Más artículos

Atención consumidores: se relanza Precios Cuidados con estos aumentos

Atención consumidores: se relanza Precios Cuidados con estos aumentos
Luego de haber prorrogado el congelamiento para casi 2.500 productos, las empresas agregarán nuevos artículos al listado actual
Por Andrés Sanguinetti
06.07.2020 16.19hs Economía

Luego de haber prorrogado por otros dos meses el congelamiento de los precios de casi 2.500 productos de la canasta alimenticia, el Gobierno busca ahora relanzar el programa de Precios Cuidados con nuevos aumentos y la incorporación de más artículos.

En las últimas semanas, las negociaciones se encaminaron entre la Secretaría de Comercio Interior y la Copal, la cámara que agrupa a las empresas del sector alimenticio, para poder "refrescar" este programa que había quedado inmovilizado cuando las autoridades lanzaron Precios Máximos para encolumnar los alimentos a los valores que alcanzaron el 6 de marzo pasado y, de esa forma, poder mitigar los efectos negativos que en la economía generan las medidas sanitarias contra el coronavirus.

Esa decisión impactó en la estructura de Precios Cuidados, que se renovaba de manera trimestral con ciertos retoques que se dejaron de lado durante los últimos seis meses pero que a partir de ahora se reflotarán.

Precios Cuidados: de cuánto serán los aumentos

Los nuevos incrementos se anunciarán en breve y se ubicarán entre el 4% y el 9% para la mayor parte de los 436 artículos que componen esta canasta. Se trata de un índice similar al establecido para los últimos aumentos concedidos dentro de este programa por el organismo que orienta Paula Español, en enero pasado.

Además de esta etapa de descongelamiento, las empresas sumarán nuevos artículos al programa, tal como pasó en enero del 2018 cuando el anterior gobierno de Mauricio Macri incrementó el listado de 300 a los 436 productos que actualmente conforman Precios Cuidados.

La semana pasada, el ente que depende del Ministerio de Desarrollo Productivo invitó a los productores y fabricantes a sumar marcas aunque todavía falta la reglamentación de la nueva etapa y el envío del listado final que se negoció con la industria para enviarlo a las cadenas de supermercados y el resto del sector del retail.

Es posible además que, a partir de estos pequeños retoques también en Precios Máximos, puedan darse algunas modificaciones antes de que finalice esta nueva etapa a fines de agosto próximo.

Esto se debe a que, si bien el programa se amplió bajo las mismas condiciones con las que se viene extendiendo desde su creación, se estableció la posibilidad de permitir algunas variaciones por parte de las autoridades.

Para que esto suceda, los productores deben probar ante el ente que dirige Paula Español que necesitan aumentar sus precios para poder hacer frente al incremento que vienen sufriendo sus costos.

Durante las últimas dos semanas, las empresas ya intercambiaron información con las autoridades sobre la estructura de sus costos pero hasta ahora no han recibido mayores noticias sobre eventuales subas.

Supemerca
Precios Cuidados: se sumarán productos al esquema oficial.

Por qué hay disgusto en las empresas

Entre las empresas existe malestar por el congelamiento tanto en Precios Máximos como en Precios Cuidados porque entienden que sus gastos vienen subiendo por encima de la inflación desde enero pasado, mientras que no ha tenido hasta ahora la posibilidad de trasladar parte de esos aumentos a los precios de sus productos.

Este punto de discordia no es tenido en cuenta en el ministerio que dirige Matías Kulfas, donde entienden que el marco actual de crisis económica que sufre el país y la profundización de los problemas por las medidas adoptadas para combatir el coronavirus no dan lugar a sumarle presiones a los ya flacos bolsillos de millones de argentinos.

De hecho, en el caso de otro sectores como el de los servicios públicos (luz, gas y energía), las tarifas quedarán congeladas hasta fin de año, mientras que para las tarifas de la telefonía, el cable e internet el congelamiento regirá hasta septiembre, aunque todo indica que también se podría extender hasta los últimos días de diciembre próximo.

Las empresas negocian con el Ministerio de
Las empresas negocian con el Ministerio de Desarrollo Productivo.

En el caso de los alimentos, el Gobierno se aseguró la posibilidad de permitir mínimos aumentos siempre que las empresas presenten el pedido con las correspondientes justificaciones.

Una medida que criticaron varios empresarios de este sector por considerarla arbitraria al poderse darse el caso de que se permitan subas por producto o por empresa y no por rubro.

"Puede pasar que dos empresas que fabrican lo mismo no tengan la misma suerte y a una le autoricen el aumento y a la otra no", advierten desde el sector privado marcando con este ejemplo el nivel de "discrecionalidad" que podría adoptar el Gobierno a la hora de permitir o no nuevos incrementos el Precios Máximos.

En un mismo sentido se vienen pronunciando las autoridades de Copal, donde siempre han marcado su oposición a los esquemas de controles de precios por entender que en un país con el actual nivel de inflación y de devaluaciones permanentes es imposible sostener congelamientos tan largos sin evitar consecuencias negativas en toda la cadena de valor.

Si bien, el sector comprendió la necesidad de ayudar a mitigar los efectos del cepo sanitario sobre la economía local, ahora advierten que el atraso entre el costo y el precio final de un producto es ya insostenible.

Aseguran que en algunos casos la brecha supera el 40% y que, de mantenerse los congelamientos por otros seis meses, en breve se comenzará a notar un fuerte desabastecimiento en los artículos de mayor demanda de parte de los consumidores.

"Ya le hemos enviado al Gobierno las carpetas con nuestras estructuras de costos y las justificaciones para que nos permitan algunos aumentos, pero todavía no hemos recibido una respuesta", argumentan desde una de las principales empresas de alimentos de la Argentina.

En otro fabricante advierten que en un país con una inflación siempre alta, un dólar oficial aumentando y precios congelados la ecuación puede terminar siendo explosiva, si además se le suman las paritarias y el impacto de estas negociaciones salariales en el costo laboral que, en algunas compañías pesa y mucho.

Le suman el escenario de fuerte caída en las ventas de varios sectores y que fue estrepitoso en rubros como el de las bebidas, con un derrumbe del 30% durante estos meses de cuarentena.

"Nuestro rubro sufre de una profunda crisis, con congelamiento, caída de ventas y costos crecientes a los cuales les tenemos que agregar ahora gastos de logística y de compra de insumos para poder cumplir con los protocolos sanitarios para poder operar", argumentan desde una de las principales fabricantes de gaseosas.

Temas relacionados