Negocios

La fabricante local de pinturas Tersuave compró a su rival Colorín

15-01-2018 La operación se cerró en algo más de u$s3,3 millones. Ahora, los dueños de Tersuave serán también propietarios del 90% de Colorín, mientras que el 10% restante cotiza en bolsa. La venta incluye la deuda que Colorín tiene con el holding español
Por Andrés Sanguinetti
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+
Tras haber atravesado un proceso de crisis financiera, con cierre temporal de plantas y despido de personal a mitad del año pasado, la fabricante de pinturas Colorín pasa ahora a manos de una empresa rival como es Tersuave. La operación acaba de ser informada a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires por los hasta ahora dueños de Colorín, el grupo español Cromology.

Según el comunicado, la sociedad compradora es Disal, controlante de Tersuave, que abonará algo más de u$s3,3 millones por el 90% de las acciones de la tradicional marca de pinturas local. Es decir, por 13,03 millones de acciones que están en poder de Cromology S.A.S y Cromology S.L. 

La transacción también incluye la compra de la deuda financiera que actualmente posee Colorín que en su mayor parte fue contraída por préstamos de su accionista controlante, es decir Cromology. Hasta fines del año pasado, la sociedad mantenía un pasivo por emisión de Obligaciones Negociables (ON) de $64 millones, producto de sucesivos acuerdos y renegociaciones con sus acreedores. También adeudaba otros $6 millones. 

En este marco, y para obtener fondos que le permitan seguir operando, la casa matriz ubicada en Francia acordó un proceso sucesivas prórrogas de los vencimientos de las ON, que la obligó a acumular un monto impago de cerca de $58 millones de capital y otros $24 millones de intereses. Incluso, antes de cerrar la venta a Tersuave, el grupo francés resolvió realizar un último aporte irrevocable de capital para la futura suscripción de acciones por $49 millones. Esto fue el resultado de la decisión de su directorio que comunicó su intención de efectuar dicho aporte con sus acreencias, cuyos vencimientos operarán todos el próximo 31 de enero.

Las deudas corresponden a la totalidad del monto del capital de tres préstamos financieros del 23 de noviembre, 20 de diciembre y 29 de diciembre de 2017 que, en conjunto, ascendían a un total de 1.8 millones de euros. A esto se suman los montos por las series I y II de ON por $ 6,3 millones más intereses por $1,9 millones.

Colorín fue constituida el 24 de febrero de 1945 y es una de las empresas líderes en el negocio de la fabricación y venta de pinturas y productos afines en Argentina. En 2006 su grupo propietario BI Argentina S.A. Biarsa, transfirió de la totalidad de las acciones a Materis Paints España S.L que en la actualidad opera bajo la denominación social de Cromology S.A.S. Colorín posee una planta en la localidad bonaerense de Munro y otra en San Luis. 

En el caso de Tersuave, es controlada por el grupo cordobés Disal. Tiene casi 60 años en el mercado y desde el 2015 viene encarando un plan de expansión en el cual incluye la compra de Colorín. Su sede está en pleno barrio Los Boulevares de la capital cordobesa y su facturación llega a los $1000 millones anuales.  Ambas marcas compiten en un mercado en el cual operan varias multinacionales como Alba y Sherwin Williams, además de la local Sinteplast. Posee cinco centros de distribución en Men doza y Tucumán, Córdoba, Rosario y Buenos Aires.

SECCIÓN Negocios
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR