El "Kun" Agüero y la difícil decisión de renunciar por salud

Tener que decidir entre la salud y la carrera es un momento que puede llegar en la vida de cualquier persona. Cómo transitar el cambio de la mejor forma
Por Paula Krizanovic
15/12/2021 - 14,48hs
El "Kun" Agüero y la difícil decisión de renunciar por salud

Le costó arrancar a hablar esta mañana frente a su familia, compañeros y medios de comunicación que se acercaron al predio del F.C Barcelona a escucharlo dar la noticia más triste de su carrera futbolística. 

Entre lágrimas lanzó un "ya va, eh", y trató de esbozar una sonrisa. Esa sonrisa que lo caracterizó siempre al querible Segio "Kun" Agüero, y que aparecía tanto después de hacer un gol como en sus transmisiones en Twitch, en las concentraciones con Lionel Messi o en las fotos con su medalla olímpica o la reciente (y demorada) Copa América.

La sonrisa del Kun estuvo también en aquellas ocasiones en las que no fue fácil y hacía falta. Inolvidables momentos, como sus declaraciones tras perder la Copa con Chile, cuando reafirmó que si se lo convocaba para volver a ponerse la celeste y blanca, él iba a estar. Y reapareció la sonrisa mientras declaraba desde un medio de comunicación "nos van a extrañar", refiriéndose a la camada de jugadores que en los últimos años representaron al equipo mayor en las competencias de la FIFA.

Y es cierto, se lo extrañó y se lo seguirá extrañando en la Selección, en Independiente –el club que lo "formó"-, y en el F.C. Barcelona, que con sus nuevas figuras no logró avanzar en la Champions League como acostumbraba hacer de la mano de "La Pulga" y compañía.

Al Kun renunciar al fútbol profesional le costó un mar de lágrimas, pese a que fue una decisión que dejó madurar 10 días antes de oficializarla ante la prensa –medios que se alimentaron de rumores al respecto las últimas dos semanas-, pero una vez que arrancó a hablar, pudo dar su versión completa de los hechos. Fue un discurso que claramente ensayó alguna vez pero que vino del corazón, sin descripciones médicas sobre su condición cardíaca ni frases rimbombantes, y con los mejores deseos para todas las personas que lo rodearon a lo largo de estos años.

El "Kun" Agüero y la difícil decisión de renunciar por salud

"Estoy muy orgulloso y feliz por mi carrera", lanzó con motivos de sobra. Además de la mencionada Copa América, fue campeón de la Liga de Europa 2010 y la Supercopa de Europa 2010 con el Atlético de Madrid, ganó 5 veces la Premier League con el Manchester City, 6 veces la Copa de la Liga, y tras 10 años se convirtió en el máximo goleador y futbolista más ganador en la historia del club británico.

Quedará como cuenta pendiente su regreso a Independiente para tener al menos un título con el club que lo llevó a Primera división. Pero vale la pena recordar que en 2006 el pase de 28 millones de dólares al fútbol europeo en 2006 fue el más caro pagado por un jugador argentino. Con ese dinero se construyó un estadio en la ciudad bonaerense de Avellaneda, y el delantero siguió aportando al futuro del club, sobre todo a la estructura para desarrollar las inferiores. En la Selección argentina se lo recordará por sus dos goles en el Mundial de Rusia 2018.

Más logros que muchos futbolistas que no debieron acortar su carrera a los 33 años. Y si bien sería imposible con la arritmia que lo aqueja continuar a nivel profesional, el Kun fue enfático al respecto: "Estoy muy feliz igual por la decisión que tomé. Primero es mi salud".

Las prioridades en orden

El Kun Agüero anunció su retiro del fútbol profesional para cuidar su salud
El Kun Agüero anunció su retiro del fútbol profesional para cuidar su salud

El caso del Kun es uno límite, de un deportista profesional que se retira antes de tiempo porque su salud no le permite seguir al nivel que requiere la competición en la que se desempeña. Pero se inscribirá en la historia a la par de otras figuras de primera línea –como la tenista Naomi Osaka, o la gimnasta Simone Biles- que decidieron alzar la voz para declarar a favor de su bienestar y no solo de su billetera.

El Kun no será el primero ni el último, pero también puede ser una decisión que enfrente cualquier persona en la disciplina que sea. Les pasa tanto a lo que aman su trabajo como a quienes lo aborrecen, y esta realidad que en épocas anteriores solía ser escondida debajo de la alfombra –para no perjudicar ni la reputación de la empresa ni la del profesional que se retiraba-, hoy por el contrario es sostenida en alto como una decisión consciente y adecuada.

"En este mundo tan acelerado, el aspecto el auto cuidado es muchas veces dejado de lado en pos de querer pertenecer, e incluso, por el miedo a la sensación de estar perdiéndote algo si no sigues a todo ritmo la demanda del mundo", reflexionó el master coach especializado en CEO, Daniel Colombo.

"Todo lo que resistimos dentro nuestro se nos vuelve en contra, porque persiste con más fuerza. Por ejemplo, no aceptar problemas de salud recurrentes y querer seguir andando, o, peor aún, que nos sintamos obligados a seguir andando por mantener el negocio en marcha. Es posible que la recurrencia de problemas que vuelven una y otra vez tenga que ver con la inflexibilidad de modelos mentales estancos, por más que se sufra en silencio", prosiguió.

Respecto de ese "momento crucial de elegir el rumbo de la vida o de nuestra carrera," indicó que "ese tironeo emocional permanente, sumado a la exigencia personal y profesional por el alto rendimiento, puede significar un agotamiento progresivo que deteriora la parte fundamental de cualquier persona: sus valores. Aunque no los tengas definidos claramente, y por más que tu propósito profesional sea, también, tu diversión -como cuando el Kun era chico y jugaba en los potreros, soñando la gloria, como la tiene-, hay un momento de quiebre en que la consciencia irrumpe y te pregunta: '¿qué es lo más importante para ti en este momento?'".

La experiencia de la pandemia hizo que las personas, incluso las más motivadas profesionalmente, se hicieran esta pregunta y cambiaran el orden de sus prioridades, para poner en el centro a sus afectos y a su salud física y mental.

No hay ya tantos talentos dispuestos a sacrificar una cosa por la otra, pero además el cambio fue lo suficientemente profundo como para que esa filosofía se adoptara a nivel general. De hecho, es lo que se encuentra detrás de "la gran renuncia" registrada en países como Estados Unidos o Italia, donde se volvió tendencia la dimisión en búsqueda de propósito, un mejor equilibrio entre vida personal y profesional, flexibilidad, paz mental, etc.

"La pandemia es la que puso a la salud como un valor, y no solamente la individual sino la salud familiar. Hizo que la gente se replanteara si vale la pena ese 'jugarse la vida', muchas veces arriesgando la salud, la estabilidad y el bienestar", agregó Susana von der Heide, directora de la consultora homónima de talento y top management.

Con sedes también en Chile y México, además de Argentina, Von der Heide está más que acostumbrada a atraer y asesorar a directivos de primera línea, así como a los líderes que atraviesan transiciones de carrera. En ese marco, aseguró a este medio que esta tendencia de tener este orden de prioridades "es parte de una mayor conciencia de sustentabilidad, de lo que llamo la ecología humana corporativa. Es un concepto ecológico que la pandemia reflotó, y que tiene que entrar también en la compañía."

¿Por qué entonces llama tanto la atención que una persona joven y destacada, carismática y exitosa, quiera atender a su salud como prioridad?, se preguntó Daniel Colombo, regresando al caso de Agüero. "Porque la mayoría de las personas ni siquiera se anima a pensar en ese aspecto de su vida haciéndolo prioridad: lo dejan para después, lo postergan", respondió.

"La autenticidad es ser, decir, pensar y hacer lo que sentimos de verdad. Allí radica la verdadera congruencia humana. Por eso es que podemos alentar y hasta buscar entender las decisiones personales como procesos que no se dan de un día a otro", aconsejó el especialista.

Estar preparado

La carrera profesional del Kun Agüero ya tenía otros vértices además del fútbol
La carrera profesional del Kun Agüero ya tenía otros vértices además del fútbol

El del Kun Agüero es sin dudas un caso sorpresivo en el cual el jugador debió definir y anunciar en poco menos de dos meses el fin de la carrera laboral a la cual pensaba dedicarle al menos dos años, según sus palabras. Sus fans esperaban entre cinco y siete más.

No por eso el Kun se queda sin objetivos laborales. Su equipo de esports, Krü, es uno de los más exitosos del país, y tiene el apoyo de numerosas marcas que lo acompañaron durante toda su carrera. Los medios argentinos especializados en deportes se apuraron a publicar, además, que en el predio de Ezeiza donde entrena la Selección lo esperan cuando decida volver para sumarlo en un nuevo rol.

"Dejar una carrera jugando al fútbol no es el fin de la vida: es el inicio de una nueva etapa, con el potencial enorme que dan los kilómetros de canchas transitadas, y las experiencias vividas. No es un final: es un nuevo comienzo", indicó al respecto Colombo. "La plasticidad para movernos ante lo nuevo, siguiendo lo que indica el corazón, y no sólo la mente, es un signo de salud mental, que podemos observar con atención y hasta, quizás, imitar", sentenció.

Desafíos no le faltarán al exdelantero de Independiente en la Argentina, o en el destino que elija, si bien probablemente el atleta venía preparando estas actividades pensando en un retiro mucho más adelante.

 
 
 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida por Sergio Leonel Agüero (@kunaguero)

La clave, como en casi todo, es la preparación. En la medida en la que la "carrera para toda la vida" es cosa del pasado, y las personas son cada vez más conscientes de que en su trayectoria laboral tendrán más de un rol o se desempeñarán en más de un área o rubro, la misma anticipación corre para el retiro.

Los deportistas de elite lo saben bien, y hoy cuentan con profesionales que los ayudan en esas transiciones tan anticipadas. "Se trata de transitar estas crisis o cambios con esperanza y con una mirada de oportunidad. Sabemos que la carrera del deportista, al menos el de la mayoría, es corta en años, y si ocurriese alguna lesión u otra dificultad como la que se encuentra atravesando en estos tiempos el Kun lo puede ser aún más", expresó al respecto Ezequiel Del Río, integrante de la Mesa Redonda de Counseling Deportivo de la Asociación Argentina de Counselors.

"Es bueno estar preparados/as para cuando estos momentos lleguen y con algo de planificación los mismos sean transitables o cohabitables, modificando la visión, para que este cambio de etapa sea esperable, aceptable y superable. Desde nuestra profesión, las/os counselors estamos preparados para acompañar todos estos momentos, para que cada etapa de la vida: inicios, nuevos comienzos, despedidas, duelos puedan transitarse de la mejor manera posible para ese/a deportista", añadió a través de un comunicado.