Impuestos
Ya es oficial: comercios, profesionales y monotributistas deberán aceptar los pagos con débito
23-02-2017 De acuerdo a un esquema escalonado, basado en la facturación anual y en la actividad desarrollada, los negocios, prestadores de servicio y pequeños contribuyentes, estarán obligados entre fines de abril y fin de año a instalar el posnet. Acceda al texto completo de la norma
Por Hernán Gilardo
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

Todos los comercios, profesionales, centros de salud, culturales o de entretenimiento tendrán que cumplir con la obligación de aceptar tarjeta de débito para sus operaciones, en un proceso que comenzará en abril y culminará en diciembre, anunció la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP).

El titular de la dependencia oficial, Alberto Abad, afirmó que esta medida “busca cumplir con la ley y permitirá hacer efectivo los beneficios de descuentos para jubiladospensionados y beneficiarios de planes sociales que paguen a través de tarjeta de débito”.

Además, con esta medida, “buscamos hacer más transparente la economía, y ampliar la base de contribuyentes, para reducir la carga impositiva”, agregó el funcionario. 

En el marco de una rueda de prensa que tuvo lugar en la sede del organismo, Abad señaló que previo a la puesta en marcha de la medida se dialogó con todas las cámaras empresarias, como CAME, CAC y supermercados chinos, para llegar a un acuerdo y aplicar esta Ley que data del 2001.

La nueva obligación se oficializó a través de la resolución general 3997 publicada este jueves en el Boletín Oficial:

Cómo es el cronograma
La resolución da cuenta del siguiente cronograma:

-A partir del 30 de abril próximo, todos los comercios, mayoristas o minoristas, hoteles y restaurantes, con ingresos mayores o iguales a $4 millones facturados en el período fiscal 2015 deberán contar con el sistema posnet para facturar sus operaciones con tarjeta de débito.

-Quienes hayan facturado entre $1 y $4 millones, lo deberán hacer a partir de mayo.

-En tanto que aquellos comercios y establecimientos que registraron montos menores, lo tendrán que hacer a partir del 30 de junio.

En paralelo, para los profesionales, centros de salud, de culturadeportes y de entretenimientos, regirá el siguiente cronograma:

-Tendrán que usar el sistema posnet a partir del 31 de julio en los casos que la facturación haya superado los $4 millones en el período fiscal 2015.

-En tanto, a partir del 31 de agosto comenzará a correr el plazo para quienes facturaron entre $1 y $4 millones. 

-Finalmente, el 30 de septiembre para los que facturaron menos de $1 millón.

El resto de los contribuyentes, siempre con la escala de ingresos antedicha, deberán utilizar el sistema posnet a partir del 31 de octubre, 30 de noviembre, y 31 de diciembre, respectivamente.

También deberán utilizar posnet de manera obligatoria los monotributistas productores de bienes y venta de productos, con categorías desde la F y hasta la K inclusive a partir del 31 de diciembre, y desde las categorías A hasta la E a partir del 31 de marzo del año próximo.


La medida se enmarca en un plan para aumentar la bancarización.


Medidas de aliento
Para alentar la difusión de este sistema, la AFIP determinó que: 

-Los monotributistas que instalen el posnet para cobrar con tarjeta de débito no tendrán costo por el alquiler del dispositivo por 2 años.

-Los inscriptos en el IVA que instalen el posnet para cobrar con tarjeta de débito tendrán bonificaciones en el costo por el alquiler del dispositivo, descuentos del 50% hasta por 6 meses, o gratuidad de hasta 2 años, según el proveedor del servicio. 

Además, la AFIP disminuye el 50% la retenciones del IVA y Ganancias en todas las operaciones con tarjeta de débito.

Del lado de los consumidores, el beneficio radica en la devolución del 15% por compras con débito, como es el caso de jubilados y pensionados nacionales que cobran el haber mínimo y beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo o por Embarazo. En total, son cerca de 8,3 millones de personas que se verán alcanzadas.

Los comercios tendrán la obligación de tener impreso un cartel indicando qué medios de pago acepta.

En tanto, los consumidores podrán denunciar a los locales y profesionales que no acepten el pago con tarjetas de débito.

Las sanciones van desde multas desde $300 hasta $30.000 y la clausura de 3 a 10 días –sólo aplicable en caso de hechos graves y reincidencia-.

La decisión de generalizar el esquema de bancarización de los pagos tiene un objetivo fiscal, por un lado, y de menor uso de dinero físico por el otro.

El año pasado, la facturación por ventas con tarjetas de débito creció un 48%, según un informe elaborado por Atacyc, la cámara que núclea a las principales empresas del sector.

Este incremento en términos nominales superó incluso el nivel de evolución de los precios del año pasado, que marcó un incremento del orden del 40%.

Además, de julio de 2016 al 31 de enero de 2017, bajo esta modalidad, se realizaron 24 millones de operaciones y se devolvieron $965 millones a dos millones de usuarios.

SECCIÓN Impuestos