Dólares que salen: el rojo comercial con Brasil en agosto fue el segundo más alto en 15 meses

Las importaciones desde Brasil crecieron en agosto 40,3% interanual, mientras que las exportaciones locales hacia ese país subieron 31,1%.
Por Mirta Fernández
02/09/2022 - 16,20hs
Dólares que salen: el rojo comercial con Brasil en agosto fue el segundo más alto en 15 meses

Ante la escasez de dólares y la dificultad del Banco Central de acumular reservas, se conoció este jueves 1 de septiembre otro dato preocupante: la balanza comercial bilateral con Brasil registró en agosto un déficit de u$s255 millones, el segundo saldo negativo mensual más elevado de los últimos 15 meses.

Este mal resultado para Argentina fue producto de importaciones provenientes de Brasil que volvieron a crecer por encima de las exportaciones locales hacia el país vecino: 40,3% interanual versus 31,1% interanual.

"Las importaciones desde Brasil alcanzaron los u$s1.570 millones en agosto, el segundo valor más alto del año", destacó un informe de la consultora Abeceb.

Por su parte, las exportaciones argentinas a Brasil sumaron u$s1.315 millones, también el segundo monto más alto del año.

Así, el saldo comercial acumulado en los primeros ocho meses del año fue negativo para Argentina en u$s1.960 millones, "el más elevado en los últimos cuatro años, y más de tres veces el evidenciado para el mismo periodo de 2021", detalló un análisis de Ecolatina.

Ese desequilibrio fue producto de importaciones que en ocho meses treparon 34,9% interanual frente a exportaciones que crecieron 18,8% interanual.

Preocupa el rojo comercial con Brasil  por la salida de dólares que implica ante dificultad de acumular reservas
Preocupa el rojo comercial con Brasil por la salida de dólares que implica ante dificultad de acumular reservas

Déficit con Brasil: ¿a cuánto ascenderá en el año?

La consultora Abeceb señaló que "como consecuencia de importaciones que seguirán creciendo por encima de las exportaciones, esperamos que el rojo comercial bilateral continúe ampliándose para cerrar el 2022 en torno a u$s2.700 millones, nivel todavía inferior al déficit histórico estructural de u$s3.500 millones que rigió en promedio entre 2004-2018, pero no tan lejano"

Asimismo, la consultora planteó que "dada la escasez de reservas del BCRA y la resistencia del Gobierno a realizar un salto discreto del tipo de cambio, no se descartan mayores restricciones a las importaciones en los próximos meses, lo que reduciría el déficit bilateral anual".

Por su parte, Ecolatina proyectó que el rojo bilateral rondará este año en u$s3.000 millones, "levemente por debajo de los niveles de 2018".

La consultora sostuvo que "hacia adelante, habrá que monitorear no sólo los factores de índole interna, como la continuidad de las restricciones a las importaciones, sino también a los eventos que ocurren en Brasil"

"Particularmente, será crucial seguir de cerca la dinámica electoral de la campaña presidencial y sus respectivos resultados, dado que sin dudas repercutirán tanto en la esfera financiera como en la real", afirmó.

En relación a este último punto, la consultora señaló que "en los últimos meses el mercado ha venido ajustado al alza el crecimiento esperado para la economía brasileña en 2022 (por arriba del 2%), pero a la baja para 2023 (por debajo del 0,5%), lo que, si bien puede ayudar en el corto plazo, implica cierto pesimismo para nuestras exportaciones de cara al año próximo".

Las importaciones provenientes de Brasil crecieron 10 puntos más que las exportaciones locales hacia ese país en agosto
Las importaciones provenientes de Brasil crecieron 10 puntos más que las exportaciones locales hacia ese país en agosto

Se pierden dólares: déficit bilateral persistente

El análisis de Ecolatina indicó que "en los últimos 17 años únicamente en 2019 Argentina logró acumular un superávit comercial positivo con Brasil".

Al respecto, la consultora atribuyó la persistencia del déficit bilateral a dos fenómenos.

Por un lado, "un estancamiento de las exportaciones argentinas, que fueron perdiendo representación en las importaciones de Brasil al pasar de promediar u$s14.700 millones entre 2008 y 2014 a poco más de u$s10.000 millones entre 2015 y 2021". Por otro, "un elevado piso de las importaciones provenientes de nuestro país vecino, que en los últimos 16 años únicamente en 2019 y 2020 (en ambos casos con crisis mediante) se ubicaron por debajo de los u$s10.000 millones".

Temas relacionados