Vacuna Moderna: efectividad e inmunidad de la primera dosis

Vacuna Moderna: efectividad e inmunidad de la primera dosis
La vacuna de la farmacéutica Moderna es una de las que se está aplicando en Argentina y en otros países del mundo; todo lo que tenés que saber
Por iProfesional
03.10.2021 19.14hs Health & Tech

La vacuna de Moderna es una de las que primero comenzó a estudiarse y se está aplicando en Argentina y en muchos otros países del mundo, pero ¿cuál es el nivel de efectividad?

Está hecha con una tecnología conocida como ARN mensajero, igual a la desarrollada por Pfizer, que permite adquirir inmunidad contra el coronavirus. 

El Grupo de Expertos de Asesoramiento Estratégico sobre inmunización (SAGE) (en inglés) de la OMS ha publicado unas Recomendaciones provisionales para el uso de la vacuna de Moderna ARNm-1273 contra la COVID-19 en las personas de edad igual o superior a 18 años.

En un artículo publicado recientemente, la OMS hizo un resumen de toda la información necesaria acerca de la vacuna de la farmacéutica Moderna.

¿Es segura la vacuna de Moderna?

El 30 de abril, la OMS incluyó la vacuna de Moderna en la lista de uso en emergencias. Esto se hace tras evaluar su calidad, efectividad y su seguridad, y es indispensable para suministrarla a través del Mecanismo COVAX.

Luego de evaluar exhaustivamente los datos sobre la calidad, seguridad y eficacia de la vacuna de Moderna contra la Covid-19, se ha autorizado su uso en toda la Unión Europea.

El SAGE recomienda que se observe a todas las personas vacunadas durante al menos 15 minutos tras la inoculación. Quienes experimenten una reacción alérgica fuerte inmediatamente después de la primera dosis no deberían recibir más dosis.

La evaluación de la seguridad a largo plazo conlleva el seguimiento continuo de los participantes en los ensayos clínicos, además de la realización de estudios específicos y la vigilancia permanente de los efectos secundarios o los eventos adversos de las personas vacunadas en el despliegue de la vacuna.

El Comité Consultivo Mundial sobre Seguridad de las Vacunas, un grupo de expertos que ofrece a la OMS orientaciones independientes y autorizadas sobre el uso seguro de las vacunas, recibe y evalúa los informes sobre eventos de seguridad sospechosos que pueden tener consecuencias internacionales.

ja
Estudios han demostrado que la vacuna de Moderna tiene una eficacia del 94,1% contra el coronavirus

¿Cuál es el nivel de efectividad de la vacuna Moderna?

Se ha demostrado que la vacuna de Moderna tiene una eficacia de aproximadamente el 94,1% en la protección contrael Covid-19, desde 14 días después de la primera dosis.

¿Funciona contra las nuevas variantes?

Con arreglo a los datos recogidos hasta la fecha, las nuevas variantes del SARS-CoV-2, en particular B.1.1.7 y 501Y.V2, no alteran la eficacia de la vacuna de ARNm de Moderna.

El seguimiento, compilación y análisis de los datos sobre las nuevas variantes y sus repercusiones en la eficacia de las vacunas, tratamientos y pruebas diagnósticas del Covid-19 continúan.

¿Previene la infección y la transmisión?

Según explican desde la OMS, todavía se desconoce si la vacuna prevendrá la infección y protegerá de la transmisión a otras personas.

La inmunidad se mantiene durante varios meses, pero todavía no se conoce la duración completa, ya que no hubo tiempo para estudiar estos aspectos. Estas importantes cuestiones acerca de la vacuna de Moderna están en proceso de estudio.

Mientras tanto, desde la OMS aconsejan mantener las medidas de salud pública que funcionan: usar barbijos, mantener distanciamiento físico, practicar el lavado de manos. mantener la higiene respiratoria y al toser, evitar aglomeraciones y garantizar una buena ventilación.

Más allá de tener aplicada la vacuna de Moderna, la OMS aconseja mantener las medidas de cuidado
Más allá de tener aplicada la vacuna de Moderna, la OMS aconseja mantener las medidas de cuidado

¿Cuándo volverá la normalidad?: la respuesta del CEO de Moderna

Desde este momento a dentro de un año debería haber suficientes dosis para vacunar a todo el mundo contra el coronavirus. De esta manera, la gente podrá volver a la normalidad. Es la previsión que ha realizado Stéphane Bancel, director ejecutivo de Moderna, una de las empresas detrás de la fabricación de las vacunas contra el Covid-19.

"Si se observa el aumento de la capacidad de producción de toda la industria en los últimos 6 meses, a mediados del próximo año debería haber suficientes dosis para vacunar a todos los habitantes del planeta. Incluso debería ser posible [la vacuna de] refuerzo en la medida en que sea necesario", responde el directivo, al ser preguntado por su expectativa sobre el fin de la pandemia.

El CEO de Moderna estimó cuando volverá todo a la normalidad
El CEO de Moderna estimó cuando volverá todo a la normalidad

"En un futuro próximo, también deberíamos poder vacunar a los niños de 5 a 11 años y, en un paso más, a los de 6 meses o más. Los que no se vacunen se inmunizarán de forma natural, porque la variante delta es muy contagiosa", explica en una entrevista al medio suizo Neue Zürcher Zeitung.

El CEO considera que las vacunas serán clave para volver a la normalidad

"En este sentido, acabaremos en una situación similar a la de la gripe. Puedes vacunarte y pasar un buen invierno. O no lo haces y te arriesgas a enfermar e incluso acabar en el hospital. No olvidemos que la gripe mata a decenas de miles de personas en Europa y Estados Unidos cada año", advierte.

De esta forma, se puede esperar una vuelta a la normalidad prepandémica hacia la segunda mitad del 2022: "A partir de hoy, en un año, supongo que sí", afirma.

El propietario de parte de Moderna también habla del desarrollo de una vacuna que protegería contra el Covid-19 y la gripe al mismo tiempo, y que "debería ser posible en 2023".

"Comenzaremos el estudio clínico para esta vacuna combinada antes de finales de este año. El de la vacuna contra la gripe ya se está ejecutando. Afortunadamente, en lo que respecta a la gripe, ya sabemos cuántos anticuerpos necesitamos para una protección adecuada. Todo lo que tenemos que hacer entonces es determinar la dosis óptima", explica.

"Se agregarán más para que en el futuro solo se requiera una vacuna contra los virus respiratorios", agrega Stéphane Bancel.

Asimismo, el directivo informa de que la composición de la vacuna de refuerzo de Moderna contra el coronavirus sigue siendo la misma que la original de este año porque no han tenido tiempo de cambiarla.

"Actualmente estamos probando variantes optimizadas por delta en ensayos clínicos. Serán la base de la vacunación de refuerzo para 2022. También estamos probando Delta plus beta, la siguiente mutación que los científicos creen probable", adelanta.

De hecho, lanza un aviso: "delta no será la última variante de la enfermedad de Covid".

Moderna puede utilizar las líneas de producción existentes para las nuevas variantes como para la vacuna original del Covid-19, y el precio seguirá siendo el mismo, dice, según recoge Reuters.

¿Quién debería ser vacunado primero?

Al igual que con todas las vacunas contra el Covid-19, los trabajadores de la salud en riesgo elevado de exposición y las personas mayores deberían tener prioridad para la vacunación.

A medida que se dispone de más vacunas, debería vacunarse a otros grupos prioritarios, siempre prestando atención a las personas afectadas de manera desproporcionada por la COVID-19 o que se enfrentan a inequidades en materia de salud.

Esto significa que quienes tienen algún factor de riesgo deben recibir la vacuna con cierta prioridad, versus aquellas personas que no tienen factores de riesgo.

La vacuna de Moderna es una de las que se aplica en Argentina, aunque no en forma masiva
La vacuna de Moderna es una de las que se aplica en Argentina, aunque no en forma masiva

¿Quién más puede vacunarse?

En el ensayo clínico de fase III se incluyó a individuos con enfermedad pulmonar obstructiva crónica, cardiopatías importantes, obesidad grave, diabetes, hepatopatías e infección por el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). Se recomienda vacunar a las personas que presenten estas enfermedades que, según se ha comprobado, aumentan el riesgo de sufrir COVID-19 grave.

Si bien se requieren más estudios para las personas inmunodeprimidas, quienes se encuentren en esta categoría y formen parte de un grupo para el que se recomienda la vacunación podrán vacunarse tras recibir información y asesoramiento.

La personas con VIH corren mayor riesgo de padecer una forma grave de la COVID-19. Debería ofrecerse información y asesoramiento a las personas seropositivas que vayan a vacunarse.

Se puede ofrecer la vacuna a las personas que hayan pasado la COVID-19. Ahora bien, puede que deseen postergar su vacunación contra la COVID-19 hasta seis meses después de la infección por el SARS-CoV-2.

Se prevé que la eficacia de la vacuna en las mujeres durante la lactancia materna sea parecida a la que se ha observado en los demás adultos. La OMS recomienda administrarla a las mujeres que amamantan, al igual que a otros adultos, y desaconseja interrumpir la lactancia materna tras la vacunación.

¿Deben vacunarse las mujeres embarazadas?

La OMS recomienda administrar esta vacuna contra el Covid-19 a las embarazadas siempre que las ventajas de hacerlo sean superiores a los posibles riesgos que entrañe.

Para que las usuarias evalúen esta cuestión debidamente, se les debe proporcionar información sobre los riesgos de la Covid-19 para el embarazo, los posibles beneficios de vacunarse teniendo en cuenta el contexto epidemiológico local y las limitaciones actuales relativas a los datos sobre seguridad en las embarazadas.

La OMS no recomienda retrasar el embarazo ni poner fin a una gestación debido a la vacunación.

ga
La OMS aconseja vacunar a las mujeres embarazadas

¿Quién no debería vacunarse?

Las personas con antecedentes de reacción alérgica fuerte a algún componente de la vacuna no deberían recibir esta ni ninguna otra vacuna de ARNm.

Si bien se recomienda la vacunación de las personas mayores debido a su elevado riesgo de padecer una forma grave de la Covid-19 y de muerte, debería evaluarse individualmente a las personas mayores muy frágiles con una esperanza de vida prevista inferior a tres meses.

No debería administrarse la vacuna a menores de 18 años a reserva de los resultados de nuevos estudios.

¿Qué posología se recomienda?

El SAGE recomienda que la vacuna ARNm-1273 de Moderna se administre en un programa con dos dosis (100 µg, 0,5 ml cada una) separadas por un intervalo de 28 días. De ser necesario, el intervalo entre las dosis puede ampliarse a 42 días.

De acuerdo con los estudios, los efectos sobre la salud pública son mayores cuando el intervalo entre las dosis es superior al recomendado en el procedimiento de uso en emergencias.

Por consiguiente, los países donde la incidencia de Covid-19 sea elevada que presenten además problemas de suministro de vacunas pueden considerar la posibilidad de retrasar la administración de la segunda dosis hasta pasadas 12 semanas de la primera, con el fin de vacunar al menos con la primera dosis al máximo número posible de individuos pertenecientes a los grupos poblacionales más prioritarios.

Temas relacionados
Health & Tech en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído