Más artículos
Cinco consejos para amplificar tu voz en LinkedIn

Cinco consejos para amplificar tu voz en LinkedIn

Cinco consejos para amplificar tu voz en LinkedIn
Daniel Colombo, LinkedIn Top Voice 2019 en Latinoamérica, comparte secretos que lo llevaron a ser uno de los usuarios más influyentes en la red profesional
Por Daniel Colombo*
08.01.2020 07.42hs Management

Con mucha alegría me ha informado LinkedIn de que me han reconocido como una de las 16 Top Voices 2019 en América Latina, dentro de los 95 millones de usuarios de la mayor red social profesional en esta región y 660 millones en el mundo.

En este artículo quiero compartir 5 consejos prácticos que llevo adelante diariamente al interactuar en LinkedIn, deseando que encuentres en ellas el impulso para mantenerte activo en la red, compartir contenido de interés y mejorar tu posicionamiento, Marca Personal y tu visibilidad profesional en cualquier campo en el que te desempeñes:

1- Produce contenidos de valor

Cuando empecé en LinkedIn hace muuuchos años estaba un poco perdido: no entendía bien la lógica de contactos, a quién escribirle, si enviar invitaciones a todo el mundo, y si debía aceptar todas y cada una de las que me enviaban.

Más allá de haber publicado mis antecedentes, e ir entendiendo cómo fue evolucionando la red sobre todo en los últimos años, me dediqué a compartir impresiones, temas, artículos que escribo para medios de mi país (Argentina) e internacionales, videos y distintas actividades como coach de ejecutivos y equipos, conferencista y autor.

La clave es generar contenidos que puedan ser de utilidad para la red. Para lograrlo, te sugiero pensarlos desde la perspectiva de tu público -que no necesariamente será la misma que la tuya-, y desde allí, articular una serie de recursos, como actualizaciones frecuentes, publicar un artículo, compartir algo de terceros y agregarle tu comentario al respecto, agregar tu opinión en un tema de tu especialidad; en fin: sumar recursos valiosos para hacer de tu perfil un espacio colaborativo.

En todos los niveles de cuentas que ofrece LinkedIn encontrarás siempre una variedad de recursos que, si los sabes aprovechar y explorar, serán la llave para abrir contactos de valor, conectarte con posibles clientes, encontrar a un colega de aquellos tiempos y, para mi una de las cosas más valiosas: aprender todos los días algo nuevo.

2- Dedica tiempo a tu trabajo en redes sociales con fines profesionales

Una creencia frecuente es que LinkedIn es una red social, y como tal, debería interesarse en cuestiones casi personales tuyas.

Este no es el caso, porque es una red social profesional: ese es su ADN, su espíritu.

Es así que, a la abundancia de memes, videos de inspiración propios de Facebook, Stories replicadas de Instagram en tu perfil aquí, sólo devendrá en que posiblemente no sumes interés de muchas personas.

De lo dicho se deduce que para cada red social crearás un mensaje que pueda ir de acuerdo con el público al que se dirigen, y esto depende de tu habilidad o de contar con un consultor profesional especializado en redes para acompañarte.

Lo que si sugiero es que alinees tu descripción breve de encabezado en LinkedIn con las que tengas en las otras redes sociales (por más que en aquellas intercales contenido personal con profesional -no es lo recomendable, aunque se puede lograr un saludable equilibrio; o bien, abre otros perfiles profesionales en dichas redes). La intención es que logres concordancia ya que en el mercado laboral hoy se analizan las redes cuando estás en procesos de selección y hay muchos observándote si eres un profesional de los que se destacan.

Para finalizar este apartado, ten mucho cuidado con las fotos que utilizas: por favor, que sean profesionales y de la mejor calidad posible. Hoy todos los dispositivos móviles permiten tomar imágenes excelentes.

Asegúrate de que, si estás con otros, puedas mencionarlos utilizando el @ para encontrar el perfil de esos usuarios: te ayudará a que ellos vean tu publicación, la comenten y quizás la compartan en su red, contribuyendo a amplificar tu mensaje.

3- Crea el estilo y la frecuencia que mejor vaya contigo

¿Cuántas veces publicar? ¿En qué lenguaje debo hablar? ¿Puedo poner emoticones? Depende de tu actividad.

Sugiero que, como mínimo, mantengas una publicación semanal relacionada con tu profesión, además de las interacciones de comentarios en otros perfiles.

Si eres consultor, publicar un artículo semanal sería sumamente apreciado por tus seguidores. Como empresa, toda la información pública que generes podrás volcarla, en el código adecuado, también en esta red. Recuerda ilustrar cada compartir que hagas ya que llamarás más la atención y podrías generar mayor engagement de tu contenido.

En cuanto al lenguaje, la sugerencia es que si quieres compartir un paper técnico lo hagas, y lo introduzcas con un breve mensaje en lenguaje accesible para todos (estamos en una red social masiva). Sin embargo, sabes que cuanto más cerrado es tu código de comunicación, menos personas accederán; esto tiene sus ventajas y desventajas.

Y sobre las tendencias o modas del momento, a veces podemos darnos el permiso de incluir algún "bullet" sencillo, o un símbolo que grafique claramente lo que queremos transmitir o para distender la lectura; aunque esta no sería (al menos de momento) el espacio de social media para caritas, diablitos y corazoncitos por todos lados.

Un párrafo aparte para la ortografía y gramática: en LinkedIn no se espera que seas un experto lingüista al escribir; aunque son inaceptables los fallos recurrentes y evidentes en estos dos aspectos, fundamentalmente porque tiran abajo todo tu perfil profesional. Utiliza un editor de textos, corrige y luego publica para evitar tu caída en picada.

4- Aunque tengas empleo, haz tu "Personal Branding" permanentemente

Por otro lado, cuando trabajo con profesionales de 18 países he observado el poco interés que tienen en aprovechar una red social como esta con fines profesionales: "Es que ya tengo trabajo", dicen. Y así presentan un perfil totalmente deslucido, con fotos personales antiguas, información sin actualizar, sin validaciones de aptitudes ni, mucho menos, contenido propio.

En mi experiencia esto es un grave error, ya que hoy tienes empleo; y podría suceder que algún día necesites cambiar. Activar todo esto para reposicionarte te llevará al menos entre seis meses y un año corrido para que obtengas visibilidad en el mercado. ¿Por qué hacerlo, desesperadamente, en aquel momento? Mi sugerencia es que lo hagas día a día; que compartas e interactúes. Que verifiques los contactos, agregues, recomiendes y reconozcas a personas valiosas; y esto te será devuelto multiplicado.

También te recomiendo que, si tienes trabajo, o emprendes y lideras tu negocio, compartas el contenido corporativo en tu red profesional: es un buen gesto de lealtad y de acompañamiento a la fuente de tus ingresos.

5- Transmite tus valores y diferenciales

Otra sugerencia es que sigas a referentes para aprender de esos hombros de gigantes, para inspirarte y motivarte a seguir adelante. En mi caso, me nutro de más de 50 líderes y expertos en distintos campos, y diariamente dedico un tiempo a revisar lo último, deteniéndome en lo que me resulta de mayor interés.

Cuando publiques, imagina lo que significaría para otros que están empezando en su carrera profesional, si alguien con experiencia pudiese orientarlos y acompañarlos, o simplemente, felicitarlos y enviarles una palabra de aliento. Ese puedes ser tú (empezando, o ya avanzado en tu trayectoria).

Por eso cuando comuniques tiene alto valor percibido el que transmitas tus valores personales y profesionales, y tus diferenciales: esa huella digital, tu "Marca Personal" como la llamamos actualmente, que te distingue de los millones de colegas en el mundo.

Te animo a bucear dentro tuyo y encontrar "ese" toque diferencial que te hace único, y por el que podrás llamar la atención del mercado, de tu competencia; y, por qué no, transformarte con los años en un referente.

Una red social es algo vivo, tiene alma; y tu perfil tiene tu espíritu: eso que es único e irrepetible. Transforma eso en mensajes de impacto y calidad para tu universo profesional, y vas a ver cómo con el correr de los meses empezarás a elevar tu presencia y visibilidad. Y de allí a las nuevas oportunidades de carrera hay sólo un paso.

* Daniel Colombo es facilitador y Máster Coach especializado en CEO, alta gerencia, profesionales y equipos; comunicador profesional; conferencista internacional; autor de 30 libros, además de Linkedin Top Voices 2019.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ Convertí a iProfesional en tu fuente de noticias. SEGUINOS AQUÍ
Lo más leído
Más sobre Management