01.12.2021
DÓLAR
100.00 / 106.00 0.00%
BLUE
198.50 / 201.50 0.25%

Así funcionan los locales de Garbarino que todavía siguen abiertos: sin ventas, con auditorías y cortes de luz

Así funcionan los locales de Garbarino que todavía siguen abiertos: sin ventas, con auditorías y cortes de luz
En los últimos días dejaron de operar otras seis sucursale. En los locales que aún funcionan los empleados resisten a la espera de un cambio de timón
Por Patricio Eleisegui
04.10.2021 06.44hs Negocios

"Hicimos una toma de los locales para que no los cierren. Pero eso no significa que estemos haciendo ventas. Mientras tanto, se recibe mercadería de los puntos que van cerrando. Y se sigue de cerca lo que ocurre en cada zona. A la espera de que se defina el futuro de la empresa. Que no se cierren más locales y, a la par, se reubique a la gente que quedó en la calle".

Desde uno de los comercios con bandera de Garbarino acercan las primeras precisiones respecto de cómo es el día a día en las sucursales de la cadena que aún no bajaron las persianas de forma definitiva.

"Nos ocupamos de atender reclamos. Si bien contamos con sistema para retomar las ventas, no estamos efectuando la tarea porque no tenemos claro qué va a pasar con la empresa y su dueño. Además de que no hacemos ventas físicas, tampoco alentamos que la gente haga operaciones online. Lo más seguro es que, si compran, la mercadería no les llegue nunca", comentó a iProfesional un representante de los trabajadores.

Mientras tanto, la sangría sigue: delegados informaron a este medio que sólo esta semana dejaron de operar otras 6 sucursales de la cadena. La anterior concluyó con la baja de persianas del local instalado en el shopping Dot y dos puntos de ventas que operaban en el San Justo Shopping.

También cesaron sus actividades de forma definitiva todos los espacios que funcionaban dentro de los centros comerciales propiedad de Cencosud. La firma en cuestión acaba de presentarte ante la Justicia para exigir que Garbarino cubra de alguna forma la deuda que dejó en término de alquileres impagos.

Asimismo, a principios de esta semana la sucursal de Garbarino en Escobar sufrió el corte del suministro eléctrico y poco a poco se encamina, como en los casos anteriores, a la desaparición como punto comercial.

"El corte de servicios está tomando forma en los locales ubicados en Zona Norte. En nuestro caso, en Zona Sur, seguimos sin inconvenientes graves en ese sentido. Sí estamos teniendo reclamos por parte de la Municipalidad por la falta de pago de algunos impuestos, justamente, del municipio", contaron a este medio fuentes ligadas a la operación en Lomas de Zamora.

La cadena viene de cerrar locales en el Dot y el San Justo Shopping.
La cadena viene de cerrar locales en el Dot y el San Justo Shopping.

Si bien cada sucursal, remarcan los trabajadores, "es un mundo aparte", los locales con mayor capacidad en lo que hace a depósitos se han ido transformando en receptores de la mercadería de los puntos que cierran.

"Recibimos la mercadería de las sucursales que cierran en la Zona Sur. Esa idea surgió a partir de la decisión de mantener el local abierto. La sucursal de Lomas de Zamora representa el espacio más grande de esta parte del conurbano, además de que estamos en el shopping. De ahí que comenzamos a recibir los productos de otros locales ya cerrados", añadieron.

Las voces interpeladas afirmaron que los comercios no están haciendo entregas de la mercadería adquirida recientemente por los clientes de la cadena.

"La tarea pasa por atender reclamos. Y después, la mercadería que llega a los locales que continúan abiertos se somete a una auditoria. Necesitamos saber a cuánto ascienden los productos de los que disponemos para una eventual reapertura de sucursales. También hay casos de puntos de venta que arreglaron con los dueños de los locales para que estos se cobren con mercadería la deuda de alquileres existente", precisaron.

Representantes de los empleados comentaron, además, que en simultáneo al reclamo por los 6 meses de salarios impagos, el personal de Garbarino reclama la vuelta de las sucursales cerradas.

"Hay locales que daban trabajo a, por lo menos, 30 personas. Y zonas donde, de cuatro sucursales, cerraron 3 de forma definitiva. Claramente el local que sigue operando no puede absorber a esas 90 personas ahora sin labores. Por eso se pide, además cubrir los sueldos y garantizar la continuidad del personal, la vuelta de esas sucursales que ya no están", concluyeron.

Deuda multimillonaria

Hoy por hoy, la cadena de retail acumula un pasivo cercano a los 15.000 millones de pesos sólo con proveedores, bancos y compañías financieras.

La empresa aún propiedad de Carlos Rosales adeuda al menos 6 meses de sueldos completos.
La empresa aún propiedad de Carlos Rosales adeuda al menos 6 meses de sueldos completos.

Garbarino necesita saldar deudas y levantar cheques impagos de proveedores como Newsan, de Rubén Cherñajovsky, que dirige una de las fábricas de electrodomésticos más relevantes del país, dueño de un portfolio de marcas que incluyen a Noblex, Atma, Sanyo y Philco, o Mirgor, de la familia Caputo, que cotiza en bolsa y es socio estratégico de marcas globales como Samsung o Telefónica.

En Tierra del Fuego, el retail enfrenta otro conflicto gremial de relevancia. En esa provincia, continúa paralizada la labor en Digital Fueguina y Tecnosur, plantas que pertenecen a la cadena y se ubican en Río Grande, también por salarios impagos.

Compumundo y Garbarino Viajes son otras de las empresas del grupo que, sobre todo este año, dejaron de pagar salarios y acumulan importantes incumplimientos con sus respectivas carteras de clientes.