Más artículos
Jair Bolsonaro cuestionó duramente el rumbo de Argentina: ¿qué dijo?

Jair Bolsonaro cuestionó duramente el rumbo de Argentina: ¿qué dijo?

Jair Bolsonaro cuestionó duramente el rumbo de Argentina: ¿qué dijo?
El mandatario del país vecino citó a la Argentina y también a Venezuela al pronosticar situaciones de caos generadas por la crisis de la pandemia
28.05.2020 17.22hs Política

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, cuestionó este jueves el rumbo de la Argentina frente a la pandemia de coronavirus y sus consecuencias, al defender la línea del Gobierno federal brasileño de negar las cuarentenas y medidas de aislamiento social con freno en la actividad económica.

"Miren hacia dónde está yendo nuestra querida Argentina. ¿Alguien quiere eso para Brasil?", exclamó Bolsonaro, mientras hablaba sobre las consecuencias económicas y sociales de la pandemia, durante un discurso realizado en la puerta del Palacio de la Alvorada, su residencia presidencial.

Lo dijo luego de que el Banco Central proyectara una caída mayor del 5% en la economía de Brasil en 2020 y que 4,9 millones de brasileños perdieran el empleo desde febrero hasta abril. Se trata de una realidad dífícil de comprender si no se tienen en cuenta estos cinco datos.

Hasta ayer se registraron en Brasil 25.935 muertes por el covid-19, la enfermedad que provoca el nuevo coronavirus, con 418.608 casos. 

El mandatario citó a la Argentina y también a Venezuela al pronosticar situaciones de "caos" generada por la crisis, aunque dijo que la recesión económica y la crisis futura no es su culpa, sino de los gobernadores e intendentes que decidieron por aislamiento social y cuarentena.

"Hemos tomado medidas para salvar el posible caos. El gobierno hizo su parte", dijo Bolsonaro.

eee
"Miren hacia dónde está yendo nuestra querida Argentina. ¿Alguien quiere eso para Brasil?", dijo el mandatario

"Por medidas que otros tomaron es que muchos pobres fueron transformados en miserables, mucha clase media cae a la pobreza y será difícil poner a la economía en funcionamiento", insistió.

Crisis institucional de Brasil

Asimismo, se refirió a la crisis institucional por la que está pasando su país. Al respecto, el mandatario advirtió que "algo muy grave está ocurriendo con la democracia" en Brasil y afirmó que no se debe aceptar "pasivamente" la violación a la libertad de expresión, al comentar la investigación hacia sus aliados sobre la financiación de una red de ultraderecha que hace campañas difamatorias contra el Congreso y la máxima corte del país.

"Ninguna violación del principio (de libre expresión) debe ser aceptada pasivamente", contraatacó Bolsonaro ante la redada del juez Alexandre de Moraes, del Supremo Tribunal Federal (STF), que allanó residencias de empresarios, políticos y bloqueros aliados a la red de fake news que da sustento al bolsonarismo.

El presidente afirmó que "todo tiene un límite" al fustigar la decisión de un solo juez de la corte y no del todo tribunal, para terminar la frase con un "¡se terminó, mierda!", al hablar con periodistas en la puerta del Palacio de la Alvorada.

"No permitiremos que una persona tome decisiones en nombre de todos", dijo, sobre las operaciones hacia sus amigos.

Hasta ayer se registraron en Brasil 25.935 muertes por el covid-19
Hasta el miércoles, se registraron en Brasil 25.935 muertes por el covid-19

Según el diario O Globo, 2 millones de reales por mes eran gastados por las redes bolsonaristas -que incluye a diputados federales- para abastecer a una red de ultraderecha que le disputa a los medios tradicionales el electorado a través de canales en las plataformas digitales.

En otro orden, el gobierno presentó un habeas corpus al STF para evitar una eventual detención del ministro de Educación, Abraham Weintraub, investigado porque en una reunión de gabinete dijo que los 11 miembros del alto tribunal deberían estar en la cárcel.

El bolsonarismo levantó el tono tras los allanamientos a su red de noticias falsas, la llamada 'oficina del odio'.

Ayer el diputado Eduardo Bolsonaro participó de un programa de la ultraderecha llamado Terça Livre con el astrólogo y gurú de la derecha Olavo de Carvalho.

Carvalho pidió a los militares actuar "para salvar el país" y el diputado Bolsonaro, hijo del presidente, dijo que "el momento de ruptura llegará, sólo hay que determinar el momento en que eso ocurrirá".

Eduardo Bolsonaro hablaba adelante de la imagen de una bandera con la frase "Viva Taiwán", en un mensaje contra China, el principal socio comercial de Brasil.

China considera a Taiwán una provincia rebelde.

A su lado, la diputada bolsonarista Bia Kicis pidió a la población apoyo al presidente "porque no hay instituciones que respalden al gobierno".

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ