NUEVO DISEÑO
NUEVO DISEÑO

Economía

Carrefour: hay acuerdo por retiros voluntarios pero la empresa ahora pone más condiciones para firmar

Carrefour en crisis: hay acuerdo por retiros voluntarios pero la empresa pone más condiciones

El plan de reorganización empresaria fue conversado en el Ministerio de Trabajo. Incluiría indemnizaciones extra a cambio de que no haya despidos


Por Juan Manuel Barca
11.04.2018 23.00hs Economía

Carrefour avanzó este miércoles en las negociaciones para implementar un programa de achique. Se trata de la apertura de 1.000 retiros voluntarios y el pago de indemnizaciones extra a cambio de que no haya despidos, como pretendí­a inicialmente la cadena francesa.

El plan de reorganización empresaria fue conversado durante una nueva reunión en la sede de Alem 650 del Ministerio de Trabajo, de la que participaron funcionarios, representantes de la empresa y los abogados del sindicato de comercio, que lidera Armando Cavalieri.

"Las conversaciones están avanzadas. Se evalúan retiros voluntarios y si tienen que cerrar locales alquilados, el personal va a parar a otras sucursales", señaló a iProfesional el vocero de la Federación de Empleados de Comercio (Faecys).

El encuentro fue encabezado por el secretario de Trabajo, Horacio Pitrau, el director de Relaciones del Trabajo, Adolfo Zamudio, y la directora de Asociaciones Sindicales, Karina Palacios.

La cartera laboral informó en un comunicado que "se están sumando esfuerzos y explorando alternativas para lograr resguardar los puestos de trabajo y al mismo tiempo buscando una solución integral que garantice la sustentabilidad de la empresa".

Pero todaví­a no hay un acuerdo cerrado, por lo que las negociaciones continuarán este viernes a las 11 en una nueva audiencia en el Ministerio de Trabajo.

Sucede que la empresa exige ciertas condiciones para darle un cierre al Proceso Preventivo de Crisis (PPC) abierto el jueves pasado. Entre otras cosas, todaví­a no está claro qué sucederá si los empleados se rehúsan a aceptar los retiros voluntarios.

Por otra parte, la nueva gerencia encabezada por Rami Baithié busca reducir los adicionales y empalmar los salarios de sus 19.000 empleados con los de convenio, que son inferiores a los que paga la cadena.

En su lista de requisitos figurarí­an además facilidades para aliviar su situación económica, que se vio afectada por la caí­da del consumo, la presión tributaria y la suba de tarifas.

"Lo que está pasando es que la empresa dice de avanzar, pero van a firmar una vez que se apruebe todo lo que están planteando en el procedimiento de crisis", dijo una fuente que participó de las negociaciones.

Detrás de la discusión sobre el carácter de la crisis se esconde una puja más de fondo que excede a la firma de los "precios corajudos" y abarca a todo el sector supermercadista.

Se trata de la renovada presión de las cámaras de la actividad para avanzar en su agenda de reclamos, con eje en el impuesto a los ingresos brutos y las cargas laborales, a cambio de que no haya una ola de despidos en un rubro que se autopercibe como uno de los "perdedores" del modelo de Mauricio Macri.

Las grandes cadenas hablan de una "tormenta perfecta" para referirse a una combinación de menor rentabilidad, mayor presión impositiva y cambios en los hábitos de consumo, en los que el canal mayorista y los formatos de proximidad desplazaron a las grandes superficies.

Previo a la reunión, tanto el gremio como los delegados de Carrefour se mostraron confiados en que se iba a cerrar este mismo miércoles un acuerdo. Sin embargo, con el pasar de las horas, los sindicalistas se mostraron más cautos.

Por el lado sindical, estuvieron los abogados Alberto Tomassone y Jorge Barbieri, mientras que la empresa estuvo representada por el director de Recursos Humanos, Leonardo Scarone; el de Relaciones Laborales, Diego González; y los abogados Ariel Emanuel Cocorullo y Francisco Banegas Lynch.

Otro de los puntos de discusión es la documentación requerida por el PPC. La firma entregó el lunes voluminosos balances que demostrarí­an las pérdidas registradas que gatillaron su reestructuración en la Argentina, donde cuenta con 600 locales.

Los ejecutivos formalizaron este miércoles sus pretensiones para resolver el conflicto. Pero el gremio le exige que presente números suplementarios.

Te puede interesar
Zoom Recomendadas