Más artículos
Efecto cuarentena: entre marzo y mayo se incrementó 16% la cantidad de empresas que aplicaron recortes salariales

Efecto cuarentena: entre marzo y mayo se incrementó 16% la cantidad de empresas que aplicaron recortes salariales

Efecto cuarentena: entre marzo y mayo se incrementó 16% la cantidad de empresas que aplicaron recortes salariales
Qué sectores se vieron menos impactados por la cuarentena, de acuerdo a la última encuesta realizada por Korn Ferry en la Argentina
Por Paula Krizanovic
24.06.2020 11.38hs Management

La consultora multinacional Korn Ferry reveló los resultados de su última encuesta "pulso", en la que intenta recopilar una perspectiva en tiempo real sobre el impacto de la pandemia de COVID-19 en las prácticas empresariales y en la gestión de capital humano, con un enfoque en los desafíos de la compensación.

Desde la mencionada afirma aseguran que en la Argentina, la mayoría de las empresas considera que la compensación y beneficios se verán afectados para todos los grupos de empleados.

El número de participantes que no están seguros del impacto económico de COVID-19 en su negocio ha disminuido, del 31% al 19% en el primer relevamiento de abril, finalizando en un 12% en mayo.

El 76% de las organizaciones esperan una disminución de los ingresos, con el 55% esperando una disminución significativa. Al comienzo de la pandemia, en el estudio de abril, solo un 44% esperaban un impacto negativo. 

Vale la pena destacar también que solo el 2% de las organizaciones consultadas en la Argentina espera que las medidas para sobrellevar la pandemia tengan un impacto positivo en sus ingresos anuales.

El número que espera que no tengan ningún impacto en sus negocios pasó del 5% en marzo al 11% en mayo, y los que anticipan un impacto pequeño eran el 13% y ahora son el 21%, en la medida en que en ese último mes muchas actividades se pudieron retomar en el 85% del país fuera de las grandes ciudades 

"Tal vez el hallazgo más drástico de estas encuestas es la utilización de recortes y congelamientos de salarios. Simultáneamente, las organizaciones han utilizado tanto despidos permanentes como medidas temporales (por ejemplo, permisos de ausencia) para reducir su capacidad de personal, muchas de las cuales están respaldadas por la intervención del Estado en los países de operación de los participantes", concluyen desde la consultora.

"También se ha informado que los bonos se han reducido considerablemente, considerando los resultados comerciales previstos para este año, aunque todavía hay incertidumbre en cuanto a la magnitud de la reducción en varios sectores", añadieron de acuerdo al informe que recibió iProfesional.

Según el relevamiento de Korn Ferry, viajes, comercio minorista, transporte, petróleo, y gas, construcción y bienes de consumo duradero son los sectores que esperan o ya experimentan el mayor impacto negativo en su operación.

En tanto, las empresas de los sectores de salud, seguros, productos de consumo masivo, servicios públicos, telecomunicaciones y sector público, esperan un impacto menos grave como saldo de la pandemia.

El impacto de la pandemia en los sueldos

Cada vez más empresas recortan salarios o congelan aumentos de sueldo
Cada vez más empresas recortan salarios o congelan aumentos de sueldo

Con más organizaciones que toman medidas sobre el costo de la mano de obra y la gestión de las recompensas, la percepción de la gravedad del impacto se ha vuelto más negativa.

Los más afectados por las reducciones en la compensación son los empleados de manufactura, contacto directo con cliente, analistas y auxiliares. "Los ejecutivos generalmente son los más afectados por las reducciones de la compensación", aclaran desde Korn Ferry.

Los recortes salariales son la acción más consistente en todos los grupos de empleados, seguidos por el congelamiento de los salarios.

La proporción de las organizaciones que aplican recortes salariales aumentó del 1% al 8% en abril y subió actualmente al 17% desde la última encuesta.

La buena noticia en este caso es que solo otro 6% está considerando tomar el mismo camino, mientras que en el restante 77% de las compañías no se están considerando recortes salariales como parte de las medidas para recuperar liquidez dentro de la crisis. 

En las empresas donde ha habido recortes de salarios, éstos fueron desde 15% en el caso de los gerentes y 16% en los de ejecutivos y supervisores, hasta 21% en el caso de empleados en directo contacto con el cliente y del 26% para los de producción y manufactura. En estos últimos casos vale la pena mencionar que hubo acuerdos sectoriales impulsados por la Confederación General del Trabajo con Unión Industrial Argentina y la Cámara Argentina de Comercio respecto a la remuneración de empleados imposibilitados de cumplir tareas durante el tiempo que duró el aislamiento social, preventivo y obligatorio.  

Por otra parte, el porcentaje de organizaciones que están implementando un congelamiento de aumentos salariales también ha aumentado, pasando del 11% al 16%, con otro 16% extra aun considerando tomar esta medida. Pero el 68% de las firmas consultadas en mayo descartaron hacerlo. 

El 23% de los participantes aplicaron o están considerando la posibilidad de hacer pagos temporales adicionales por asistir al trabajo.

Adaptación de la fuerza laboral

El 81% piensa que una fuerza de trabajo más virtual será una gran
El 81% piensa que una fuerza de trabajo más virtual será una gran "herencia" de la pandemia

El estudio de Korn Ferry relevó que la gran mayoría de las organizaciones prevén cambios profundos en las prácticas de gestión de la fuerza de trabajo en el futuro, incluida una gestión de costos más disciplinada, una fuerza de trabajo más virtual y mejor comunicación con los empleados.

Aproximadamente el 81% de los participantes continuarán operando más virtualmente una vez que la crisis haya terminado

Retrasar las nuevas contrataciones se ha convertido en la acción de reclutamiento más frecuente desde nuestra primera encuesta en marzo, aumentando del 53% al 57%.

El 44% de las organizaciones han aplicado o están considerando la posibilidad de reducir las horas extraordinarias.

Y un 20% de los participantes realizaron o están analizando la posibilidad de realizar despidos de personal permanente, un porcentaje que fue variando durante los más de tres meses de aislamiento social, preventivo y obligatorio. Además, las organizaciones informaron de una reducción del 14% de la fuerza de trabajo permanente.

Los cuatro principales ajustes que se han aplicado son el aumento de las medidas de seguridad, el trabajo voluntario desde el hogar, el distanciamiento social y el aumento de la disponibilidad de la tecnología.

En general estas medidas son consistentes en toda la fuerza de trabajo, salvo por la mayor prevalencia del trabajo desde el hogar y el horario flexible para el personal de la oficina.

El ajuste de la estrategia general de compensación a la nueva realidad y la revisión de la gestión de la actuación profesional serán las principales esferas de atención de las organizaciones en el futuro.

Como consecuencia, las organizaciones ven la necesidad de ajustar el diseño de los Incentivos de corto plazo (STI), la arquitectura del trabajo y los enfoques de la evaluación comparativa.

Enterate lo último sobre economía digital, startups, fintech, innovación corporativa y blockchain. CLICK AQUÍ