iProfesional

Empresas que donen alimentos pagarían menos impuestos: así es la propuesta

Es una modificación al Plan Nacional de Reducción de Pérdidas y Desperdicio de Alimentos, reglamentado en 2019 durante la gestión de Mauricio Macri.
Por Maru Pol
10/03/2023 - 17:45hs
Empresas que donen alimentos pagarían menos impuestos: así es la propuesta

La donación de alimentos es una estrategia que permite dar un destino solidario a aquellos alimentos que perdieron valor comercial pero son aptos para consumo humano tanto por razones estéticas como de cuestiones de publicidad o marketing.

La iniciativa presentada por un grupo de diputados de Juntos por el Cambio ya había sido impulsada por legisladores de ese mismo espacio a fines de 2021 pero por razones políticas no llegó a tratarse y perdió estado parlamentario.

De acuerdo al texto, que lleva la firma de varios diputados de JxC, encabezados por María de las Mercedes Joury (PRO), se propone incorporar una serie de beneficios fiscales como: la exención del pago del Impuesto al Valor Agregado (IVA) de aquellos alimentos donados en las condiciones previstas en la citada ley y exención del pago del Impuesto a los Créditos y Débitos Bancarios.

La diputada del PRO señaló a iProfesional que "con este proyecto estamos proponiendo una alternativa que fomente la donación de alimentos a través de un régimen de incentivos impositivos, sin caer en el camino fácil que siempre toma el gobierno a través de la creación de nuevos impuestos que terminan castigando siempre al sector productivo".

El proyecto de Diputados, que tendrá al Ministerio de Agricultura, a través de la Secretaría de Alimentos, Bioeconomía y Desarrollo Regional, como autoridad de aplicación, incorpora además una serie de modificaciones para garantizar el cumplimiento de la ley y desarrollar esquemas de seguimiento y monitoreo de las políticas implementadas para reducir el desperdicio de alimentos.

Según los fundamentos del proyecto, la ampliación de los montos deducibles por el impuesto a las ganancias son medidas que favorecen notablemente a un gran sector de la población y, en consecuencia, generará un impacto positivo a la hora de fomentar la donación de alimentos.

María de las Mercedes Joury (PRO) es una de las diputadas que firma el proyecto

Para promover esta iniciativa, la ley original contemplaba que los privados que donasen alimentos quedaban librados de responsabilidad por los daños y perjuicios que pudieren producirse. Pero este artículo fue vetado por el Poder Ejecutivo Nacional. No obstante, años después, en el año 2018 se sanciona la Ley 27.454 por la cual restituye esa cuestión, reincorporando el artículo 9 sobre la eximición de responsabilidad civil.

Alimentos, un problema mundial

Las pérdidas y el desperdicio de alimentos constituyen una problemática global. Según estudios recientes de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y Agricultura (FAO), en el mundo se pierde o desperdicia aproximadamente un tercio de la producción de los alimentos destinados al consumo humano, lo que equivale a 1.300 millones de toneladas por año.

En este sentido, las mayores pérdidas ocurren en los alimentos frescos como frutas y hortalizas, carnes y productos lácteos, debido a las inadecuadas condiciones de almacenamiento, refrigeración y transporte.

La situación involucra a todos los actores del sistema agroalimentario, desde la producción hasta el consumo en los hogares; y tiene un impacto negativo tanto social como ambiental y económico.

En esta misma idea, el Congreso sancionó en 2004 la denominada Ley Donal, que permite que personas y empresas puedan "donar productos alimenticios en buen estado a instituciones públicas o privadas de bien público" para que los distribuyan "a familias o sectores necesitados".

La posibilidad de establecer beneficios fiscales e impositivos para las empresas que donen este tipo de alimentos ya había sido planteada cuando se debatió la ley vigente junto con las responsabilidades de aquellos que donen alimentos en mal estado.

En el mundo se pierde o desperdicia aproximadamente un tercio de la producción de los alimentos destinados al consumo humano

Esas modificaciones no generaron los consensos necesarios, con lo cual JxC decidió volver a proponerla en este nuevo período parlamentario para incentivar la donación.

América Latina es el responsable del 10% del desperdicio global, lo que equivale aproximadamente a 130 millones de toneladas al año.

1,5 millones de toneladas, las cifras oficiales de desperdicios de alimentos

Según un informe de la Secretaría de Agricultura, cerca de 16 millones de toneladas de alimentos no llegan a los consumidores. De estos, 14,5 millones corresponden a pérdidas de productos en las primeras instancias de la cadena, como después de la cosecha.

En tanto, 1,5 millones de toneladas a desperdicios en las últimas etapas de la cadena, como la comercialización en supermercados o en los hogares. Esta cantidad total equivale al 12,5% de la producción agroalimentaria local.

En un año electoral y con la merma habitual de la actividad parlamentaria por la campaña, es difícil que el proyecto -que debe ser tratado por las comisiones de Legislación General, a cargo de Lucas Godoy (FDT) y de Presupuesto, en manos de Carlos Heller, también del oficialismo- pueda tener chances de estar en la agenda.

Temas relacionados