Impuestos

La Argentina tiene los impuestos al trabajo más altos de América Latina

05-01-2017 Según la OCDE, la carga tributaria alcanza el 34,6% de lo que paga el empleador, cuando el promedio de América Latina y el Caribe es de 21,7%. El ministro de Hacienda afirmó que es una de las preocupaciones del Gobierno         
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

Un estudio de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos) reveló que la Argentina tiene la carga impositiva más alta sobre el trabajo formal, que alcanza el 34,6% del salario, cuando el promedio para América Latina y el Caribe es de 21,7 por ciento.

Los impuestos al trabajo en nuestro país superan la carga impositiva de Brasil (32,2%), Uruguay (30,5%) y Colombia (30%), también muy por encima del promedio. Chile (22,6%) y México (19,9%) están en un nivel intermedio, mientras que en Perú (17,5%) o Venezuela(17,4%) la carga laboral es relativamente baja.

El ministro de Hacienda Nicolás Dujovne declaró que "los aportes patronales que deben hacerse al Estado por cada trabajador son altos con respecto a los niveles que se registran en el resto del mundo y explican, en parte, por qué la Argentina tiene hoy 35% de empleo negro".

El análisis de la OCDE excluye el Impuesto a las Ganancias que aplica la Argentina a los salarios, pero tiene en cuenta las contribuciones a la seguridad social por parte del trabajador y del empleador.

La dificultad de generar empleos formales en la Argentina está relacionada con la fuerte carga impositiva y el Gobierno no es indiferente a esta situación. Dujovne reconoció que "los impuestos al trabajo frenan la creación de empleo", así como "el impuesto a los ingresos brutos, que se cobra en cascada y afecta a toda la actividad productiva y que recaudan las provincias".

"Estamos estudiando la posibilidad de reducir esos impuestos. En el tema de reducción estamos viendo el IVA y el impuesto al cheque, que son impuestos que también afectan la actividad productiva; en particular el primero, que tiene un valor muy alto en relación a lo que recauda", apuntó Dujovne.

Un estudio del IERAL de la Fundación Mediterránea detalló que en los últimos 15 años entre las contribuciones a la seguridad social, Ganancias, Ingresos Brutos, retenciones y el Impuesto al Cheque, explicaron alrededor de una suba de 12 puntos del PBI en la presión tributaria argentina.

Dujovne evaluó que en la actualidad el empleador paga más impuestos que en 1996, cuando se dispuso una reducción de estos gravámenes para incentivar el trabajo formal, en momentos en que el desempleo superaba el 15% de la población activa. "El presidente Macri nos pidió reducirlos para aumentar el nivel de empleo y en eso estamos. Me preocupa mucho el impacto que tienen los impuestos al trabajo. Los ingresos de los que trabajan en el sector informal de la economía son la mitad de los que lo hacen en el sector formal".

El ministro de Hacienda planteó como "objetivo importantísimo" una "reforma tributaria integral que incorpore más trabajadores al sistema formal, por motivos de equidad y de aumentar la base de recaudación impositiva".

El economista Félix Piacentini, de NOANomics, dijo que la Argentina tiene "las cargas laborales más altas de Latinoamérica y esto obviamente influye sobre el elevadísimo nivel de empleo en negro que tiene la Argentina y que afecta en promedio a un tercio de su población". En ese sentido, lo consideró el mayor obstáculo para la creación de empleo formal, como se detecta en muchas provincias.

La AFIP informó el lunes que los aportes personales y las contribuciones patronales explicaron un poco más de un cuarto de la recaudación del año pasado. Entre ambos sumaron en torno a $535.000 millones, de los $2,07 billones de ingresos tributarios que hubo en 2016.

SECCIÓN Impuestos
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR