NUEVO DISEÑO
NUEVO DISEÑO

Finanzas

"Flotación plena": con pocas operaciones, el dólar minorista escaló más de lo previsto y cerró en los $26,44

"Flotación plena": con pocas operaciones, el dólar minorista escaló más de lo previsto y cerró en los $26,44

El billete estadounidense se despertó sobre el final de la rueda y terminó trepando 49 centavos. El mayorista se ubicó a $26, una suba del 2,8 por ciento

Por Mariano Jaimovich
11.06.2018 16.00hs Finanzas

La comunicación del Banco Central que se dejará flotar al dólar, en el anuncio del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) del jueves pasado, se corroboró en la práctica en el inicio de la semana.

Este lunes la divisa estadounidense tuvo una nueva tónica alcista y escaló 2,7%, en una plaza signada por el bajo volumen operado (cayó 22% respecto al viernes) y la ausencia en la intervención de los bancos oficiales. 

En una abrupta suba registrada al final de la jornada, el billete minorista se ubicó 49 centavos por encima del valor previo, a $26,44 promedio, según el relevamiento oficial del BCRA realizado entre las entidades de la City.

El valor máximo encontrado en los bancos fue de $26,80 (Galicia), seguido por los $26,75 del ICBC, mientras que las referencias mí­nimas fueron de $26,25 de Santander y Supervielle.

Por el lado del Banco Nación, el dólar cotizó con un incremento de 70 centavos para ubicarse a $25,50 para la compra y $26,50 para la venta. Esta entidad suele poner el piso a las cotizaciones, por lo que en las entidades privadas la cotización suele ser más alta.

Desde la plaza informal, el blue subió 30 centavos, acompañando al spot, para ubicarse en $26,10. Es decir, quedó 34 centavos por debajo del promedio minorista oficial. 

Durante este lunes, el mayorista también sufrió un alza al posicionarse en los $26,04, lo que implicó una suba del 2,7% en el dí­a, por toma de coberturas en divisas tras el acuerdo alcanzado la semana pasada entre Argentina y el FMI, por un crédito de u$s50.000 millones para calmar a los mercados tras recientes turbulencias, a cambio de acelerar la reducción del déficit fiscal.

"La oferta no se vio en todo el dí­a, motivo por el cual comenzó a subir el tipo de cambio lentamente, hasta que, faltando media hora, y ante el temor de los bancos de no poder cubrir la demanda de la divisa, se disparó subiendo abruptamente hasta alcanzar la insólita cifra no esperada de $26,20", resumió el operador Fernando Izzo de ABC Cambios.

Es decir, el peso mayorista marcó un valor máximo histórico durante la jornada de 26,20 unidades por dólar en la última parte de la sesión. Por lo que llegó a trepar cerca de 90 centavos respecto al viernes, hecho que se pensaba en el mercado que iba a incitar a que las entidades oficiales salgan a intervenir a calmar la escalada, pero al final no ocurrió.

"El mercado se recalentó en los últimos minutos sin negocios importantes y sin intervención de bancos oficiales", dijo un operador.

Y agregó que "en un mercado chico reducido, con pocas transacciones, una operación sola puede marcar tendencia en el precio".

El volumen total operado fue de u$s528 millones, lo que significó una baja de 22% respecto al monto negociado el viernes pasado.

Según analistas, en los últimos dí­as el campo aumentó la cantidad de dólares vendidos en el mercado, pero aun no llega a ser un nivel satisfactorio para la City.

Esto se debe a que la exportación cerealera liquidó la semana pasada más de u$s528 millones, un promedio diario de u$s106 millones, transformándose en la mejor semana del año en liquidación de divisas.

Además de recibir en lo inmediato u$s15.000 millones de parte del FMI, que representa al 30% del total del préstamo obtenido, el Gobierno obtuvo un refuerzo importante a la financiación de su programa económico con nuevas lí­neas de crédito de rápido desembolso adicionales a los programas existentes por un total de u$s5.650 millones acordados con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el Banco Mundial (BM) y CAF-Banco de Desarrollo de América Latina, a desembolsarse durante los próximos 12 meses.

"El mercado cambiario puede ser algo más errático en el contexto de flotación, pero los 25 pesos por dólar están cerca de un nivel de equilibrio", dijo el economista Jorge Vasconcelos de la Fundación Mediterránea.

Hasta el momento el Banco Central tiene como instrumento principal de su polí­tica monetaria colocar la tasa de interés en pesos en un nivel elevado para desincentivar la compra de billetes estadounidenses.

De hecho, en el mercado secundario de Lebac se operó en el plazo de 10 y 37 dí­as al 40% y a 163 dí­as al 38% anual, por un volumen total en todos los perí­odos por un equivalente en pesos de u$s153 millones.
  
En la plaza de futuros del Rofex se operaron u$s737 millones, de los cuales más del 70% se pactó entre junio y agosto con precios a $26,40 y $27,62, respectivamente, con tasas del 29,6% y 28% anual.

En general, los futuros subieron más de 40 centavos promedio, acompañando la suba final del spot.

Para fin de año se negoció el tipo de cambio a $30,52, un incremento de 2,3% respecto al valor convalidado por las operaciones del viernes, lo que implica que para los inversores se espera que en todo 2018 ascienda 64 por ciento.

Según el último Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) realizado por el Banco Central entre diversos economistas nacionales y del exterior, los analistas proyectan que a fines de año el tipo de cambio se ubicará en $27,4.

Te puede interesar
Zoom Recomendadas