Politica

Conflicto gremial en el horizonte: docentes bonaerenses advierten que no aceptarán un aumento salarial del 15%

26-01-2018 El secretario general del Sindicato Único de Trabajadores de la Educación (SUTEBA), Roberto Baradel, rechazó enfáticamente este viernes que la paritaria del sector pueda cerrarse en esos valores por entender que ese número es "irrisorio" y representa "un ensañamiento con los trabajadores"
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

El secretario general del Sindicato Único de Trabajadores de la Educación (SUTEBA), Roberto Baradel, rechazó enfáticamente este viernes que la paritaria del sector pueda cerrarse con un aumento salarial del 15%, por entender que ese número es "irrisorio" y representa "un ensañamiento con los trabajadores".

Según trascendió, el Gobierno bonaerense propondrá a los maestros un ajuste salarial de ese tenor, sin cláusula gatillo y en cuatro cuotas.

"Las consultoras privadas, que avalan la política económica del Gobierno, plantean que la inflación de este año va a ser de 19%. Otras hablan de un 23% ó 25%. Si el ofrecimiento fuera del 15%, sería que hay un ensañamiento con los trabajadores", enfatizó Baradel, en declaraciones a radio Provincia de Buenos Aires.

A su criterio, un incremento del 15% es "algo irrisorio", porque significaría "un sueldo a la baja, con pérdida del poder adquisitivo, algo que sería "rechazado de plano" por el SUTEBA.

El sindicalista comentó que "en el salario inicial, un aumento como el planteado sería de poco más de $500".

Por último, Baradel reclamó al Ejecutivo provincial que convoque "cuanto antes" a la paritaria docente, para "dar más tiempo a la negociación".

"Pero parece que han elegido dilatar los tiempos", se quejó el líder del SUTEBA.

El Gobierno nacional hizo público que desea que las paritarias se cierren en torno al 15% pero desde los diversos sectores gremiales ya advirtieron que no aceptarán ese tope. 

Sin paritaria nacional
La relación entre el Gobierno y los docentes están en pie de guerra desde que la Casa Rosada decidió anula la paritaria nacional en el sector.

La secretaria general de la Confederación de Trabajadores de la Educación (CTERA) Sonia Alesso, advirtió días atrás que el Gobierno violó el convenio colectivo de trabajo al introducir cambios en las negociaciones salariales con los docentes.

"Esto es la violación de nuestro convenio colectivo de trabajo. No saben cómo explicar este mamarracho jurídico", se quejó la sindicalista.

Por decreto, el Poder Ejecutivo le quitó representatividad a CTERA para negociar los salarios.

En declaraciones radiales, Alesso sostuvo que "los países serios tienen paritarias y respetan los convenios colectivos".

"No van a conseguir que CTERA abandone la lucha. Nosotros tenemos una historia peleando, hemos llevado adelante luchas ejemplares", enfatizó.

Y añadió: "Ya no saben cómo bastardear la representación de los trabajadores. Si no existe una paritaria nacional como dice el ministro (Alejandro Finocchiaro), ¿por qué se hace un decreto para derogarla?".

Reclamo a la Corte
El secretario general de la Unión Docentes Argentinos (UDA), Sergio Romero, confirmó esta semana que ese gremio apelará el fallo judicial que rechazó el reclamo de una paritaria nacional docente y advirtió que, "si es necesario", acudirán a la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

"Apelaremos la medida y, si es necesario, llegaremos a la Corte Suprema de Justicia porque entendemos que la República Argentina debe tener convenciones colectivas para el sector docente", remarcó el dirigente gremial.

El miércoles, el Juzgado de Primera Instancia de Trabajo N°60 falló en contra de la Unión de Docentes Argentinos (UDA) por el amparo presentado frente al decreto del Poder Ejecutivo Nacional, publicado el 17 de enero pasado en el Boletín Oficial. 

Se trata de una norma que estableció que la discusión entre el Gobierno y los gremios docentes a nivel nacional se circunscribirá, a partir de este año, a cuestiones no salariales y que, en lo que atañe a la discusión paritaria, dejó formalizado el piso del 20 por ciento por encima del salario, mínimo, vital y móvil para que, a partir de ese valor, se rijan las negociaciones entre las provincias y las entidades sindicales a nivel local. 

Además, el decreto igualó la representación de los gremios docentes nacionales en el espacio de debate estipulado por la Ley de Financiamiento Educativo, con la participación del Ministerio de Educación de la Nación, para acordar, año a año, "un convenio marco" en torno a condiciones laborales, calendario educativo y carrera docente, entre otros aspectos. 

En su pedido de una medida cautelar que frene la implementación de lo establecido por el Poder Ejecutivo, la UDA había planteado que el contenido del Decreto 52/2018 es "antisindical". 

En este marco, Romero volvió a defender la paritaria nacional docente por entender que "intenta igualar el salario en todo el país para llegar a la meta de que a igual trabajo, igual remuneración".

"Es un derecho humano discutir entre empleador y representantes de los trabajadores, entre otras cosas, el salario", planteó el titular de UDA en relación a la decisión del Gobierno de dejar afuera la cuestión salarial de la discusión con los gremios docentes a nivel nacional.

Por otra parte, Romero cuestionó a los jueces que dictaminaron en contra del amparo: "El juez que dictamine en contra del derecho de discutir entre empleadores y representantes de los trabajadores, no prestigia su lugar", afirmó.

SECCIÓN Politica