Más artículos
Comercios post pandemia: así es la profunda reforma impositiva que piden al Gobierno

Comercios post pandemia: así es la profunda reforma impositiva que piden al Gobierno

Comercios post pandemia: así es la profunda reforma impositiva que piden al Gobierno
Con un 50% de locales en condiciones críticas y mayormente endeudados, el sector le acercó al Gobierno un documento para reducir la carga tributaria
Por Andrés Sanguinetti
13.08.2020 19.15hs Negocios

A partir de una gran cantidad de datos preocupantes y que se profundizan mientras continúa la cuarentena, los dueños de comercios de todo el país piden medidas que les permitan aliviar las nefastas consecuencias económicas que en este sector causa la pandemia del Covid-19.

De hecho, la última encuesta elaborada por la Cámara Argentina de Comercio (CAC), permite entender el daño que el cepo sanitario viene causando, como que a la mayoría de los locales les cayeron las ventas en más del 50%. O que alrededor de un 60% se retrasó en el pago de impuestos; otro 40% en los servicios y aproximadamente el 30% registró demoras en abonar salarios.

Es más, el 60,3% de los comercios se endeudó durante la pandemia, en mayor medida para abonar salarios (29%), aunque también para afrontar otros gastos corrientes y para refinanciar deudas contraídas (24,4% y 19,1%, respectivamente).

Desde este escenario, la CAC elaboró un documento bajo el nombre de "Propuestas para la recuperación Argentina" que contiene ideas, evaluaciones, consideraciones técnicas y planes para encarar la economía de la post-pandemia.

"Es nuestro aporte concreto, e inicial, al logro de una Argentina mejor que se aleje de una trayectoria decadente para comenzar a transitar un camino distinto y que revierta las deplorables condiciones de nuestra actualidad", remarca el informe al que accedió iProfesional.

Se trata de iniciativas vinculadas a variables macro como la moneda y los medios de pago; el sistema tributario; el financiamiento; apoyo a la producción; legislación laboral y la inserción del país en el contexto internacional.

En lo que respecta al tratamiento fiscal, la CAC cuestiona "la profunda distorsión que se produce en las jurisdicciones provinciales y municipales y en algunos tributos o exenciones nacionales entre el comercio y servicios y otras actividades que no responden, a nuestro juicio, a razones fundadas de rentabilidad o de efecto multiplicador de la inversión".

La entidad empresarial hace referencia a la reforma tributaria sancionada por el Congreso en el 2017 con el espíritu de reducir la presión fiscal y favorecer la competitividad de las empresas.

Sin embargo, advierte sobre la persistencia de diversas cuestiones que dificultan los objetivos de la reforma y sobre las restricciones presupuestarias que enfrenta actualmente el Estado y que dificultan una posible reducción de la carga impositiva.

De todos modos, reclaman al Gobierno direccionar las medidas para converger hacia un esquema impositivo que lleve a una reducción del denominado "costo argentino".

Comercio:
Comercios: poca o nula actividad y endeudamiento forman parte del panorama actual.

La propuesta impositiva de la CAC para la reactivación

• Eliminar regímenes de información a partir de la total generalización de la factura electrónica.

• Disminuir los mecanismos de retención y percepción de impuestos nacionales (ante tal carácter que adopta el impuesto sobre los débitos y créditos en cuentas bancarias) y extender el cómputo a cuenta de IVA, contribuciones de la seguridad social.

• Derogar los regímenes provinciales sobre las liquidaciones de tarjetas de crédito a los comercios.

• Suspender por al menos tres años el llamado impuesto cedular o impuesto a las ganancias a la renta financiera dada la evidente inequidad que representa ante la actual situación del mercado financiero.

• Continuar con el incremento de la porción del Impuesto sobre los débitos y créditos en cuentas bancarias computable a cuenta de Ganancias, llevándolo al 100%.

• Ampliar el espectro de impuestos a cuenta de los que se puede computar lo abonado por el Impuesto sobre débitos y créditos. Además de Ganancias, incorporar IVA, Bienes Personales Responsables Sustitutos y Contribuciones a la Seguridad Social.

• En el caso de saldos a favor de libre disponibilidad de IVA e Impuesto a las Ganancias, expandir el espectro de impuestos posibles de acreditación a los recursos de la Seguridad Social.

• Establecer la aplicación del ajuste impositivo integral por inflación. El ajuste vigente, de naturaleza contable, debe extenderse a lo impositivo, no incorporando limitaciones como la que establece que corresponde el ajuste solo cuando la inflación supera el 100% en tres años.

• Acordar con las provincias y la Ciudad de Buenos Aires la reducción progresiva de alícuotas de Ingresos Brutos, la coordinación de regímenes de recaudación de impuestos y su progresiva eliminación.

• El establecimiento de procedimientos expeditivos de devolución de saldos a favor, en todos los casos con la fijación de metas e hitos cuantificables y un control efectivo por parte de la Nación. Se debe como parte de esos acuerdos legitimar a los contribuyentes para exigir su cumplimiento.

• Reabrir el revalúo impositivo, con una amplia difusión y alícuotas reducidas para otorgar una base más razonable a la generalización del ajuste impositivo por inflación.

De manera adicional y considerando que el país usualmente atraviesa dificultades en materia de deuda pública derivadas de la falta de acceso a los mercados de crédito, la propuesta de la CAC aconseja considerar lo siguiente:

• Para las personas humanas, autorizar la aplicación de títulos de la deuda pública (a su valor técnico) al pago de los impuestos a las Ganancias y sobre los Bienes Personales, hasta un 100% del impuesto correspondiente al anticipo o saldo de declaración jurada.

• Autorizar el pago total de obligaciones tributarias a cargo de la AFIP vencidas y exigibles al 31/12/2018, incluso en litigio, de modo que resulte en un incentivo a regularizarlas.

• Las autorizaciones debieran alcanzar tanto al tenedor original de los mencionados títulos como al sujeto que los adquiera en el mercado, de esta forma se aseguraría un mercado secundario.

• Establecer un programa de rescate de deuda emitida en el exterior a mediano plazo, de tres a cinco años, con la opción que el contribuyente cancele hasta un cierto porcentaje de sus tributos entregando títulos cada año –o todos juntos el mismo año– a cambio de una constancia de pago.

• Evitar abusos en materia de aranceles por derechos intelectuales, estableciendo valores razonables.

Los números no dan y los comerciantes piden una reconfiguración del esquema tributario.
Los números no dan y los comerciantes piden una reconfiguración del esquema tributario.

• Impulsar acciones para suprimir el pago de tributos por publicitar los productos que el propio establecimiento comercializa. Se deben eliminar totalmente los gravámenes a la llamada "publicidad interior".

• Obtener un compromiso real de las jurisdicciones locales con los principios pactados en el "Consenso Fiscal", restringiendo las tasas municipales a la retribución del costo de los servicios prestados a los contribuyentes y acotando el ejercicio de los poderes tributarios al propio ámbito territorial, respetando las normas constitucionales y legales vigentes.

En cuanto al acceso al crédito, el documento de la CAC advierte que "sin un sistema financiero con volumen no se puede pensar en tener crédito interno para financiar el consumo y la inversión. Y el ahorro de los argentinos no volverá al sistema financiero mientras no se genere la confianza que se requiere".

Como propuesta pide combinar la posibilidad de hacer contratos en otras monedas y formular pagos desde cuentas del exterior a otra cuenta también del exterior para restituir la existencia de una moneda y del crédito para recuperar ambas instituciones que hoy carece Argentina como son una moneda y un sistema financiero.

"Estos dos puntos (reestablecer un sistema monetario y utilizar los ahorros argentinos en el exterior) podrían contribuir a mejorar rápidamente la salida del estancamiento económico argentino", asegura el informe.

También reclaman un sistema financiero "más grande, más moderno, más profundo" ya que consideran que no se trata solo de redireccionar la escasa oferta actual sino de incrementarla.

El reclamo de la CAC se basa en un hecho concreto como es que el país tiene el sistema financiero con menor profundidad en su exposición al sector privado en relación con el PBI en toda la región, lo cual genera los desequilibrios macroeconómicos, los entornos políticos y los contextos institucionales.

Pero la CAC también se detiene en el escenario actual y propone de medidas de corto plazo para la transición hasta obtener las reformas de fondo propuestas que apuntan a combatir la economía en negro; la pérdida de recaudación tributaria y la ampliación de la bancarización como una herramienta relevante para luchar contra la informalidad.

Hacia una mayor bancarización

La CAC propone un paquete de medidas tendientes a incrementar las operaciones por medios electrónicos de pago y así lograr una mayor bancarización como son:

• Volver a implementar la devolución parcial de IVA por compras con medios electrónicos.

• Derogar la facultad de imponer un costo al depósito en efectivo en entidades bancarias que hasta ahora se eliminó para pymes.

• Fijar plazos máximos en la acreditación de las ventas con tarjetas de crédito y débito. En tarjetas de crédito, el plazo no debería exceder las 48 horas. En débito, debería ser automático.

• Eximir de comisiones y gastos administrativos a las operaciones con tarjeta de débito, toda vez que lo que dispuso la AFIP en el marco de la Ley 27.253 obliga a los comercios a aceptar este medio de pago.

• Fijar con claridad que el riesgo de cobranza debe estar en cabeza de las emisoras, que son quienes emiten la autorización.

• Establecer que los intereses correspondientes a ventas financiadas con tarjetas de crédito son facturados por el comercio por cuenta y orden de la entidad bancaria emisora de la tarjeta, a fin de no duplicar la carga impositiva en concepto de Ingresos Brutos.

• Invertir en infraestructura de comunicaciones, para favorecer la adopción de medios de pago electrónico.

• Reforzar la difusión de estas modalidades de pago y sus beneficios entre consumidores y empresas.

• Eliminar o reducir los regímenes de retención de impuestos nacionales y locales sobre las liquidaciones de las empresas de tarjetas de crédito y débito ya que se aplican el impuesto sobre los débitos y créditos en cuentas bancarias y el SIRCREB (régimen de recaudación bancaria del impuesto sobre los ingresos brutos).

Temas relacionados