Negocios

Angelici está que "trina": por la venta irregular de tierras, la Justicia frenó el proyecto del estadio-shopping de Boca

09-02-2018 Un fallo de la jueza Paola Cabezas Cescato declaró inconstitucional el traspaso de las 3 hectáreas en Casa Amarilla que el xeneize adquirió el año pasado de Corporación Buenos Aires Sur. En enero, el club valló terrenos y estableció un perímetro de seguridad con personal de empresas privadas
Por Patricio Eleisegui
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

La suerte no le sonríe a Daniel Angelici, mandamás de Boca Juniors, en su intento por avanzar con la construcción de un estadio-shopping que, de llegar a construirse, retirará a la mítica Bombonera de Buenos Aires de la ceremonia futbolera.

Un fallo de la jueza Paola Cabezas Cescato emitido en las últimas horas declaró inconstitucional el traspaso de las 3 hectáreas en Casa Amarilla que el xeneize adquirió el año pasado de Corporación Buenos Aires Sur. La sentencia desactiva por completo la toma de posición de los predios que el club inició en las últimas semanas.

En concreto, el pronunciamiento de la magistrada del juzgado 11 restablece la cautelar que Boca Juniors logró tirar abajo en diciembre último. Según la Justicia, la compra de los lotes es una operación ilegal en tanto la transferencia de tierras se cerró sin previa aprobación de la Legislatura porteña.

Ocurre que, aunque el control de los lotes correspondía a la mencionada Corporación Buenos Aires Sur, los predios pertenecen al Estado y cualquier posibilidad de venta debe discutirse en el Legislativo.

Boca Juniors acordó pagar por las hectáreas en Casa Amarilla algo más de $180 millones aunque, vale decirlo, hasta el momento apenas si abonó una cuota de $9 millones por la compra en cuestión. Al club se le otorgó un régimen especial de pagos a efectuar en el término de una década.

Las irregularidades en torno al destino de los terrenos surgen en tanto hasta hace menos de cinco años dicha superficie dependía del Instituto de la Vivienda (IVC).

En su traspaso (a la mencionada Corporación Buenos Aires Sur) quedó establecido que el predio no puede ser utilizado sino para ofrecer alternativas habitacionales o inherentes a la salud y la educación. Es decir, excluye la posibilidad de impulsar un estadio.

Conocedores de esta limitación, los equipos técnicos que asesoran a Angelici delinearon a lo largo de 2015 -en la previa a la última elección del club xeneize- una propuesta que contempla la construcción de un polideportivo para, de esa forma, tratar de quedarse con el predio.

Sin embargo, la verdadera intención de este avance fue reconocida por el propio dirigente en tiempos de campaña, que no era ni más ni menos que la de construir un nuevo estadio con capacidad para 80.000 espectadores sentados.

Ante esto, organizaciones como el Observatorio del Derecho a la Ciudad y las mismas asambleas barriales impulsaron una serie de denuncias contra funcionarios públicos alegando que la venta no fue más que una entrega ilegal de esa superficie.

El movimiento derivó en una cautelar vigente a partir del segundo semestre de 2017 que, lobby mediante, Angelici hizo caer en el último mes del año pasado.

La decisión de Cabezas Cescato vuelve a desactivar el, tal vez, proyecto más ambicioso de un dirigente que pretende otro destino para la Bombonera.

Alcance de la traba
Desde el Observatorio del Derecho explicaron a iProfesional que la disposición devuelve la situación al estadio previo a la anulación de diciembre.

Según indicaron desde la organización, la quita de la cautelar establecida en el último mes de 2017 permitió a Boca Juniors iniciar los primeros movimientos de toma de posesión de los predios.

En enero, precisaron las fuentes, el club inició el vallado de los terrenos y estableció un perímetro de seguridad con personal de empresas privadas.

"Desde Boca incluso llegaron a desplazar a una cooperativa de trabajadores. Por fortuna, al finalizar la feria, se pudo restablecer la medida cautelar de la mano del fallo de las últimas horas. La principal ilegalidad pasa por el modo en que se hizo la venta. Se trata de terrenos públicos que Corporación Buenos Aires Sur vendió como propios. En realidad la operación es de la Ciudad con Boca. Por ende, debió haber pasado por la Legislatura. Eso no ocurrió", explicó a iProfesional Jonatan Baldiviezo, referente del Observatorio.

El letrado explicó que, en tanto Corporación Buenos Aires Sur es una sociedad del Estado, no tiene idoneidad ni competencia para vender superficies de la Ciudad sin autorización de los legisladores porteños.

"Existe una ilegalidad adicional y consiste en que esos terrenos, por ley, tienen como destino final la concreción de parques públicos. Deben volverse espacios verdes según la normativa 2240, que hace años fijó la emergencia ambiental y urbanística para el barrio de La Boca. Por ley vigente, la zona debe tener como destino el desarrollo de un sitio público de esparcimiento. Veremos cómo opera la Ciudad a partir de este fallo", añadió.

Baldiviezo explicó que la sentencia suspende todas las actividades en los predios y deja a Boca Juniors fuera de la posición de propietario de los terrenos. Igualmente, el experto dio por sentado que el club buscará promover la medida.

"A Boca los terrenos le interesan más por la posibilidad de operar un shopping que por desarrollar un gran estadio nuevo. Aún con la disponibilidad de las tierras, al club le quedaba hacerse con la rezonificación del área. Pero, teniendo el PRO una mayoría implacable en la Legislatura, todo estaba hecho para que el club se salga con la suya. Este fallo cambia todo el escenario para Angelici", concluyó.

Una vista de la zona que pretende el titular del equipo de la Ribera:

Idea xeneize
En la hoja de ruta fijada por Boca Juniors, vigente desde que se cerró la compra de los terrenos a Corporación Buenos Aires Sur, el plan de acciones pautadas por Angelici y su equipo también contempla:

-Adaptar la actual "Bombonera" para que sea techada y reutilizada para eventos deportivos y culturales. La idea es que pueda albergar a unos 38.000 espectadores sentados.

-Revitalizar turísticamente el barrio de La Boca, San Telmo y Barracas.

-Brindar soluciones a los inconvenientes urbanísticos actuales suscitados a raíz de las barreras arquitectónicas que constituyen las vías del ferrocarril.

- El proyecto integral (nuevo Estadio + Bombonera) constituiría el conjunto edilicio de uso público más importante de la Ciudad de los últimos 100 años.

-De este modo, se generarían más de 2.500 puestos de trabajo, directos o indirectos.

La iniciativa que motoriza el presidente de Boca fija el desarrollo de un nuevo estadio que implicará desembolsos por hasta 250 millones de dólares.

Quienes respaldan el plan de Angelici señalan que lo que no se tiene en cuenta es cómo la nueva cancha mejorará la situación económica y atraerá mayores inversiones al barrio en general.

El club se endeudaría con un grupo inversor de Malasia para construir la cancha, además de un shopping y restaurantes. La alternativa de adquirir los terrenos que circundan a la actual Bombonera fue totalmente descartada por el oficialismo boquense.

SECCIÓN Negocios
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR