Finanzas

El dólar minorista cayó hasta los $22,28 tras conocerse las nuevas medidas del BCRA

04-05-2018 La cotización cayó casi 5% en la plaza mayorista tras las diversas medidas oficiales, como la suba de tasa hasta el 40% y la limitación de divisas en poder de los bancos. Allí se negoció a $21,80, frente a los $23 del cierre del jueves, con un 18% menos de volumen. Los futuros a fin de mayo bajan 6%
Por Mariano Jaimovich - Ruben Ramallo
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

El Gobierno se puso al frente de la tormenta a la que se vio expuesta en la City para frenar de lleno el fuerte incremento en el precio del dólar de los últimos días.

Luego de la conferencia de prensa del Ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, y de la serie de medidas adoptadas por el Banco Central (como la suba de tasas al 40% y la limitación de la cantidad de divisas en poder de las entidades), en el mercado se "aquietaron" las aguas y el precio del dólar perdió, prácticamente, gran parte de lo que ganó en la rueda anterior.

De hecho, el volumen total operado en la plaza se desplomó 18% para alcanzar un nivel muy cercano al de una jornada normal: u$s799 millones.

Y además, después de siete ruedas consecutivas de participación activa, la entidad monetaria conducida por Federico Sturzenegger no intervino con ventas de divisas en la plaza cambiaria.

En consecuencia, en la plaza cambiaria el precio en el segmento mayorista mostró una caída del 5%, frente al cierre anterior de $23, y se ubicó este viernes en los $21,80.

Igual finalizó arriba de los $21,20 que alcanzó el miércoles pasado, y en toda esta breve semana el tipo de cambio tuvo un incremento de 6,5%, es decir, un aumento de $1,26.

Y en todo el 2018 acumula un aumento de 17,2%, muy por encima de los cerca de 9% que suma la inflación en el primer cuatrimestre del año.

En cuanto al mercado minorista, inicialmente fue notoria la marcada dispersión de las cotizaciones, pero con el avance de la rueda se observó cierta convergencia en los precios de las distintas entidades.

El valor promedio de venta de las entidades fue $22,28, según el relevamiento que realiza el BCRA en la City porteña, lo que marcó un descenso de 71 centavos.

En el Banco Nación la pizarra marcó un retroceso de $1,1 al público, ya que el billete verde cerró a $21,40 para la compra y $22,20 para la venta.

Desde el lado de los privados, el precio máximo tocó los $22,40, como fue el caso del ICBC y Santander, seguido por los $22,35 del Galicia.

Respecto al euro, la cotización promedio de la moneda europea en las ventanillas de los bancos fue de 27 pesos

En cuanto al dólar blue, en la plaza marginal aumentó 15 centavos para posicionarse a $21,70, más cerca del promedio minorista oficial.

Por su parte en el mercado secundario de las Lebac, para la del vencimiento más corto, a 12 días la tasa se ubicó en el 35%, luego de haber rozado prácticamente el 50%, y la de 103 días quedó al 33% anual.

Igualmente, las medidas oficiales incentivaron en los inversores locales la compra de estas Letras en pesos, ya que se operó un equivalente en pesos de u$s485 millones, el mayor nivel desde el pasado 11 de abril.

Asimismo, en el mercado de dinero entre bancos el "call money" se negoció a un promedio del 31% anual.

"Se terminó la corrida", sentenció el economista financiero Federico Furiase, ante una pregunta de iProfesional.

En el Mercado de Futuros y Opciones del Rofex se operaron u$s813 millones, de los cuales más del 50% se negoció para mayo a $22,38 con una tasa de 35,7% anual. Los plazos en promedio bajaron más de $1,5, acompañando la baja del contado (spot).

El período más extenso negociado fue septiembre a $24,51.

Cabe recordar que antes de la apertura de los mercados, el Consejo de Política Monetaria del Banco Central de la República Argentina y su Directorio decidieron una serie de medidas, entre las que se destaca aumentar la tasa de política monetaria en 675 puntos a 40%.

Asimismo, se amplió el ancho del corredor de tasas. Las tasas a 7 días se ubicarán en 47% para el pase activo y 33% para el pase pasivo. Las tasas a un día se ubican en 57% para el pase activo y 28% para el pasivo.

Adicionalmente, con vigencia a partir del 7 de mayo de 2018 la posición global neta positiva de moneda extranjera de las entidades financieras computada en saldos diarios al tipo de cambio de referencia no podrá superar el 10% de la responsabilidad patrimonial computable o los recursos propios líquidos, ambos del mes anterior al que corresponda, lo que sea menor.

A manera de referencia, a fines de marzo de este año, el conjunto de las entidades bancarias contaban en sus balances con una posición neta del orden de los u$s3.000 millones.  

Si estaban en el máximo permitido, es decir, en el 30% de la Responsabilidad Patrimonial Computable, entre hoy y el lunes deberían vender u$s1.800 millones  aproximadamente para adaptarse a la nueva política del BCRA de 10% de límite de tenencia de dólares, afirman los analistas de Allaria Ledesma.

Al mismo tiempo, el Central aclaró que podrá seguir interviniendo en el mercado de contado del dólar mayorista y en el mercado a término.

En opinión de los analistas consultados por iProfesional, de este conjunto de medidas, "lo más trascendente y con mayor impacto es la baja en el límite de tenencia en dólares, no la suba de tasa".

"Con eso hoy obliga a los bancos a vender y después ya quedan limitados a no fogonear la demanda. Es clave. La tasa es un incentivo a vender, lo otro es una imposición", agregan.

Sobre este punto, y en opinión del analista Gustavo Quintana, "los cambios en las normas sobre posición global neta de los bancos dispuesta por BCRA, más las otras medidas tomadas, generaron una baja importante del dólar mayorista".

Por su parte, Nery Persichini, economista y Gerente de Inversiones de GMA Capital, consideró que el Central "está aplicando un torniquete en las condiciones de liquidez del sistema". 

"A los bancos les va a prestar al 57% a un día y al 47% a 7 días. En paralelo, los obliga a desprenderse de dólares por regulación. Muchas entidades deberán vender moneda extranjera para fondearse", agregó.

Con estas medidas, por primera vez desde que se precipitó la crisis cambiaria que llevó la cotización del dólar a $23, el Gobierno se puso por delante de los acontecimientos.

A su vez, el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, determinó un mayor ajuste de las cuentas públicas, al anunciar que este año la meta de déficit fiscal primario será de 2,7% del PIB, medio punto por debajo del horizonte que existía hasta ahora.

Durante la conferencia mañanera, Dujovne anunció el sobrecumplimiento de la meta fiscal, que derivaría en un ahorro adicional de u$s3.200 millones para el Estado. El ministro, además, habló de un recorte de unos $30.000 millones en la obra pública (gastos de capital, mencionó el ministro).

Al respecto, Fausto Spotorno, economista de la consultora Orlando Ferreres y Asociados, afirmó que: "Una suba del dólar tiende a pegar en algunos costos locales como el transporte, la energía, y eso se traslada de alguna forma a la inflación", y pronosticó una inflación mayor al 23% para este año.

La conclusión la brinda un informe de Economía & Regiones: "Las actuales medidas del BCRA sólo estabilizan momentáneamente al paciente, pero no lo curan".-

SECCIÓN Finanzas
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR