Massa avanza con el ajuste: ¿alcanzará para cumplir la meta de déficit pactada con el FMI?

El déficit fiscal de julio fue menor al esperado por una baja del gasto. Sin embargo, la meta del Fondo es un desafío. Qué proyectan los analistas
Por Mirta Fernández
26/08/2022 - 20,05hs
Massa avanza con el ajuste: ¿alcanzará para cumplir la meta de déficit pactada con el FMI?

Al asumir el cargo de ministro de Economía, Desarrollo Productivo y Agricultura, Sergio Massa aseguró que uno de los ejes de su programa será el orden fiscal y prometió cumplir con la meta de déficit fiscal primario de 2,5% comprometida en el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

En base al resultado que registraron las cuentas públicas en el primer semestre del año, el consenso de los analistas auguraba que esa pauta fiscal se iba a incumplir.

Sin embargo, los últimos datos oficiales del sector público nacional difundidos el lunes mostraron que las cuentas públicas acumularon en los primeros siete meses del año un desequilibrio de $876.628,7 millones, lo que equivale a 1,1% del PBI. Ocurre que en julio se verificó un déficit primario de $75.947,3 millones, contemplando el límite anual para el cómputo de los ingresos provenientes de las rentas de la propiedad vinculadas a las emisiones primarias de títulos públicos equivalente al 0,3% del PBI. 

A eso se sumó la decisión administrativa 826/2022, publicada el lunes en el Boletín Oficial, por la cual el Gobierno modificó el presupuesto de la administración nacional y dispuso un recorte neto del gasto de $128.000 millones para lo que resta del año, con el fin de reducir el déficit.

En este marco, algunos analistas consideran que ahora es más factible cumplir la meta de déficit fiscal de 2,5% del FMI, mientras que otros aún proyectan un desequilibrio en torno al 3%.

No obstante, todos los economistas hicieron hincapié en que la mayor inflación será "una aliada" para lograr la meta, dado que ayudará a licuar el gasto. De todos modos, los economistas advierten que el objetivo "luce desafiante" y requerirá de la habilidad política de Massa para contener reclamos de los gobernadores y de mejoras salariales de parte de sindicatos y organizaciones sociales.

Massa anunció el lunes un recorte neto del gasto presupuestario de $128.000 millones
Massa anunció el lunes un recorte neto del gasto presupuestario de $128.000 millones

Déficit de julio: baja significativa en el gasto

Las cifras oficiales reflejaron que, durante la breve gestión de Silvina Batakis en el Palacio de Hacienda, el déficit primario de julio se ubicó un 19,3% por debajo del mismo mes del año pasado.

En ese contexto, Bruno Bonfanti, economista de Ecolatina, remarcó que "en julio el Gobierno dio los primeros pasos hacia un proceso de consolidación fiscal en la segunda mitad del año".

"El rojo primario se redujo un 55% interanual en términos reales, guarismo que se eleva a un 62% en caso de excluir los ingresos por el Aporte Solidario a las Grandes Fortunas que se registraron en julio de 2021 (cerca de $20.000 millones)", indicó.

El economista precisó que "la reducción del rojo primario fue producto tanto de un buen desempeño de los ingresos como de una reducción en el gasto primario.

"El gasto primario no sólo cayó más de un 5% real en su comparación interanual por primera vez en 10 meses, sino que también se ubicó un 7% por debajo del promedio real en el segundo trimestre", resaltó.

Asimismo, Claudio Caprarulo, director de Analytica, subrayó que "en términos reales y respecto al julio de 2021, los ingresos crecieron 6,9% mientras los gastos cayeron 5,3%. Esto muestra un compromiso para cumplir la meta fiscal acordada con el FMI". El economista aseguró que "en conjunto con el alivio de los vencimientos logrado con el canje de deuda en pesos de principio de mes, son buenas señales en materia fiscal y de sus necesidades de financiamiento".

El déficit fiscal de julio fue de $75.947 millones, una baja significativa respecto a igual mes de 2021
El déficit fiscal de julio fue de $75.947 millones, una baja significativa respecto a igual mes de 2021

"Respecto a los recortes y ampliaciones presupuestarias, se está confirmando la mirada que venimos exponiendo desde Analytica, se buscará el ajuste en partidas asociadas a la obra pública y las transferencias a las provincias para sostener las partidas indexadas", comentó.

Un informe de Facimex Valores también recalcó que "los datos fiscales de julio mostraron la primera señal clara de moderación del año". Y estimó: "Además, el Gobierno dispuso un conjunto de cambios presupuestarios principalmente ligados a una reducción del gasto de capital por un impacto neto estimado en 0,17% del PBI, lo que compensará plenamente el costo fiscal estimado del bono a los jubilados".

A su vez, un análisis de PPI atribuyó la fuerte reversión del gasto en julio " a la estrategia de la ex ministra Batakis de ‘sentarse sobre la caja’ y en parte a la inflación récord de julio de 7,4% que licuó gastos".

Alertan por deuda flotante

Pablo Repetto, jefe de Research de Aurum Valores señaló que "los números fiscales de julio muestran que hubo un fuerte pisotón al gasto" y especuló que "probablemente esto se refleje en un fuerte aumento de la deuda flotante". Al respecto, el economista advirtió que "la meta fiscal es de déficit primario pero también de deuda flotante". Y agregó que "no cumplir con la meta de deuda flotante es una manera de ocultar el verdadero nivel de déficit así que deberán tener que controlar ese stock".

En ese sentido, la consultora LCG sostuvo que "debe tenerse en cuenta que la información presentada por Hacienda es en base caja (lo efectivamente pagado), la que puede diferir sensiblemente con los datos en base devengado (lo comprometido).

"A modo de ejemplo, vale resaltar que mientras los giros corrientes a las provincias cayeron 31% anual en términos reales durante julio, el monto devengado creció 31% anual real. En otras palabras se pagó apenas el 68% de lo comprometido en julio. Esto implica un aumento de la deuda flotante que deberá ser saldada en el futuro, cargando los pagos de los próximos meses", alertó.

La aceleración de la inflación será una
La aceleración de la inflación será una "aliada" para alcanzar meta de déficit fiscal porque licuará el gasto, dicen analistas

Con igual óptica, los analistas de PPI alegaron que "pisar la caja, como se intuye que ocurrió en julio, implica devengar gastos y no pagar" y recordaron que "para que los países no caigan en esta prácticas, el FMI establece en sus programas un límite a la deuda flotante (diferencia entre gastos devengados y no pagados) que en el caso de Argentina es de 0,81% del PBI y a fin del primer trimestre cerró en 0,44% del PBI".

También Martín Polo, estratega en jefe de Cohen Aliados Financieros, juzgó que "esto de que derrumbó el gasto es medio mentirita porque acá lo que está haciendo el gobierno es pisar los pagos" con lo cual "está aumentando la deuda flotante".

Déficit fiscal: ¿se podrá cumplir la meta?

Sebastián Menescaldi, director de Eco Go, sostuvo que "la meta de 2,5% es factible de conseguir pero no por las medidas de Massa sino porque prevemos una aceleración de la inflación".

Según su visión, "la clave para cumplir con la pauta fiscal de 2,5% dependerá de que Massa pueda contener las demandas que va a tener de suba del gasto, sea vía salarial, de los gobernadores pidiendo más transferencias y gasto de capital".

"A partir de que proyectamos un piso de 95% de inflación anual ya prevemos que se pueda cumplir con la meta de déficit, y dependerá de la capacidad que tenga Massa de ordenar pero sin dar", señaló.

En sintonía, Agustín Berasategui, economista de ACM, planteó que "el principal desafío para cumplir la meta es político, donde deben evitarse tentaciones de aumentar ciertas partidas discrecionales".

Cumplir la meta de déficit dependerá de la habilidad política de Massa para contener las demandas de gastos vía salarios y reclamos de gobernadores
Cumplir meta de déficit dependerá de la habilidad de Massa de contener reclamos salariales y de gobernadores
 
El economista dijo que "vemos que hay mayor factibilidad de cumplir con la meta en base a la nueva información; antes proyectábamos un déficit en torno al 2,8%".

"Desde el punto de vista técnico la mayor inflación parece ayudar a cumplir la meta, dado que permite aumentar la recaudación al mismo tiempo que licua las partidas no indexadas. En cuanto a las que sí están indexadas, hay que recordar que corren con cierto rezago de la aceleración inflacionaria", explicó.

Para la economista Natalia Motyl, "con el ajuste fiscal que incluye la quita de subsidios económicos y el recorte en partidas que anunciaron veo muy probable que puedan cumplir con la meta fiscal con el FMI" aunque enfatizó que "habrá que estar atentos si la aceleración de las importaciones y la política expansiva en gastos sociales no amenazan el ajuste fiscal de las demás partidas".

Meta del FMI: objetivo desafiante

En Ecolatina creen que "de continuar con esta trayectoria, el Gobierno podrían cumplir con la meta del 2,5% del PBI, aunque alcanzar tal objetivo no será para nada sencillo dado que el gasto primario no solo debería mostrar una reducción real en su comparación interanual sino en su comparación semestral". La consultora puntualizó que "en los últimos 30 años únicamente en 2001 y 2002 el gasto primario del segundo semestre fue inferior al del primero en términos reales".

En ese contexto, Ecolatina vislumbra que "los desafíos no serán únicamente económicos. Pese a que la inflación será la gran aliada del Gobierno en materia fiscal para lo que resta del año, el ministro deberá administrar los pedidos de recomposición de ingresos en un contexto social sumamente frágil".

De igual lectura, los analistas de Delphos Investment evaluaron que "aunque resulta muy positiva la desaceleración del gasto en julio, lograr la meta de 2,5% del PBI hacia fin de año requerirá una gran habilidad para contener el gasto".

Economistas esperan que Rubinstein avance con más recortes del gasto para lograr meta deficitaria con FMI
Economistas esperan que Rubinstein avance con más recortes del gasto para lograr meta deficitaria con FMI

Caprarulo dijo que "con los recortes anunciados tanto de gastos de capital como de subsidios económicos nuestra proyección de déficit para el año es de 2,9%, aún resta un ajuste de 0,4% del PIB para cumplir con la meta del FMI".

Por su parte, Repetto prevé que será "difícil que puedan cerrar el año con un déficit debajo de 3 puntos del PBI aunque la inflación puede ayudar un poco".

En PPI calculan que "aun sumando la segmentación tarifaria, la licuación inflacionaria, y el recorte (de gastos presupuestarios), no parece alcanzar para cumplir con el FMI", por lo que conjeturó que "más anuncios de recortes deberian estar en camino". Al respecto, acotó que "probablemente, Gabriel Rubinstein tenga ese como uno de sus principales desafíos".

En LCG pronostican que "manteniendo la inercia del primer semestre del año, pero ajustando por la estacionalidad propia del gasto en la última mitad del año y asumiendo un impacto muy marginal en la cuenta de subsidios por efecto de la segmentación tarifaria, nuestra proyección es un déficit primario piso de 3,2% del PBI".

Temas relacionados