Fiebre por inversiones que le ganan a la inflación, más allá del plazo fijo UVA: qué recomiendan expertos

Fiebre por inversiones que le ganan a la inflación, más allá del plazo fijo UVA: qué recomiendan expertos
La inflación le gana al avance del precio del dólar y a la tasa de interés que pagan los plazos fijos, por lo que distintos instrumentos CER se imponen
Por Mariano Jaimovich
11.06.2021 13.00hs Finanzas

La inflación es la variable regente de este momento de la Argentina, debido a que en los últimos meses sube a un nivel mayor del que asciende el precio del dólar y del que se encuentra la tasa de interés.

De esta manera, los ahorristas están buscando inversiones que estén atadas al Coeficiente de Estabilización de Referencia (CER), que es justamente un índice que ajusta a diario en base a los precios de la economía, y es elaborado por el Banco Central.

La opción "más popular" donde se utiliza esta variable para calcular la rentabilidad otorgada es los plazos fijos UVA, que ajustan, precisamente, por la inflación, pero requieren un período mínimo de encaje de los fondos de tres meses.

Ahora bien, en el mercado existen otros instrumentos que también se guían por el índice CER y son más complejos, como bonos, fondos de inversión y obligaciones negociables (ON).

"Luego de un año atípico marcado por una contracción del PBI del 9,9% a partir del cese de actividades para contener la propagación del coronavirus, este año el principal problema macroeconómico vuelve a ser la inflación", resume Federico Garay, analista de Research en invertirOnline.

Según datos del mercado, la suba de precios ya acumula en los primeros 5 meses del año más de 21% y, de acuerdo al consenso de los economistas, para el 2021 completo alcanzaría alrededor de 50%.

"Con este panorama por delante, los plazos fijos tradicionales y los bonos soberanos a tasa fija y a tasa variable ofrecen una tasa de interés negativa en términos reales, mientras que las letras y los bonos con ajuste por CER aparecen como una de las pocas clases de activos que permiten mantener el poder adquisitivo de nuestros ahorros", dice Garay.

De hecho, considera que en el mercado "se percibe el apetito por este tipo de instrumento financiero en cada licitación primaria del Tesoro Nacional, donde los títulos CER son por lejos los más demandados".

Los bonos CER permiten ganarle a la inflación y al avance del tipo de cambio
Los bonos CER permiten ganarle en este momento a la inflación y al avance del tipo de cambio.

1. Fondo común CER

Uno de los instrumentos que engloba en un sólo instrumento las distintas alternativas CER son los fondos comunes de inversión, que diversifican los papeles elegidos para disminuir el riesgo de los ahorros colocados.

Por ejemplo, uno de estos instrumentos lanzados recientemente es el MAF Ahorro Pesos, lanzado por Mariva Asset Management, que es un fondo diseñado para indexar la inversión al índice de inflación (CER), "construyendo un portafolio que maximice y diversifique entre las alternativas de renta fija CER, tasa fija y sintéticos".

Este fondo está orientado a inversores institucionales, por lo que "busca cuidar la liquidez y lograr una relación óptima de riesgo/retorno esperado de las inversiones".

"El Coeficiente de Estabilización de Referencia (CER) puesto en competencia contra el dólar oficial, la tasa BADLARPP y el dólar implícito, es el que es el que mejor responde al movimiento del mercado", afirman desde Mariva.

MAF Ahorro Pesos se ubica en una duration de 0,9 y un rendimiento esperado en términos reales de 0,2%.

2. Bonos CER

En cuanto a los bonos CER más recomendados por el mercado, existe un grupo preferido que está nominado a diverso plazo.

"Nosotros creemos que pase lo que pase, en el corto plazo el Banco Central hará de contraparte. Además, ahora los bancos pueden demandar deuda CER a más de 180 días y a menos de 450 días, algo que implica que los bonos nominados en pesos al 2022 (TX22) y 2023 (TX23) pueden ser una opción ganadora, y en menor medida, el Discount en pesos", resume Mauro Mazza, portfolio manager de Bull Market.

Por lo que completa, que no está recomendando deuda sesgada a cualquier plazo de 2021.

"Preferimos 2022 y 2023, porque, si ocurre algo, el Banco Central saldrá aguantar precios, al igual que la banca comercial. Y eso es una cobertura, una jugada sin riesgo", completa Mazza.

En tanto, sostiene que "la gran jugada" está en el Discount en pesos (DICP), al año 2033, que permite una tasa real de casi 8% sobre inflación con dos pagos semestrales, "pero los fondos no se animan aún a esta opción tan extensa. En algún momento esto se reflejará en precios", concluye Mazza.

Desde Provincia Bursátil, la recomendación para los clientes que quieren optar entre los títulos ajustados por CER, son los bonos en pesos al 2023 (TX23) y 2024 (TX24), que "todavía presentan tasa positiva, al igual que los bonos Par y Discount en pesos, que si bien son títulos más largos, aún muestran buenos rendimientos".

Otra opción destacada son las LECER, las letras que emite el Gobierno nacional.

Entre los bonos CER en pesos con distintos plazos al vencimiento que cotizan en el mercado secundario, se determina que esto dependerá del perfil de cada inversor.

"Si lo que se quiere es no perder frente a la inflación a un año vista, basta con posicionarse en bonos como el TX22 o el Bono del Tesoro (T2X2), ambos al 2022, que ajustan por CER y se negocian actualmente con una tasa interna de retorno real positiva", recomienda Garay.

Esto significa que, además de captar la variación en la tasa de inflación, se gana un retorno adicional.

Además, este analista indica que estos bonos se pueden vender en cualquier momento, debido a que son muy líquidos.

En tanto, si se prefiere hacer "carry trade con pesos, podemos hacerlo a través de un bono de corto plazo con ajuste CER y vencimiento en 2022, como el TX22", afirma Diego Kardjian, agente productor de IEB.

Los desafíos que tiene el Gobierno por delante genera que los bonos CER a corto plazo sean los preferidos.
Los desafíos que tiene el Gobierno por delante genera que los bonos CER a corto plazo sean los preferidos.

3. Obligación negociable UVA

Ahora bien, más allá de los instrumentos tradicionales, se puede apostar por otros títulos públicos que ajustan por inflación, en este caso por el índice UVA.

"Recomendamos mirar las Obligaciones Negociables (ON) que ajustan por UVA (inflación), un instrumento que viene tomando protagonismo de a poco entre el sector minorista", propone Kardjian.

En especial, propone el papel de Central Térmica Barragán, que lanzó días atrás una ON UVA, debido a que "creemos que es una oportunidad para diversificar el riesgo del soberano, ya que el sector corporativo logra sobre suscribir los montos solicitados en cada colocación", agrega.

Esta ON CT Barragán, clase 2, rinde UVA más 4%, el plazo del papel es de 36 meses y el monto mínimo de suscripción es de 200 UVA y múltiplos de 1, por encima de dicho valor.

Interrogantes

Ahora bien existen distintos interrogantes en el mercado, respecto a qué puede pasar más allá de las elecciones de fin de año, tanto desde lo económico como desde lo político.

Al respecto, de acuerdo a Mazza, todo el mercado de deuda CER tiene dos desafíos por delante: "La permanencia de Guzmán y de Marco Lavagna (Indec) en el Gobierno".

Por lo que completa que ambos factores son de "riesgo estructural".

En parte, por esto todo el mercado está sesgado a corto plazo, porque sospecha que en 2022, si el Gobierno no logra tener un plan de estabilización coordinado con el FMI, que implicaría una tasa más alta, baja del gasto público y un tipo de cambio más libre, pueda haber cambios estadísticos a nivel Indec, sostiene Mazza.

Y finaliza: "De hecho, es la mayor sospecha del mercado, por eso tenemos una curva tan empinada al corto plazo con rendimiento tan negativo, y a largo plazo tasas reales más que interesantes".

Conocé el valor del dólar en Dólar Hoy y seguí la cotización y comportamiento minuto a minuto. CLICK AQUÍ
Temas relacionados
Finanzas en tu mail
Suscribite a nuestro newsletter y recibí diariamente las últimas noticias en finanzas personales. Economía, impuestos, tecnología y buenos negocios:
Lo más leído