Comex

El peso se devaluó más que el real brasileño y el déficit comercial se achicó 30% en mayo

01-06-2018 La mayor competitividad cambiaria generó una caída de las importaciones. Las exportaciones también bajaron, afectadas por la huelga en el país vecino
Por Juan Diego Wasilevsky
Recibí nuestro newsletter diario SUSCRIBIRME
A-
A+

El reacomodamiento de las principales variables de la economía argentina provocaron una mayor depreciación del peso frente al real brasileño, lo que se tradujo en un achicamiento del déficit comercial con el país vecino durante el mes de mayo. 

Según datos oficiales, la balanza comercial bilateral entre ambas economías arrojó un resultado desfavorable de u$s450 millones. 

El dato a destacar es que esto implicó una contracción interanual del orden del 29%, algo que no sucedía desde julio de 2016. 

Si bien las exportaciones de productos nacionales cayeron casi 13%, las importaciones argentinas desde el país vecino tuvieron una peor perfomance, con un desplome del 19%. 

"La reducción de las importaciones es consecuencia directa de las turbulencias cambiarias que se iniciaron a fines de abril y continuaron en mayo. Dado que la cotización del peso respecto del dólar se depreció más que el real, nuestro tipo de cambio real bilateral se depreció 8% en mayo en términos interanuales, ganando competitividad externa", indicó un reporte de Ecolatina. 

No obstante, señalaron que dicha reducción del déficit no vino por mayores exportaciones a Brasil, "sino que se explicó por la fuerte contracción de las importaciones provenientes de nuestro principal socio comercial". 

A la hora de indagar sobre las causas que llevaron a una caída de las ventas al país vecino, desde la consultora Abeceb apuntaron contra la huelga de diez días convocada por los camioneros de ese país debido al aumento del precio del combustible, que terminó impactando en el comercio bilateral y perjudicando a las empresas argentinas. 

En mayo, las exportaciones hacia el mercado vecino totalizaron u$s794 millones, "lo que implicó la interrupción del repunte que se había evidenciado desde inicios de año", indicaron desde Abeceb. 

"La huelga se ha hecho sentir en el dinamismo de la economía brasileña. Vuelos cancelados, supermercados desabastecidos y cortes en las principales carreteras del país dan cuenta de la magnitud de la protesta. En el caso del intercambio comercial, el desabastecimiento producto de la medida de fuerza en el transporte terrestre tuvo efectos nocivos sobre las importaciones y exportaciones brasileñas, al Mercosur en particular", señalaron desde Abeceb. 

Según los expertos, el despacho de productos nacionales hacia Brasil mostró un comportamiento peor al compararse con el resto del Mercosur.

"Esto se explicó principalmente por la interrupción de los flujos comerciales entre las empresas automotrices y autopartistas brasileñas con sus contrapartes argentinas, particularmente a las que venían operando con bajos stocks", agregaron. 

Desde Abeceb señalaron que a pesar de los magros resultados de las exportaciones argentinas en mayo, "este dinamismo no opacó el comportamiento acumulado".

En la comparación de enero-mayo de 2018 versus el mismo lapso de 2017, los despachos nacionales al país vecino muestran un incremento del 9,5%.

De cara a lo que resta del año, desde Ecolatina plantearon que "la reducción del déficit bilateral registrada en mayo se mantendría en los próximos meses, revirtiendo el incremento del rojo acumulado en el primer cuatrimestre del año".

La expectativa es que "el rojo del intercambio de bienes puede ser incluso menor al registrado en 2017, cuando se alcanzaron los u$s8.100 millones".

SECCIÓN Comex
NOTAS RELACIONADAS
TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR