Economía

Por tasas y tarifas, temen el cierre de un símbolo de la industria de alfajores

16-05-2018 Se trata de La Estancia El Rosario, en Córdoba. La empresa paga los salarios en cuota a raíz del encarecimiento del financiamiento y los aumentos en las boletas. Los trabajadores piden ayuda a las autoridades provinciales para evitar la quiebra
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

La fábrica de alfajores Estancia  El Rosario, en Córdoba, pasa por sus últimos momentos camino a su cierre definitivo y en la puerta de sus instalacioneslos trabajadores mantienen una protesta para defender su fuente de trabajo.

Los empleados se declararon en estado de asamblea permanente y con pancartas asoman las posturas contrarias a la desaparición de un símbolo de la industria alimenticia destinada al turismo que visitaba la provincia de Córdoba, ubicada a pocos kilómetros de la ciudad de La Cumbre.

Desde hace años la fábrica enfrenta dificultades económicas, que ahora se agravaron con la fuerte subas de tasas de interés y el incremento de las tarifas. Esa combinación redujo su capacidad de financiamiento y elevó sus costos a niveles siderales.

Asímismo, la firma se atrasó en el pago de salarios y aportes previsionales. Sin embargo, desde el Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación (Stia) niegan que haya despidos en el establecimiento, donde trabajan 40 empleados.

"Tenemos los problemas como cualquier Pyme y eso genera malestar, porque no se puede vivir cobrando los sueldos a cuentagotas", dijo Carmelo Heredia, integrante de la comisión directiva del gremio. 

A raíz de la situación, el sindicato inició gestiones con el Gobierno de Córdoba. El delegado señaló que están "sufriendo las consecuencias" que "repercuten en el hogar", aunque junto a los empleados apuestan a que la compañía se recupere y pueda continuar abierta. Pero no descartó tomar medidas de fuerza.

"Si esto se cierra, el sindicato se va a movilizar como corresponde para salvar las fuentes de trabajo, porque la empresa es un ícono turístico a nivel provincial", advirtió. "Hoy no está cerrada y las autoridades locales provinciales están al tanto y necesitamos que nos tiren un cable", añaidó.

Desde la empresa infomaron que el dinero que ingresa se lo reinvierte en materia prima, se paga salarios y se adelantan deudas previsionales. La fábrica es conocida por su caja de alfajores de dulce de leche o frutas, envueltos en el papel que identifica a la firma, radicada en La Cumbre desde 1924. 


SECCIÓN Economía
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR