus, su punta tan reconocible que está en su superficie y le permite adherirse a células humanas para penetrarlas.

Esa característica, que es inofensiva en sí misma, será detectada por el sistema inmunológico de cada organismo, que inmediatamente producirá anticuerpos. Son esos anticuerpos los que permanecerán a la espera de que el coronavirus aparezca para neutralizarlo. Todavía se desconoce por cuánto tiempo se mantendrá esta respuesta, algo que se sabrá más adelante cuando se presenten los resultados de las fases más avanzadas de investigación. 

De acuerdo a lo publicado por AFP, la ventaja de esta técnica es que no habría necesidad de cultivar un patógeno en el laboratorio porque sería el organismo el que hace la tarea. Allí estaría, además, la explicación del rápido desarrollo de este tipo de vacunas. 

Cabe mencionar que los expertos han explicado que es imposible que el ARN se integre en un genoma humano, formado por ADN. "El ARN, para poder integrarse en el genoma, tiene que ser lo que se llama transcrito inverso (en el ADN) - se dice retrotranscrito - y eso no ocurre espontáneamente en las células", según precisó Christophe D’Enfert, del Institut Pasteur de Francia.

Pfizer es una de las empresas que está en carrera para encontrar la vacuna contra el Covid-19
Pfizer es una de las empresas que está en carrera para encontrar la vacuna contra el Covid-19

En cuanto a la proteína del coronavirus, "no se va a producir todo el tiempo, se detendrá" porque, como con cualquier vacuna, el sistema inmunológico destruirá las células que producen la proteína viral. "El proceso, por tanto, terminará por sí solo", explicó Bruno Pitard (Inserm/Universidad de Nantes), que dirige una start-up que trabaja en este tipo de vacuna.

El principal problema de estas últimas es que deben almacenarse a muy baja temperatura, algo que también constituye un problema para el resto de las vacunas que se están desarrollando en el mundo. El gobierno de Estados Unidos ha estado implementando la logística necesaria durante varios meses.

Sin embargo, este no es el caso de las vacunas de ARN, que pueden almacenarse a temperatura ambiente.

Es importante tener en cuenta que hasta el momento no se ha aprobado ninguna vacuna de ADN o ARN para humanos aunque existen vacunas de ADN para uso veterinario en caballos, perros o salmones, entre otros. Esta sería la primera vez.

Temas relacionados
Health & Tech en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído